Los sanitarios mantienen sus protestas y la Junta acepta negociar para calmar los ánimos
  1. España
  2. Andalucía
EN EL PEOR PICO EN ANDALUCÍA

Los sanitarios mantienen sus protestas y la Junta acepta negociar para calmar los ánimos

El consejero Aguirre pide disculpas y acepta cambiar la orden que anula derechos laborales mientras los sindicatos denuncian 'el ordeno y mando' tras ocho meses de entrega "al 200%"

placeholder Foto: Sanitarios de Urgencias del Hospital Universitario Reina Sofía, de Córdoba. (EFE)
Sanitarios de Urgencias del Hospital Universitario Reina Sofía, de Córdoba. (EFE)

Este jueves, los profesionales sanitarios saldrán a las puertas de hospitales y centros de salud de Andalucía para protestar por la última orden del Servicio Andaluz de Salud (SAS), que aprobada sin negociación suspende la mayoría de los derechos laborales del personal para atender una situación de emergencia extrema por el covid. Están a la espera de una llamada de la Consejería de Salud que abra la negociación después de que su titular, Jesús Aguirre, haya abierto la posibilidad de rectificar o modificar esta nueva normativa que ha incendiado a un personal que afronta la mayor presión hospitalaria registrada por la pandemia en Andalucía.

Andalucía anuncia el cierre de los comercios no esenciales a partir de las seis de la tarde

Los sindicatos que se sientan en la mesa sectorial, CCOO, el sindicato de enfermería Satse, el Sindicato Médico de Andalucía (SMA), CSIF y UGT, mantienen su calendario de protestas martes y jueves por lo que consideran “un ataque directo a los derechos de 120.000 trabajadores del sistema sanitario público”. Saben que no tiene margen para movilizaciones ni huelgas e insisten en que no van "a poner en peligro ninguna vida", pero quiere visibilizar su indignación por lo que consideran “un atropello” a una plantilla exhausta por el covid y que lleva ocho meses dándolo todo, transmiten los representantes sindicales. "Sabemos perfectamente cuáles son las circunstancias y aceptamos un nuevo marco pero con esa arrogancia y sin ni siquiera comunicarlo previamente, no". Es el mensaje en el que insisten todos los representantes de los trabajadores, que lamentan además que no se hayan adoptado medidas ni reforzados las plantillas como era necesario en los últimos cinco meses.

A la espera de una reunión

Están a la espera de una rectificación de la Consejería de Salud y de la convocatoria de una reunión. De momento "no hay sustancial más allá de las declaraciones del consejero", apuntan desde el Sindicato Médico. El domingo, después de anunciarse las mayores restricciones en Andalucía tras el parón total de la actividad el pasado marzo, el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía (BOJA) publicó una orden que deja en manos de los gerentes de los hospitales la posibilidad de suspender de forma unilateral vacaciones, descansos, traslados, excedencias o reducciones de jornada de la plantilla. Se permite también contratar a estudiantes en el último grado o personal sanitario fuera de las bolsas de empleo y mover a los profesionales independientemente de su especialidad. Además, mientras se autorizan las contrataciones a dedo, se paraliza la toma de posesión de aquellas personas que habían sacado una plaza en el SAS y esperan para incorporarse a trabajar.

Foto: Hospital Virgen del Rocío de Sevilla. (EFE)

Sólo después de su publicación, que prevé una situación de colapso y prepara a la sanidad pública para hacer frente a una situación de máxima tensión, se informó a los representantes de los trabajadores y al día siguiente se les sentó en una mesa sectorial de la que se levantaron sin ningún tipo de rectificación. La calificaron de “paripé”. Un día después el consejero de Salud salió, tras la habitual reunión del Consejo de Gobierno, a tratar de calmar ánimos y se abrió a negociar.

UCI saturadas

Este enfrentamiento ocurre cuando los hospitales andaluces vuelven a un nuevo incremento de su presión asistencial por el coronavirus. El martes se sumaron 143 ingresados más en 24 horas hasta los 3.478, 460 se encuentran en una unidad de cuidados intensivos (UCI), por encima del pico máximo del pasado 30 de marzo.

De forma unánime todos los sindicatos en la mesa sectorial, CCOO, Satse, SMA, CSIF y UGT, han acordado emprender medidas conjuntas por ese plan “impuesto de forma unilateral” que creen que “representa el mayor ataque de la historia reciente contra los derechos consolidados del personal de instituciones sanitarias”. Condenanla falta de sensibilidad de la Consejería de Salud hacia un colectivo que lleva ocho meses trabajando al 200%, dándolo todo para recibir un tratamiento indigno por parte de los dirigentes políticos en el Gobierno de la Junta de Andalucía”, según señalaron en una nota conjunta. “Se han pasado de los aplausos y los monumentos, a que los profesionales no tengan derecho a cuidar de sus familiares, de no poder descansar entre turno y turno, de tener que depender del capricho de un gerente para poder disfrutar de sus días de vacaciones, de tener que hacer funciones que no son propias de su profesión, de poder ser destinados dónde y cuándo quieran ellos, además de contar con poder para contratar a dedo a quienes deseen”, lamentan.

"Pasamos de los aplausos y los monumentos a que los profesionales no tengan derecho a cuidar de sus familiares y no poder descansar"

Los sanitarios transmiten que entienden las necesidades de reordenar los recursos ante la situación de saturación en los hospitales, pero lamentan el “ordeno y mando”. “Los profesionales tienen que cuidar a la ciudadanía, pero también tienen derecho a velar por su salud y cuidar de los suyos”, señalan.

Las organizaciones sindicales se movilizarán todos los martes y jueves en centros hospitalarios y de Atención Primaria de toda Andalucía hasta que no se produzca la derogación de dicha orden. Este jueves será la primera concentración en centros de Atención Primaria, denunciando además la saturación y el colapso de estos meses. Barajan además acudir a los tribunales.

Foto: Hospital Virgen del Rocío de Sevilla. (EFE)

“Queremos que quede sin efecto esta sarta de insultos que, en forma de orden, están recibiendo los que hace poco eran los héroes y que la Consejería de Salud ahora quiere convertirlos en esclavos”, señalaron los sindicatos en un comunicado conjunto.

Orden del Ministerio

El consejero de Salud aseguró que esta orden se enmarca dentro de una resolución del Ministerio de Sanidad que permite a las comunidades reordenar sus recursos de forma extraordinaria e insistió en que prevé un escenario de máximos al que desean no tener que llegar. Ahora la Junta asegura que quiere que los sindicatos sean “copartícipes de la toma de decisiones” que afectan a todos los trabajadores y convocará reuniones para decidir si hay "que hacer alguna modificación o algún cambio desde el punto de vista de la orden", de manera que se haría "una corrección de errores a nivel de la orden, sin ningún problema". Aguirre informó de que en este momento hay 1.188 trabajadores sanitarios de baja por coronavirus.

La orden, aprobada sin consultar con la mesa sectorial, describe una situación límite en el sistema sanitario andaluz, habla de una “enorme presión”. “La capacidad de nuestro sistema sanitario empieza a estar seriamente comprometida”, señala para justificar la adopción de “medidas urgentes de carácter extraordinario ante una situación crítica”.

Sindicatos Ministerio de Sanidad Sanidad pública Pandemia Coronavirus Juanma Moreno
El redactor recomienda