El papa Francisco recibirá en audiencia este sábado en el Vaticano a Yolanda Díaz
  1. España
LA VICEPRESIDENTA EXHIBE AGENDA PROPIA

El papa Francisco recibirá en audiencia este sábado en el Vaticano a Yolanda Díaz

La cita se agendó hace varias semanas y se ha esperado para anunciarla apenas 48 antes de que se produzca. En el encuentro se prevén abordar cuestiones relacionadas con las crisis del coronavirus o los derechos humanos

Foto: El Papa recibe a Pedro Sánchez y Begoña Gómez en El Vaticano, en octubre del pasado año.
El Papa recibe a Pedro Sánchez y Begoña Gómez en El Vaticano, en octubre del pasado año.

El Papa Francisco recibirá a la vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz. La audiencia se producirá el próximo sábado en el Vaticano, según ha adelantado 'La Sexta' y ha confirmado este diario de fuentes cercanas a Díaz. En el encuentro se prevén abordar cuestiones relacionadas con las crisis del coronavirus, la creciente desigualdad o los derechos humanos. La cita se agendó hace varias semanas y se ha esperado para anunciarla apenas 48 antes de que se produzca.

La vicepresidenta segunda y líder del sector de Unidas Podemos en el Gobierno de coalición exhibe con este encuentro una agenda propia. El Pontífice recibió en octubre del pasado año al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, quien acudió acompañado únicamente por su esposa Begoña Gómez. Entonces, desplegó una mirada social destacando que la tarea de los gobernantes debe pasar por "hacer progresar el país, consolidar la nación y construir la patria".

Foto: Héctor Illueca, vicepresidente segundo de la Generalitat, de Unidad Podemos.

La visita de Díaz al Vaticano coinciden con la solicitud del Gobierno de proponer a Isabel Celaá como la próxima embajadora de España ante el Vaticano. La exministra de Educación y Formación Profesional aspira a obtener el plácet diplomático para poder ejercer en el Vaticano y se encuentra a la espera de una respuesta. Celaá sustituiría en el cargo a la actual embajadora, María del Carmen de la Peña, que se encuentra en los últimos pasos de su carrera tras una dilatada trayectoria. Con la llegada de la socialista vasca, Moncloa aumenta el tinte político de su máxima representante ante la Santa Sede.

Yolanda Díaz comenzará a partir del próximo mes de enero el proceso de elaboración programática de su proyecto político. En una primera fase se recogerán las aportaciones de colectivos y profesionales de diferente índole. El objetivo pasa por dar un carácter transversal a esta plataforma, y la audiencia en el Vaticano no podría ser mejor carta de presentación.

La visita al Vaticano coinciden con la solicitud del Gobierno de proponer a Isabel Celaá como la próxima embajadora ante el Vaticano

El objetivo pasa por dar la batalla para diseñar un nuevo modelo de país. De ahí que se conciba a 10 años vista, de cara a poder desplegarlo en todos los terrenos en los que defienden que debe transformarse el país. Si bien se reconoce la ambición, también se justifica la necesidad de intentarlo. Primero, porque entienden que el PSOE no tiene un proyecto de país para la transformación y modernización, como sí pudo haberlo tenido en otras épocas pasadas, tras la Transición. Segundo, y derivado de este supuesto vacío, para aprovechar la ventana de oportunidad que abre el actual contexto keynesiano por la crisis del coronavirus, de paréntesis de la ortodoxia económica en la UE, para apostar por un profundo cambio de modelo social.

El carácter transversal del proyecto de Díaz, como expresaba el pasado jueves en una entrevista en Radio Cable con el periodista Fernando Berlín, ha sorprendido en el entorno de la izquierda tradicional, de la que proviene la vicepresidenta segunda. Y no para bien. "Yo no quiero estar a la izquierda del Partido Socialista​, le regalo al PSOE esa esquinita. Eso es algo muy pequeño y muy marginal. Yo creo que las políticas que despliego son transversales. Las instituciones, la sanidad pública, no son ni de derechas ni de izquierdas, son de la ciudadanía española", concluía en la mencionada entrevista.

Foto: La vicepresidenta segunda del Gobierno, Yolanda Díaz. (EFE/Zipi) Opinión

No se busca a los convencidos, sino a los que puedan empatizar o quieran aportar al margen de las siglas, ensanchando así la plataforma e integrando desde la diferencia. El camino pasa por dejar en un segundo plano las posiciones ideológicas para centrarse en la "resolución de los problemas". La argumentación de Díaz tiene mucho de reacción ante el ánimo de arrinconarla en la izquierda del tablero político, en el "espacio a la izquierda del PSOE", pero también visibiliza que ha madurado la idea de dar la batalla por crear un nuevo imaginario de país.

Vaticano LaSexta Coronavirus Yolanda Díaz
El redactor recomienda