39° Congreso Federal del PSOE: Sánchez apunta que el PSOE apoyará a Rajoy si decide retirar las urnas el 1-O
LA RESPUESTA ANTE EL DESAFÍO SOBERANISTA

Sánchez apunta que el PSOE apoyará a Rajoy si decide retirar las urnas el 1-O

"Ante un hecho ilegal, el Estado tiene que garantizar la legalidad", responde. El secretario general precisa que "al menos" hay tres naciones en España: Cataluña, País Vasco y Galicia

Foto: Pedro Sánchez, durante el desayuno informativo de Europa Press, este 5 de septiembre en el hotel Villa Magna de Madrid. (EFE)
Pedro Sánchez, durante el desayuno informativo de Europa Press, este 5 de septiembre en el hotel Villa Magna de Madrid. (EFE)

"Que no quepa duda". Pedro Sánchez no suelta esa expresión de la boca en los últimos días para recalcar que el PSOE no vacilará en apoyar "al Estado, y por extensión al Gobierno" en la pugna legal con Cataluña para desactivar el desafío soberanista del 1 de octubre. El secretario general también suele repetir que no quiere entrar en "hipótesis", que su partido se pronunciará según se vayan produciendo los hechos, pero este martes sí se permitió un pequeño aperitivio al dar a entender que apoyaría a Mariano Rajoy en caso de que decidiese impedir que la Generalitat sacara las urnas a la calle el 1-O.

"Ante un hecho ilegal, el Estado tiene que garantizar la legalidad. Y ahí me voy a quedar". Esa fue la respuesta del líder socialista cuando se le interrogante por la posibilidad de retirar las urnas en la jornada de la consulta independentista. Pregunta que afloró en el coloquio de un desayuno informativo organizado por la agencia Europa Press en el hotel Villa Magna de Madrid, una cita concurridísima de cargos socialistas —miembros de la ejecutiva, diputados, senadores, mandos territoriales—, y a la que incluso acudieron el expresidente José Luis Rodríguez Zapatero y el jefe del Ejecutivo de Aragón, Javier Lambán, ambas presencias muy significativas dado su alineamiento en primarias con Susana Díaz. Cataluña fue el tema central de la convocatoria, como era esperable. Igual que se esperaba alguna incursión en el lioso asunto de la "plurinacionalidad del Estado" y la recurrente pregunta de cuántas naciones tiene España. Ahí Sánchez contestó que "al menos hay tres", aparte de España: Cataluña, País Vasco y Galicia. Pero no aclaró cuántas más.

Los pronunciamientos de Sánchez sobre los escenarios del 1-O son siempre prudentes, pero inevitablemente muchas dudas se dirigen hacia lo que ocurra esa jornada, dando por descontado que el Tribunal Constitucional suspenderá de inmediato las leyes de desconexión. Pero el líder socialista va dando muestras de que su compromiso de ir "de la mano" del Gobierno en la respuesta legal llegará hasta el final y es "duradero", como ayer mismo dijo en rueda de prensa en Ferraz. Estaba la prueba en el desayuno informativo: primero comentó que no tiene "problema" en reunirse con el presidente para visualizar la unidad de los partidos constitucionalistas —como hoy ocurrió con Albert Rivera—, aunque no tiene ninguna cita fijada en los próximos días en La Moncloa, y cuando se le preguntó por la posibilidad de retirada de las urnas, apuntó a ese respaldo, aferrándose primero a las declaraciones que hace una semana hizo Margarita Robles.

[Consulta aquí en PDF la intervención de Pedro Sánchez en el desayuno informativo de Europa Press]

Entonces ella dijo que a nivel jurídico las urnas podrían retirarse, aunque confiaba en que "triunfe la política". "Entiendo el análisis legal que hace la portavoz" en el Congreso, sostuvo, para después advertir que ante un hecho "ilegal" el Estado "tiene que garantizar la legalidad". Más aún, replicó a Carles Puigdemont, que este lunes calificaba de "golpe de Estado" la prohibición de las urnas. El 'president' de la Generalitat, dijo, "ha leído poco sobre golpes de Estado y pocas constituciones".

Sánchez apunta que el PSOE apoyará a Rajoy si decide retirar las urnas el 1-O

No es "referéndum"

Esa posición se complementaba con la crítica a Ada Colau por haber proclamado que facilitará que el Ayuntamiento de Barcelona ponga las urnas el 1-O "sin poner en peligro a ningún funcionario". Sánchez remarcó que había que fijarse en esta última coletilla, que como la consulta no tendrá "cobertura legal", no podrá abrir instalaciones municipales en la jornada del referéndum. Fuentes del equipo del líder añadieron que, en efecto, el PSOE apoyará que se quiten las urnas, pero Ferraz está convencida de que finalmente "no se sacarán".

Sánchez llama a los catalanes a no participar del "simulacro" de referéndum y apela a las autoridades catalanas a no convertir el PSOE en un Maidán

El secretario general recordó, además, que no se puede hablar precisamente de eso, de "referéndum", sino de "consulta o recuento", puesto que no será en ningún caso un plebiscito con garantías. Y, en línea con lo manifestado en los últimos días por el primer secretario del PSC, Miquel Iceta, enfatizó que su partido pedirá a los catalanes que no "participen de ese simulacro" de consulta que "sitúa a Cataluña fuera de la legalidad". Sánchez también confió en que "no se llegue al punto" de convertir la respuesta al freno del Estado a los planes soberanistas en un Maidán, en una revuelta cívica a la ucraniana. Los socialistas esperan que las autoridades catalanas "no abonen esa posibilidad".

