REUNIÓN DE LA PERMANENTE DE LA EJECUTIVA FEDERAL

La número dos del PSOE compara a Rivera con el fundador de Falange y luego lo retira

La vicesecretaria general carga contra el líder de Cs, que "nació siendo Adolfo Suárez" y "acabó siendo" José Antonio Primo de Rivera. En la misma rueda de prensa rectifica y pide "disculpas"

Foto: Pedro Sánchez, flanqueado por Cristina Narbona y Adriana Lastra, este 28 de noviembre en la reunión de la permanente de la ejecutiva federal. (EFE)
Pedro Sánchez, flanqueado por Cristina Narbona y Adriana Lastra, este 28 de noviembre en la reunión de la permanente de la ejecutiva federal. (EFE)

El PSOE sube el nivel de crítica hacia Ciudadanos... hasta sobrepasar un umbral que luego que tuvo que desandar. La número dos del partido, Adriana Lastra, llegó a comparar este martes en rueda de prensa a Albert Rivera nada más y nada menos que con José Antonio Primo de Rivera, el fundador de la Falange, para luego acabar rectificando minutos después y pidiendo "disculpas", en la misma comparecencia pública. Pero lo que no retiró es que la formación naranja "hace bueno al PP".

Todo eso ocurrió en una larguísima rueda de prensa en Ferraz tras la reunión de la comisión permanente de la ejecutiva federal, en la que Lastra, acompañada de los secretarios de Relaciones Institucionales y Medio Ambiente, Alfonso Rodríguez Gómez de Celis y Hugo Morán, intentó hacer hincapié en los "incumplimientos" del pacto firmado por el PP y Ciudadanos el año pasado. Una "segunda parte" del documento que ya presentó en Valladolid hace casi dos semanas y con el que esperaba relanzar su labor de oposición al Gobierno tras la aplicación del 155. Adriana Lastra, la vicesecretaria general, detalló hoy el nuevo texto preparado por Ferraz para seguir ahondando en esa línea de crítica.

Pero en el turno de preguntas Lastra superó los límites que la propia dirección parecía haberse marcado. "Quien nació diciendo que es Adolfo Suárez y acabó siendo José Antonio es en este caso Albert Rivera", sostuvo. La número dos respondía así a una cuestión por otro lado esperable: cómo se había situado la formación naranja "a la derecha del PP", cuando fue la misma fuerza política con la que Pedro Sánchez firmó un acuerdo de investidura en febrero de 2016 y que finalmente no obtuvo los votos necesarios. Lastra argumentaba que en aquel momento Mariano Rajoy se había negado a aceptar el encargo del Rey y el secretario general del PSOE sí asumió la encomienda de desbloquear el país, y procedió a negociar un acuerdo programático con Cs de cariz "progresista", puesto que casi el 76% de las medidas pactadas tenían sello socialista, según un estudio universitario.

La número dos argumenta que Cs se ha convertido en el "ariete por la derecha del PP" por su defensa de políticas "recentralizadoras"

En cambio, Rivera es ahora, según analiza el PSOE, el "ariete por la derecha del PP", por la defensa de políticas "recentralizadoras". "Cada vez que hablamos de la reforma constitucional [...], hablan no de descentralizar, sino de recentralizar, de quitar competencias a comunidades y a los ayuntamientos, en un discurso netamente de derechas, que ni el PP". Tanto que Cs "hace bueno al PP", sobre todo en la cuestión territorial. Fue en ese momento cuando comparó a Rivera con el fundador de la Falange e impulsor del fascismo español, ante la estupefacción de los periodistas.

Nunca tan lejos

Sánchez había definido a Cs como "el Vox de la política española", como "la media naranja del PP". O había agrupado a PP y Ciudadanos como "las dos derechas". Pero hasta ahora la dirección jamás había llegado tan lejos.

Minutos después llegó una pregunta de otro periodista, recordando que la comparación es la misma que hace ERC para cargar contra la formación naranja. Lastra, en ese momento, justificó que sus palabras se debían al "ardor de la conversación" de la rueda de prensa, cuando en ningún momento la comparecencia de la dirigente fue tensa ni hubo rifirrafe. Explicó que cuando Rivera "monta su partido a nivel nacional lo monta como partido de regeneración, de centro, y si embargo es un partido netamente de derechas". "Si le ha parecido que la asociación de ideas estaba mal hecha, le pido disculpas y la retiro, si me lo permiten", aseguró ante los periodistas. La número dos alegaba que quienes se han movido, hasta escorarse en la derecha extrema, es la formación naranja, y no el PSOE, que no ha cambiado, señaló, en sus 140 años de historia. Sin ir más lejos, hace pocos meses, la misma dirigente, igual que Sánchez y su equipo, acusaban a la gestora de Javier Fernández de haber llevado al partido a la derecha.

Lastra arguye que si la "asociación de ideas" estaba mal hecha, la retiraba. En un tuit posterior, ironiza: se había "confundido de José", por Aznar

Después, Lastra insistió a los informadores en conversación informal que se había equivocado al relacionar a ambos personajes y que no quería hacer esa equiparación entre José Antonio y Rivera porque no quería que se pudiese establecer ninguna similitud entre su discurso y el de los independentistas catalanes. Y, para acabar de remachar su argumentación, colgó un tuit en su cuenta personal, ironizando con que se había "confundido de José". "Quería decir José María (Aznar)", escribió, cerrando su \'declaración\' con un emoticono guiñando un ojo.

