con saitama 2006 SL

Pepu usó su sociedad para controlar hasta 4 inmuebles en Ribadesella, donde veranea

El exseleccionador usó la sociedad que creó en 2006, tras el mundial, para adquirir hasta cuatro inmuebles en la localidad de Ribadesella (Asturias), donde veranea desde hace años

Foto: Pedro Sánchez y el exseleccionador de baloncesto Pepu Hernández, el 2 de octubre de 2014, en el Fórum Europa, Madrid. (Inma Mesa | PSOE)
Pedro Sánchez y el exseleccionador de baloncesto Pepu Hernández, el 2 de octubre de 2014, en el Fórum Europa, Madrid. (Inma Mesa | PSOE)

Pepu Hernández utilizó la misma sociedad que creó para cobrar por sus conferencias y derechos de imagen para controlar hasta cuatro inmuebles en Ribadesella (Asturias), la villa en que veranea desde que era pequeño. Según datos del Registro Mercantil a los que ha tenido acceso El Confidencial, en noviembre de 2007, apenas un año después del mundial y de constituir Saitama 2006 SL, el seleccionador empleó la empresa para asumir la titularidad de una primera finca en el término municipal de esa localidad.

[Pepu Hernández montó una sociedad para ahorrarse impuestos de sus conferencias y publicidad]

La sociedad se deshizo de ese inmueble en 2009. Sin embargo, Pepu Hernández volvió a recurrir a la mercantil para controlar otras tres propiedades. Se trata de 4.400 metros cuadrados de terreno, una casa y un hórreo en el núcleo urbano de Soto, también en Ribadesella, según el registro de la propiedad. Los tres inmuebles figuran en la actualidad a nombre de Saitama 2006 SL.

La adquisición de inmuebles no guardaría relación con el objeto social de la compañía. Los estatutos de la sociedad, que continúa activa, especificaron desde el principio que su actividad iba a consistir en “la gestión de derechos de imagen y de autor de personajes de relevancia pública y personajes con notoriedad en los ámbitos profesionales del deporte y la empresa”; “el registro de elementos integrantes de derechos de imagen”; “la formación académica y empresarial mediante la organización y celebración de cursos y conferencias”; “la edición y comercialización de publicaciones y libros en cualquier soporte”, y “la inversión y participación en sociedades y empresas de todo tipo”. En ningún momento menciona la inversión o gestión de inmuebles.

Pero, además, la compra de esas cuatro propiedades en la zona en la que el flamante precandidato del PSOE a la alcaldía de Madrid disfruta desde hace años sus vacaciones tampoco tendría ninguna relación con la actividad que habría estado prestando a través de la mercantil: conferencias de motivación empresarial, anuncios publicitarios y edición de libros.

La adquisición de inmuebles a través de una sociedad vinculada es una práctica habitual para poder disfrutar de los activos generados por la mercantil con una tributación más favorable. Una portavoz de Pepu Hernández ha asegurado a preguntas de este diario que tanto la sociedad como él "se encuentran al corriente de sus obligaciones tributarias". También ha confirmado punto por punto esta información. Asegura que los cuatro activos son en realidad "un terreno rústico en Ribadesella, que en el Registro de la Propiedad consta como cuatro fincas independientes, como es habitual en aquella zona". "Esa adquisición de un terreno rústico tributó escrupulosamente lo exigido por la ley y nunca Hacienda cuestionó esa tributación", ha remachado el precandidato a través de un comunicado, en el que también asegura que nunca ha especulado con esos bienes inmuebles.

Como ha adelantado El Confidencial este jueves, Hernández creó Saitama 2006 SL el 4 de octubre de ese año, solo un mes después de proclamarse campeón del mundo con la selección de baloncesto, para canalizar los ingresos que preveía tener en los meses siguientes por la fiebre que se despertó en torno a su figura por ese hito en la historia del deporte español y, de ese modo, beneficiarse de una fiscalidad más favorable. En concreto, del tipo del 25% del impuesto de sociedades frente al tipo máximo del IRPF del 51,9% —aplicado en Madrid en 2012— que podría haber llegado a corresponderle.

Pepu usó su sociedad para controlar hasta 4 inmuebles en Ribadesella, donde veranea

La adquisición de propiedades con fondos de la sociedad vinculada permite el disfrute de sus beneficios sin tener que declarar esos fondos como rentas del trabajo, momento en el que se pasaría a tributar con el tipo del IRPF. Además, la compra de inmuebles también permite desgravarse esos importes como gastos de la actividad empresarial y, por tanto, rebajar nuevamente la factura con Hacienda.

Eso fue exactamente lo que habría hecho también Màxim Huerta, un caso que encierra grandes paralelismos con el del candidato elegido por Pedro Sánchez para optar a la alcaldía de la capital. Como desveló este diario el pasado junio, el periodista no solo habría empleado una mercantil (Almaximo Profesionales de la Imagen SL) para percibir su salario por la presentación de programas de televisión y publicidad, sino que también la usó para adquirir un apartamento de veraneo en Alfaz del Pi (Alicante). El Tribunal Superior de Justicia de Madrid le condenó a tributar por su renta al tipo del IRPF y le reprochó específicamente que hubiera comprado una casa en la playa con la mercantil, sin relación con la actividad, y se desgravara esos gastos.

Pepu Hernández no se equivocó en las previsiones que hizo cuando creó Saitama 2006 SL. Su éxito deportivo se trasladó automáticamente a su empresa. Solo en los primeros meses de vida de la sociedad, Hernández canalizó a través de ella un total de 659.552 euros.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
26 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios