El juez pide a Asuntos Internos que rastree los contactos de Cospedal con Villarejo
  1. España
Operación Kitchen

El juez pide a Asuntos Internos que rastree los contactos de Cospedal con Villarejo

El juez quiere localizar todas las citas o conversaciones que este anotaba tanto con ella como con su marido, Ignacio López del Hierro

placeholder Foto: María Dolores de Cospedal. (EFE)
María Dolores de Cospedal. (EFE)

La pieza del caso Villarejo sobre el espionaje a Luis Bárcenas y a su entorno familiar continúa avanzando. A la espera de concretar una futura citación de la ex secretaria general del PP María Dolores de Cospedal, el instructor Manuel García-Castellón ha reclamado nuevas diligencias. Entre ellas, el juez ha pedido a la Unidad de Asuntos Internos que analice las agendas del comisario para localizar las citas o conversaciones que este anotaba tanto con ella como con su marido, Ignacio López del Hierro. El centro de atención de los investigadores es el año 2015, informan fuentes del caso.

El magistrado no solo quiere conocer los hipotéticos encuentros que mantuvieron. También ha solicitado que se cotejen estos con la actividad de la trama policial implicada en la conocida como operación Kitchen. El juez tiene pendiente revisar la petición realizada por la Fiscalía Anticorrupción de citarla como imputada junto al exministro Jorge Fernández Díaz, que precisamente se basaba en los contactos mantenidos.

Foto: María Dolores de Cospedal y su marido, Ignacio López del Hierro. (Getty)

Al menos uno de esos encuentros fue grabado. Cospedal se reunió con el comisario en su despacho en la sexta planta de Génova solo unos meses después de que estallara el caso Gürtel. La ex secretaria general cerró el encuentro con el policía utilizando como intermediario a su marido. Esta reunión —que difundió El Confidencial y fue adelantada por 'Moncloa.com'— se produjo concretamente el 21 de julio de 2009, cuando el entonces senador y tesorero del PP, Luis Bárcenas, ya había sido imputado provisionalmente por el Tribunal Supremo y las pesquisas de Gürtel amenazaban con llevarse por delante toda la cúpula del partido. Ese día, a las 18:00, cuando ya no quedaba casi nadie en Génova, López del Hierro introdujo al comisario en el edificio por el garaje dentro de un coche con los cristales tintados. Luego, el agente encubierto fue subido directamente en ascensor desde el aparcamiento hasta la planta noble.

El motivo principal del espionaje irregular a Bárcenas era, precisamente, acceder a documentación e información que pudiera estar en posesión del extesorero. En una pieza secreta, el magistrado estudia nuevos datos que afectan a Cospedal. El antiguo chófer del extesorero Sergio Ríos —empleado por la trama como agente doble— ha confesado que proporcionó información del antiguo contable del PP a la entonces secretaria general del partido a través de un policía de su confianza, el comisario Andrés Gómez Gordo.

Foto: El comisario Villarejo y María Dolores de Cospedal. (EC)

La instrucción se centraba hasta ahora en la relación del conductor con los policías del dispositivo presuntamente clandestino que dirigió el Ministerio del Interior de Jorge Fernández Díaz para anticiparse a los movimientos de Bárcenas y tratar de sustraerle pruebas comprometedoras para el Gobierno de Mariano Rajoy. Ríos ha reconocido ante el juez del caso, Manuel García-Castellón, que efectivamente cooperó con los agentes de esa operación, bautizada con el nombre de Kitchen. Los policías tuvieron acceso a tres teléfonos antiguos de su jefe. Los aparatos fueron clonados. No obstante, los nuevos datos apuntan a que existía una segunda vía de comunicación que enlazaba directamente con el partido.

Las agendas

Las agendas de Villarejo apuntan —en caso de ser ciertas— que después de aquella primera cita de 2009, Villarejo continuó manteniendo con la exministra popular una relación que se prolongó varios años. En noviembre de 2016 anotó, por ejemplo, lo que parece un recordatorio de encuentro. "Contesta mi SMS con otro muy afectuoso. Le aviso del café", consta en estos apuntes.

Como adelantó 'La Información', en los cuadernos hay otras menciones aún más recientes. Tras destacar el nombre de Cospedal y escribir "llamar mañana", Villarejo se refiere al nombramiento de un nuevo jefe superior al frente de la Unidad Económica y Fiscal de la Policía Nacional (UDEF). La nota se registró en julio de 2017 solo unos días antes de que se nombrara para este puesto a Fernando Moré.

La pieza del caso Villarejo sobre el espionaje a Luis Bárcenas y a su entorno familiar continúa avanzando. A la espera de concretar una futura citación de la ex secretaria general del PP María Dolores de Cospedal, el instructor Manuel García-Castellón ha reclamado nuevas diligencias. Entre ellas, el juez ha pedido a la Unidad de Asuntos Internos que analice las agendas del comisario para localizar las citas o conversaciones que este anotaba tanto con ella como con su marido, Ignacio López del Hierro. El centro de atención de los investigadores es el año 2015, informan fuentes del caso.

María Dolores de Cospedal Luis Bárcenas Espionaje Comisario Villarejo Audiencia Nacional
El redactor recomienda