La número dos del PSOE compara a Rivera con el fundador de Falange y luego lo retira

Cs devuelve los ataques

Ciudadanos, obviamente, respondió al desliz de Lastra. En los pasillos del Congreso, el número dos de Rivera, José Manuel Villegas, pidió al PSOE que "no se equivoque de rival", e incluso le reprochó que en lugar de "enfrentarse a los separatistas" acabe "insultando" a su jefe de filas. Los socialistas, aseguró, bien harían en salir de la "dinámica del insulto" y del "señalamiento", que es la que utilizan los independentistas, y no atacar a Cs, que "no es el enemigo".

Las palabras de Lastra encajan en la dura campaña contra Cs por la disputa por la segunda plaza el 21-D. La estrategia es escorarlos a la ultraderecha

Para Villegas, cuando hay socialistas "sensatos", capaces de llegar a acuerdos, su formación es la primera en tejer pactos, y por eso hay razones para que los partidos "serios" lleguen a alianzas "por el bien de los españoles". El secretario general de Cs instó a PSOE y a PSC a "aclarar" cuál es su programa, si lo es "la nación de naciones" y el "derecho de autodeterminación". Si es así, avisó, habría problemas "de fondo" para llegar a acuerdos. Villegas achacó estas declaraciones de Lastra a los "nervios" que padece el PSOE al ver cómo Cs va creciendo en las encuestas de las elecciones del 21-D, y si no cambia de actitud, siguió, serán los votantes socialistas los que "abandonarán" a su partido más de lo que lo han hecho hasta ahora, informa EFE.

Lo cierto es que las palabras de Lastra se inscriben en una durísima campaña de los socialistas contra Ciudadanos. Y no es azarosa. La formación naranja sigue siendo segunda fuerza en Cataluña, según las encuestas, y los socialistas quieren disputarle esa plaza. La estrategia es intentar hacer ver a los electores que Cs es una formación de ultraderecha, y no moderada y centrista, como se reivindican Albert Rivera e Inés Arrimadas. En Ferraz están convencidos que a los naranjas les penaliza "el apoyo al PP", su "entusiasmo" por el 155 y el virar "a la derecha".

La número dos del PSOE compara a Rivera con el fundador de Falange y luego lo retira

Claro que esa doctrina tiene una contraindicación evidente. Una, que el propio Sánchez firmó su pacto de investidura con Rivera —no con Iglesias—, pese a que el PSOE subraya que el suyo era netamente socialdemócrata, y no el que este suscribió con Mariano Rajoy. Aquel texto no fue apoyado por Podemos porque lo calificaba como de derechas. Y segunda dificultad, que Miquel Iceta pretende ser elegido \'president\' con los votos de Cs, PP y los \'comuns\' en el Parlament. Además de que los socialistas se apoyan en el partido emergente para gobernar en puntos como Andalucía, con Susana Díaz al frente.

El PSOE sigue confiando en la palabra de Rajoy: cree que habrá reforma constitucional

Los socialistas se aferran a la palabra de Mariano Rajoy como a un clavo ardiendo. Adriana Lastra aseguró que su partido no se siente desmentido en modo alguno por el presidente del Gobierno, que anoche en Telecinco dijo que su compromiso con Pedro Sánchez es "hablar", simplemente, sobre la reforma constitucional, y que aunque un cambio de la Carta Magna no estaba entre sus prioridades él sí está dispuesto a abordar ese debate

La número dos del PSOE recalcó ante los periodistas que si el PP no quiere hablar de modificar la Ley Fundamental de 1978 es por "tensiones propias de la campaña electoral" del 21-D. Ferraz entiende que el PP intenta mostrar dureza para recuperar espacio frente a Ciudadanos. Lastra insistió en que el compromiso que Mariano Rajoy contrajo con Pedro Sánchez fue abrir la comisión de estudio del modelo territorial en el Congreso (ya puesta en marcha) para, a los seis meses, comenzar a discutir sobre la Constitución. Y el presidente, añadió, "no desmintió ninguna de estas cosas" cuando el líder socialista anunció ambas cuestiones, el pasado octubre. 

La vicesecretaria general mentó que el acuerdo de PP y Cs, en su punto 122, también incorporan la necesidad de revisar el texto de 1978. Además, tanto PP como PSOE están de acuerdo en que la reforma "no va a servir para contentar a los independentistas". 

Los socialistas sí apremian a los populares a que los trabajos en la comisión territorial comiencen "cuanto antes", y por eso deploró de nuevo que "las derechas" se hayan puesto para retrasar las comparecencias hasta enero, pasados los comicios del 21-D. 

Lastra llamó a los demás partidos que no participan en ese foro (Unidos Podemos, nacionalistas e independentistas) a que se sumen, y específicamente hizo un llamamiento al grupo presidido por Pablo Iglesias y todas sus confluencias, porque están "profundamente equivocados" por negarse en redondo a sentarse a hablar.

Durante la comparecencia este martes en Ferraz, el secretario de Área para la Transición Ecológica de la Economía, Hugo Morán, presentó un documento que sirva de base para impulsar un pacto en materia de agua [aquí en PDF]. Y Alfonso Rodríguez Gómez de Celis, responsable de Relaciones Institucionales, defendió una resolución para la equiparación y dignificación salarial de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado [aquí en PDF]. 

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
10 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios