Es noticia
Menú
Las Navidades empujan las ventas de los test de antígenos, pero no te fíes de los negativos
  1. España
POR LAS CELEBRACIONES DE NAVIDAD

Las Navidades empujan las ventas de los test de antígenos, pero no te fíes de los negativos

Los especialistas recuerdan que los resultados pueden ser erróneos en personas con baja carga vírica o sin síntomas. "No te puedes quedar tranquilo", apuntan

Foto: Un test de antígenos covid muestra un resultado negativo. (Reuters)
Un test de antígenos covid muestra un resultado negativo. (Reuters)

Más de tres millones de test de antígenos vendieron las farmacias españolas entre el pasado julio y agosto. La demanda se multiplicó una vez que Sanidad permitió la venta de estas pruebas sin receta médica y los contagios crecían al calor de la quinta ola. Y ahora, en plena temporada de comidas y cenas con los amigos y compañeros de trabajo, y con las fiestas de Navidad a la vuelta de la esquina, las adquisiciones vuelven a crecer después de un otoño tranquilo. El sector todavía no tiene cerradas las cifras de noviembre y de estos primeros días de diciembre, pero la percepción entre los farmacéuticos es la de otra oleada de ventas. De hecho, en algunas boticas de Guipúzcoa, uno de los epicentros de la pandemia en estos momentos, con una incidencia acumulada de 1.244 casos por cada 100.000 habitantes, empieza a ser complicado hacerse con uno de estos kits. La utilidad de las pruebas en determinados supuestos es indiscutible, pero los especialistas advierten: cuidado con los falsos negativos.

"Los test de antígenos son muy específicos para detectar un positivo, pero no así para los negativos", explica Estíbaliz Goienetxea, directora técnica del Colegio Oficial de Farmacéuticos de Guipúzcoa. Y ahí radica una de las críticas que los reacios a este tipo de pruebas suelen esgrimir: que dan una falsa sensación de seguridad. La especialista detalla que "con un negativo no te puedes quedar tranquilo. El resultado puede depender del día en el que te hayas hecho la prueba, en cómo te la hayas hecho…". Y en una idea similar insiste Daniel Fernández Font, del Consejero General de Colegios Farmacéuticos: "Aunque ningún test es fiable al 100%, estas pruebas se deben realizar durante los 7 primeros días desde la infección o en los 5 primeros días desde la aparición de síntomas, cuando la carga viral está en su punto más álgido. Hay que tener en cuenta la posibilidad de obtener resultados falsos positivos. También pueden aparecer falsos negativos, especialmente en caso de realizar la prueba sin tener síntomas o cuando la carga viral es baja".

Foto: Un chico se hace un test rápido de antígenos en Praga. (Reuters)

Tener claro esta premisa resulta crucial en un momento en el que el 90% de la población diana española cuenta con la pauta completa de vacunación. Los sueros, aunque reducen la posibilidad de infección, no la previenen por completo. La falsa sensación de seguridad también se ha asociado al megabrote registrado entre los trabajadores de la UCI del Hospital Regional Universitario de Málaga. Unos 170 profesionales participaron en una comida de Navidad y aunque todos se sometieron a un test de antígenos antes del evento, el último balance apunta a 86 infectados entre asistentes y familiares. Las vacunas propician un mayor volumen de asintomáticos que tal vez no detecten los test de autodiagnóstico.

Además, la irrupción de ómicron y los datos disponibles hasta ahora sobre la nueva variante apuntan a un desarrollo de la enfermedad leve. Según un informe del Consejo de Investigaciones Médicas de Sudáfrica, la mayoría de pacientes hospitalizados con la variante en un centro de Pretoria habían recalado en el hospital por otros motivos y solo se descubrió que estaban infectados cuando se sometieron a una prueba rutinaria, como se detalla en esta información publicada por El Confidencial.

¿Otro 'boom' como el del verano?

"Se está notando claramente un incremento de las ventas e incluso un cierto desabastecimiento. En primer lugar, la gente está comprando los test por el aumento de casos que está registrando Guipúzcoa. Hay muchos contagios, sobre todo en niños de 6 a 11 años, y el rastreo va muy lento. Y también de cara a las fiestas", concede Goienetxea. Desde el Consejo General de Colegios Farmacéuticos también prevén una subida. "Es muy posible que vuelva a aumentar esa demanda de test de cara a estas fiestas", aunque todavía es muy pronto para asegurar si superará el boom del verano. Entre julio y agosto, las farmacias despacharon 3,4 millones de pruebas autodiagnósticas e ingresaron 37,9 millones de euros, según datos de la consultora IQVIA. Sin embargo, en septiembre y octubre, con la propagación de contagios bajo control, las cifras cayeron a la mitad.

"¿A quién se lo recomiendo? Si vas a tener un contacto con una persona de riesgo, con mayores, es bueno hacerse un test, pero insisto, con un resultado negativo no te puedes quedar tranquilo, por lo que tienes que seguir cumpliendo con las medidas de prevención. Es decir, estar el mayor tiempo posible con mascarilla, mantener las distancias y si es en un espacio cerrado, que esté ventilado", apunta Goienetxea.

Por su parte, Fernández Font remarca que los test siempre deben hacerse siguiendo las instrucciones del fabricante y nunca debe olvidarse que "son pruebas orientativas". Así, en caso de dar positivo, el paciente debe "autoaislarse y contactar con los servicios sanitarios de cada comunidad para recibir indicaciones". De hecho, la estrategia del Ministerio para la detección precoz apunta que "los resultados positivos en estas pruebas se considerarán casos sospechosos que deberán confirmarse en un centro sanitario", donde habitualmente se realizan PCR, capaces de detectar la presencia del virus aunque todavía no se haya desarrollado síntomas, y por tanto, con una mayor fiabilidad.

La notificación de los casos

Precisamente, desde que el Gobierno central autorizase la venta sin receta de estos test a finales de julio, muchas regiones han desarrollado protocolos o herramientas para que los ciudadanos puedan notificar los positivos detectados a los servicios de salud. En Galicia, si la prueba se realiza en una farmacia, los mismos especialistas solicitan una PCR para el paciente, y si se hace en casa, se ha habilitado un número de teléfono específico para pedir ese segundo test. Un procedimiento similar sigue el País Vasco, que cuenta con un formulario web específico para estos casos.

En Navarra, los test también se pueden realizar en los establecimientos y estos, siempre y cuando la persona dé su consentimiento, son los encargados de notificar los resultados positivos al servicio de salud. Castilla y León tiene un apartado específico en su App para registrar estos casos, y Cataluña cuenta con una red de farmacias en las que un oficial hace la prueba y vuelca la información correspondiente en el perfil digital sanitario del paciente.

Foto: Las autoridades madrileñas han decidido iniciar un Plan COVID19 de cara a la Navidad. (EFE)

Madrid deriva los casos positivos a la red de atención primaria para la elaboración de una prueba diagnóstica oficial. Desde mediados del verano, 28.810 test de antígenos se han confirmado a través de este sistema, según detallan fuentes de la Consejería de Sanidad a El Confidencial. La región, por cierto, entregará un test gratuito a cada madrileño. Es una de las medidas previstas en la estrategia para la prevención de contagios en estas fechas de reuniones y encuentros sociales. Además, la propia presidenta, Isabel Díaz Ayuso, hizo un llamamiento para que las empresas realizasen a sus empleados este tipo de pruebas antes de las cenas de Navidad.

Por su parte, Aragón permite a las farmacias la realización de pruebas para emitir certificados covid. Si el resultado es positivo se notifica al servicio de salud, pero si es negativo se tramita el documento. Desde que el pasado agosto se puso en marcha esta posibilidad, los establecimientos de la región han expedido 12.184 pases.

Más de tres millones de test de antígenos vendieron las farmacias españolas entre el pasado julio y agosto. La demanda se multiplicó una vez que Sanidad permitió la venta de estas pruebas sin receta médica y los contagios crecían al calor de la quinta ola. Y ahora, en plena temporada de comidas y cenas con los amigos y compañeros de trabajo, y con las fiestas de Navidad a la vuelta de la esquina, las adquisiciones vuelven a crecer después de un otoño tranquilo. El sector todavía no tiene cerradas las cifras de noviembre y de estos primeros días de diciembre, pero la percepción entre los farmacéuticos es la de otra oleada de ventas. De hecho, en algunas boticas de Guipúzcoa, uno de los epicentros de la pandemia en estos momentos, con una incidencia acumulada de 1.244 casos por cada 100.000 habitantes, empieza a ser complicado hacerse con uno de estos kits. La utilidad de las pruebas en determinados supuestos es indiscutible, pero los especialistas advierten: cuidado con los falsos negativos.

Vacuna Ministerio de Sanidad Isabel Díaz Ayuso Comunidades Autónomas Navidad Castilla y León
El redactor recomienda