INDEMNIZACIONES DEL PARLAMENTO

Teresa Rodríguez pide devolver 8.600 euros de dietas durante su baja maternal

La líder de Podemos Andalucía confía en llegar a un acuerdo con Iglesias para independizar a su federación y niega que vayan a presentar listas propias en caso de elecciones generales

Foto: Teresa Rodríguez. (EFE)
Teresa Rodríguez. (EFE)

La diputada de Adelante Andalucía, Teresa Rodríguez, retoma su actividad política tras seis meses de baja por maternidad y con el anuncio de que solicitará al Parlamento andaluz la devolución de un total de 8.640 euros que ha percibido durante el tiempo que no ha ido a trabajar. Agita así la líder de Podemos el debate sobre las dietas que cobran los diputados andaluces, que supuestamente deben ir destinadas a pagar desplazamiento y alojamiento los días de pleno pero que se perciben incluso cuando no hay actividad parlamentaria, los meses inhábiles de enero y agosto, o cuando sus señorías, como es el caso de Rodríguez, están de baja.

“Son sobresueldos en B que recibimos los diputados”, denunció la diputada por Cádiz, “incluso cuando la Cámara está cerrada” y sin que se soliciten nunca “facturas de hotel o del transporte”. El grupo parlamentario de Podemos en Andalucía ha solicitado en varias ocasiones en el pleno que se dejen de cobrar estas dietas sin justificación pero, hasta ahora, ha encontrado las críticas del resto de grupos políticos, que acusan a la formación morada de agitar un debate “populista” y defienden esos pagos en concepto de "indemnizaciones".

Ya antes de que Podemos llegara a la Cámara autonómica, el partido UPYD registró, en 2014, una carta a sus 109 señorías para pedirles que devolvieran las dietas que percibieron ese mes de agosto y que, en función de la distancia de la provincia de origen con la sede del Parlamento, se mueven entre los 200 y 500 euros por sesión plenaria. Las nóminas publicadas en la página web de la Cámara autonómica recogen para Rodríguez una retribución mensual de 2.683 euros netos, salvo en el mes de junio, cuando se añade una “extra básica” que suma 4.883 euros.

Los diputados de Podemos tienen el compromiso de no cobrar por encima de las asignaciones que tuvieran en sus respectivos puestos de trabajo, por lo que Rodríguez debe publicar en la web de su formación de forma periódica las cantidades a las que renuncia, al equiparar el sueldo al de profesora de instituto, y el destino que da su partido a esas asignaciones.

Juicio por acoso

Rodríguez vuelve a la primera línea política y ocupará su escaño durante la próxima sesión plenaria, el miércoles, aunque el jueves, en que hay sesión de control al presidente de la Junta, se ausentará para acudir al juicio contra el empresario al que denunció por acoso.

Los hechos se remontan a diciembre de 2016, cuando el empresario Manuel Muñoz Medina se abalanzó sobre ella “con un empujón” y le tapó la boca para simular un beso, según narró la líder de Podemos Andalucía. La Fiscalía pide un año y nueve meses contra el empresario por atentado a la autoridad y contra la integridad moral. El empresario, que entonces era vocal de la Cámara de Comercio de Sevilla, alegó que había bebido y era una “broma” que ella debía comprender por ser de Cádiz. Ocurrió durante un ágape por las fiestas navideñas de esa institución económica.

“Mi afán es que cosas como esas no pasen como una broma, que la sociedad entera sepa que agredir a las mujeres es delito y que esta persona no vuelva a reincidir en esa actitud con otras mujeres, que a diferencia de mí no tengan la posibilidad de denunciarlo en los tribunales”, dejó claro Rodríguez en sus declaraciones a los periodistas.

Cierre de filas con Iglesias

La líder de Adelante Andalucía regresa tras su maternidad a un escenario político crítico, con la amenaza de nuevas elecciones generales y una conferencia política de su formación andaluza en octubre donde pedirán, de nuevo, a la dirección estatal de Pablo Iglesias, autonomía frente a Madrid.

Aunque Podemos Andalucía ha discrepado públicamente de la posición de Iglesias, defendiendo un acuerdo programático con el PSOE de Pedro Sánchez pero sin entrar en el Consejo de Ministros, ahora Rodríguez evita las discrepancias y cierra filas con la dirección estatal. Ella ya criticó públicamente la consulta a la militancia sobre la entrada en un posible Gobierno progresista y dejó claro que no iba a participar en esa votación. “Nuestra opinión desde Andalucía es una opinión distinta, con matices diferentes, pero eso no es un drama. No dirigimos nosotros la organización a nivel estatal ni queremos usurpar su papel”, señaló rebajando la crispación de julio.

“Es una enorme irresponsabilidad de Sánchez no haber sido capaz y no haber trabajado con mucho más esfuerzo este verano para formar gobierno y que evite esa realidad de un Gobierno de derechas en España”, señaló Rodríguez cargando las culpas en el presidente en funciones.

También descartó, como ya ha hecho Iglesias, la posibilidad de dar un apoyo gratis total a Sánchez para que sea presidente, lo que el PSOE ya ha dicho que rechazaría y que lo colocaría en una difícil emboscada política.

El peligro de la abstención

“El único cambio que puede haber es que ocurra como en Andalucía y la abstención dé el Gobierno a la derecha y la ultraderecha de este país”, advirtió sobre el riesgo de unas nuevas elecciones. La líder de Adelante Andalucía expresó la “profunda desconfianza hacia la dirigencia del PSOE por su enorme capacidad para defraudar” y consideró que en la oferta programática que los socialistas han puesto sobre la mesa “no hay absolutamente nada a lo que podamos agarrarnos”. “¿Por qué vamos a humillar a 3,7 millones de votantes que han depositado su apoyo en nosotros?”, se preguntó, asegurando que las declaraciones de Carmen Calvo y Pedro Sánchez demuestran que “no quieren llegar a un acuerdo”.

Podemos Andalucía celebrará en octubre una conferencia política y este martes hará públicos los 40 documentos de debate que han pasado ya el primer corte interno. “Tenemos que pensarnos con calma, debatirnos con calma”, señaló Rodríguez. La última vez que compareció, recordó, fue tras las andaluzas de diciembre y entonces se mostró crítica con los resultados obtenidos por Adelante Andalucía. Seis meses después, tras las generales de abril y las municipales de mayo, donde los resultados de Unidas Podemos estuvieron por debajo de la media andaluza, Rodríguez proclamó que “Adelante Andalucía tiene mucho futuro” y sacó pecho por la alcaldía de Cádiz, que ostenta José María González.

Lo que sí dejó claro Rodríguez es que los pasos que dé Podemos Andalucía para desvincularse de la dirección nacional y ganar autonomía, como fuerza federada bajo el nombre de Adelante Andalucía, no supondrán que haya unas listas a las elecciones generales, si se repiten, distintas de las que apruebe la cúpula de Iglesias. “Tendrá que darse un acuerdo en paralelo, no va a pasar en Andalucía lo que ha pasado en Madrid. Es lamentable que, tal y como están las cosas, discurramos con dos listas en paralelo. Si hay elecciones veremos, no hemos empezado a hablar sobre este asunto”, concluyó.

Andalucía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
17 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios