transferencias de 1,1M a Villarejo

La Policía atribuye a Iberdrola el pago de 232.000€ para espiar a Florentino Pérez

La Unidad de Asuntos Internos detecta un pago de Iberdrola a la empresa del comisario, en el año 2009, que corresponde con una operación encubierta para frenar el asalto de ACS a la eléctrica

Foto: El presidente de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán. (EFE)
El presidente de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán. (EFE)
Adelantado en

La Unidad de Asuntos Internos de la Policía Nacional ha concluido que Iberdrola pagó al menos 1,13 millones de euros entre 2004 y 2017 al comisario Villarejo para financiar una decena de operaciones encubiertas. El dinero salió directamente de la compañía que preside Ignacio Sánchez Galán y también de una de sus filiales, Iberdrola Renovables Energía. Los agentes incluyen entre los servicios realizados por Villarejo para la multinacional eléctrica una investigación contra el actual presidente de ACS y del Real Madrid, Florentino Pérez. Iberdrola pagó por ese trabajo 232.000 euros.

Los datos figuran en uno de los últimos informes de Asuntos Internos incorporados al sumario de la pieza separada número 17 del caso Tándem, una parte del procedimiento que instruye el juez Manuel García-Castellón y que se centra en las relaciones del gigante energético de Bilbao con Villarejo. Según el documento, al que ha tenido acceso El Confidencial, se han detectado 10 transferencias desde Iberdrola al Grupo Cenyt, el 'holding' societario que dirigió el policía hasta su detención en noviembre de 2017. Esos pagos, que suman 1.132.024 euros y se habrían producido entre noviembre de 2004 y mayo de 2017, se corresponderían con un total de 17 facturas. Además, los agentes han detectado presuntos pagos de Iberdrola a Villarejo a través de terceros proveedores.

El informe policial incluye entre las operaciones sufragadas por la compañía de Sánchez Galán las llamadas Gipsy y Posy, ambas fechadas en la primera mitad de 2009. La primera, como informó este diario, se centró en el entonces director de Servicios Generales de la eléctrica, José María A.V. El enlace de Iberdrola con el comisario, el ya exdirector de Seguridad Antonio Asenjo, habría ordenado espiar a ese directivo ante la sospecha de que podía estar facilitando información confidencial a Florentino Pérez en plena ofensiva de ACS para tomar el control de la eléctrica. El presunto cabecilla de Tándem analizó de arriba abajo a los familiares de José María A.V., sus amigos, su círculo de relaciones dentro de la multinacional y sus contactos fuera del trabajo.

Florentino Pérez, en una imagen de archivo. (EFE)
Florentino Pérez, en una imagen de archivo. (EFE)

Por su parte, la operación con el nombre en clave de Posy se centró directamente en el propio Florentino Pérez y se desarrolló solo unas semanas después de Gipsy. Asuntos Internos ha localizado archivos con información “personal y familiar” del también presidente del Real Madrid. Asimismo, en medio del plan de ACS para desembarcar en el consejo de Iberdrola, Villarejo logró establecer contacto con uno de los consejeros de Florentino Pérez, Manuel Delgado Solís. El pasado noviembre, tras desvelarse esta información, Delgado presentó su dimisión y salió del consejo de la constructora.

Numerosos audios y documentos apuntalaban la existencia de estas investigaciones sobre Florentino Pérez. El análisis de las cuentas de Iberdrola ha llevado ahora a los investigadores a concluir que esas operaciones encubiertas no solo ocurrieron sino que además fueron pagadas por la energética.

Lo mismo ocurriría con el resto de encargos. Entre 2004 y 2006, se habría detectado el pago de otros 785.824 euros para costear los proyectos Arrow y B-B. El primero se centró en una operación para neutralizar a los líderes políticos y ecologistas que se oponían a que la cotizada construyera una central de ciclo combinado en el municipio gaditano de Arcos de la Frontera. El segundo tuvo por objeto al presidente de Endesa en aquella época, Manuel Pizarro, con quien Sánchez Galán mantenía un enfrentamiento abierto. El comisario rastreó su vida privada, sus relaciones políticas y su actividad profesional.

Más recientemente, entre 2012 y 2017, Iberdrola Renovables Energía habría transferido a una cuenta de Grupo Cenyt un total de 114.200 euros en tres transferencias distintas para costear una investigación a un socio de un proyecto eólico en Rumanía. Villarejo la bautizó proyecto Wind e incluyó un exhaustivo análisis patrimonial del máximo accionista del antiguo 'partner' de Iberdrola con la mirada puesta en un arbitraje internacional.

El propio informe 'forensic' encargado por Iberdrola a PwC sobre sus relaciones comerciales con el comisario subraya que 15 de las 17 facturas pagadas al policía habrían incumplido el procedimiento interno de control al carecer de pedido previo. Un cambio introducido en la normativa de la empresa en el año 2013 permitiría salvar ese incumplimiento en el caso de las que fueron abonadas a partir de ese momento, pero no en el de las anteriores.

Asimismo, el informe 'forensic', que está incorporado a la causa, señala que "no se ha localizado documentación relativa a los servicios descritos por las facturas de Cenyt emitidas entre 2004 y 2012". La Unidad de Cumplimiento no ha encontrado ninguna prueba de que esos servicios efectivamente se prestaran, más allá de la declaración de Asenjo, uno de los imputados por el instructor del caso, el juez Manuel García-Castellón. Sin embargo, hay más elementos para la duda. Muchas de las facturas tenían como concepto supuestos servicios de seguridad prestados por Cenyt en el extranjero. Dos responsables de Seguridad Corporativa Internacional manifestaron a PwC que nunca habían oído hablar de la empresa de Villarejo.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios