Es noticia
La lista del PP y PSOE para presidir el CGPJ: Teso, Lucas, Ferrer, Marín y Polo
  1. España
Negociación

La lista del PP y PSOE para presidir el CGPJ: Teso, Lucas, Ferrer, Marín y Polo

Teso, que lleva desde el principio en las negociaciones, sigue siendo la favorita para sustituir a Lesmes. Socialistas y populares quieren dejar la votación del presidente en manos de los vocales

Foto: La magistrada Pilar Teso. (EFE/Mariscal)
La magistrada Pilar Teso. (EFE/Mariscal)
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

Oficialmente, las negociaciones entre el PP y el PSOE para la renovación del Consejo General del Poder Judicial están estancadas, pero en el ámbito de lo oficioso se reconoce que el pacto está casi rematado y que, una vez más, la demora estriba en encontrar el momento para hacerlo público. Nuevamente, populares y socialistas manejan el control de daños a sus propios intereses, y más después de la polémica renovación del Constitucional.

El acuerdo está tan avanzado que, según ha podido saber el Confidencial, la lista de candidatos para sustituir al presidente, Carlos Lesmes, está casi intacta desde los primeros tiempos de la negociación, cuando el interlocutor del popular Teodoro García Egea era el exjefe del gabinete de Sánchez Iván Redondo. En la relación de presidenciables que se han intercambiado los partidos siempre ha habido cuatro "fijos". Fuentes conocedoras de los pormenores de las deliberaciones para renovar el CGPJ confirman que el cuarteto favorito estaría compuesto por Pilar Teso, Pablo María Lucas, Ana Ferrer y Clara Martínez de Careaga. Asimismo, en los últimos tiempos, se ha incorporado a Susana Polo y Francisco Marín. En el 'ranking', Teso siempre ha sido la primera opción. Además de su preparación, pesa la voluntad de los partidos de que por primera vez una mujer ocupe el cargo.

Foto: Enrique Arnaldo, en una imagen reciente y con mascarilla. (EFE)

Teso ha sido propuesta por el PSOE y, pese a alguna reticencia inicial, en el PP se ve con "buenos ojos" a esta magistrada que llegó al Tribunal Supremo en 2008. Ingresó en la carrera judicial en 1985 y es especialista de lo contencioso-administrativo. La opinión de sus compañeros sobre ella es buena. Creen que tiene un “buen perfil y está en edad” a sus 61 años.

El segundo en la citada lista siempre ha sido Pablo María Lucas. Sus posibilidades estriban en que Teso rechace o no pueda ser la elegida. Lucas cuenta con un buen currículo y, como su compañera, es respetado dentro de la judicatura. Magistrado de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Supremo y juez de enlace del CNI, entró a esta quiniela de la mano de la exvicepresidenta Carmen Calvo, que siempre ha sido su valedora. El descenso político de su 'madrina' ha hecho que algunos se replanteen si colocar a alguien más “afín” al “nuevo PSOE”.

Foto: Baltasar Garzón. (Reuters/Barbancho) Opinión

Ana Ferrer es la tercera. Pese a que en 2014 se convirtió en la primera mujer en ser miembro de la Sala Segunda de lo Penal del TS, algunos consideran que no tiene la “personalidad” para sustituir a Lesmes. Colocada entre los 'progresistas', fue uno de los siete magistrados del juicio del 'procés'. Cierra el cuarteto la magistrada Clara Martínez, a la que su relación personal —es esposa del magistrado del Tribunal Constitucional, Cándido Conde-Pumpido— deja fuera de la ecuación pese a que tanto entre conservadores como progresistas tiene un importante reconocimiento por su solvencia.

De última hora es el 'fichaje' de Susana Polo y de su compañero del Supremo Francisco Marín. La magistrada progresista cuenta con el apoyo de destacadas figuras de la judicatura y su trayectoria es impecable. Ejerce en la actualidad en la Sala Segunda del Supremo. En cuanto a Francisco Marín, presidente de la Sala Primera (Civil) del alto tribunal, cuenta con la baza de la equidistancia. No pertenece a la asociación Juezas y Jueces para la Democracia sino a la Francisco de Vitoria y podría ser visto con buenos ojos por el PSOE.

Ni el secretario general del PP, Teodoro García Egea, ni el ministro de la Presidencia, Félix Bolaños, reconocerán la existencia de esta lista. Esta vez justifican que “se tienen que hacer las cosas bien”. Cuando se filtró en el pacto cerrado en 2018 que Manuel Marchena sería el número uno del CGPJ, aún no habían sido elegidos los vocales. Esto generó un fuerte malestar porque la Constitución establece que son los vocales propuestos los que 'designan' al presidente. Esta vez, este punto se cuidará de forma especial para dar una pátina de independencia a un proceso de renovación viciado por las guerras políticas. PP y PSOE harán llegar esta lista a los vocales, que serán los encargados de la fumata blanca con que se anunciará al máximo representante de la judicatura. Si la renovación se produce finalmente a finales de este año, Carlos Lesmes podrá optar a entrar al Tribunal Constitucional, donde en verano se producen cuatro nuevos relevos.

Oficialmente, las negociaciones entre el PP y el PSOE para la renovación del Consejo General del Poder Judicial están estancadas, pero en el ámbito de lo oficioso se reconoce que el pacto está casi rematado y que, una vez más, la demora estriba en encontrar el momento para hacerlo público. Nuevamente, populares y socialistas manejan el control de daños a sus propios intereses, y más después de la polémica renovación del Constitucional.

Tribunal Supremo Teodoro García Egea Manuel Marchena
El redactor recomienda