El expresidente José Luis Rodríguez Zapatero y el presidente de Aragón, Javier Lambán, este 5 de septiembre en el desayuno informativo en el Villa Magna de Madrid. (EFE)
El expresidente José Luis Rodríguez Zapatero y el presidente de Aragón, Javier Lambán, este 5 de septiembre en el desayuno informativo en el Villa Magna de Madrid. (EFE)

Pero más allá de la ley, insistió, hace falta construir puentes, porque ese "no diálogo" también tiene costes, "de enorme trascendencia", y no solo de calado económico, sino también "emocionales y sentimentales". Ahí encaja la propuesta socialista de poner en marcha una comisión de estudio para analizar la arquitectura territorial sobre la que Rajoy ya ha indicado una predisposición favorable. "Nos merecemos abordar una reforma del modelo territorial con seriedad, valentía y audacia" para garantizar a las próximas generaciones un modelo de convivencia. Y para hacer ver que su iniciativa es abierta y difícilmente rechazable, indicó que, de los 350 diputados del Congreso, "300 podrían votar perfectamente a favor de este tipo de comisión". En ese sentido, reiteró que se implicará personalmente en convencer a la mayor cantidad posible de formaciones parlamentarias para que se sumen a su plan.

Sánchez apunta que el PSOE apoyará a Rajoy si decide retirar las urnas el 1-O

Que los territorios decidan

"¿Cuántas naciones tiene España?". Sánchez sabe que le iba a salir esa pregunta, sobre todo después de haber contestado ayer con una frase de laboratorio que resultaba difícil de explicar: "Todas las naciones son España". El secretario general argumentó que se tiene que asumir "con normalidad" que España es un "país complejo y plural" y esa es "precisamente la gran fortaleza". A partir de ahí aclaró su posición. Primero, que "España es una nación", una precisión "importante" puesto que los independentistas llaman "Estado" a España.

Sánchez apunta que el PSOE apoyará a Rajoy si decide retirar las urnas el 1-O

Dos, defendió de nuevo que España es una "nación de naciones". Porque "nación", alegó, "no se identifica con los límites de un Estado, ni con una lengua", sino con "una manifestación y una voluntad de ser nación". "En términos históricos, a lo largo de la prolija realidad o historia nacional de nuestro país, ha habido algunos territorios que en algún momento ha habido territorios que han manifestado su vocación de ser nación. Cataluña, sin duda alguna; País Vasco, también; Galicia, también [...]. Insisto, al menos tres", apuntó. Sánchez agregó que lo "importante" es que sean los propios territorios los que "acuerden" qué son y "cómo se definen". Es decir, que deben ser ellos los que opten por una denominación u otra. Y en cualquier caso, eso no viola la soberanía nacional, que para el PSOE es única.

El líder propone una subida salarial de entre el 2,5% y el 3,5% para los próximos cuatro años y planteará unos Presupuestos alternativos para 2018

La cuestión territorial no fue la única que abordó el secretario general. Deliberadamente, en su primera intención se centró en cuestiones más económicas y sociales. Fue ahí donde hizo, de hecho, los anuncios de mayor peso. Así, adelantó que propondrá al Gobierno, a los sindicatos y a los empresarios una subida salarial del 2,5% para 2018% y del 3% de media anual para los años sucesivos. O sea, un aumento de los sueldos que se mueva en una horquilla de entre el 2,5% y el 3,5% para los próximos cuatro años, de forma que en 2021 se recuperen los salarios del periodo anterior a la crisis.

Sánchez apunta que el PSOE apoyará a Rajoy si decide retirar las urnas el 1-O

Ese pacto de rentas será una de las propuestas que su dirección trasladará a las centrales sindicales en una reunión este viernes. También les repetirá el compromiso del PSOE con el desmontaje de la reforma laboral del PP o el fortalecimiento de la negociación colectiva.

Los secretarios generales de CCOO y UGT, Unai Sordo y Pepe Álvarez, este martes durante el desayuno informativo de Pedro Sánchez. (EFE)
Los secretarios generales de CCOO y UGT, Unai Sordo y Pepe Álvarez, este martes durante el desayuno informativo de Pedro Sánchez. (EFE)


Además, en octubre los socialistas registrarán su plan de rescate para los jóvenes y una propuesta de Presupuestos Generales del Estado de 2018 "alternativos" a los de Mariano Rajoy, donde será prioritaria esa "red de protección" para jóvenes y desempleados. En puridad, ningún grupo puede presentar un texto alternativo al del Ejecutivo, pues es el que tiene la prerrogativa presupuestaria en exclusiva. Pero el PSOE podría presentar su iniciativa fuera de la Cámara, tal y como deslizaba su equipo tras el desayuno informativo. De cualquier modo, esos 'Presupuestos socialistas' darán "respaldo financiero" al pacto contra la violencia de género alcanzado en julio, sentar las bases para a "transición ecológica de la economía", contener la inversión en infraestructuras "olvidadas" —como el Corredor Mediterráneo—, responder al "desafío" de la despoblación en el mundo rural o apostar por la formación profesional. "Crecimiento y justicia social no son agua y aceite", resumió.

Sánchez apunta que el PSOE apoyará a Rajoy si decide retirar las urnas el 1-O

"Lo que no te mata te hace más fuerte", la frase de calado interno de un desayuno lleno hasta la bandera

Las cuestiones domésticas cada vez emergen menos en los encuentros informativos del líder socialista con la prensa. Algo lógico, en la medida en que el ruido interno ha disminuido. Pero él mismo, en su intervención inicial en el Villa Magna, quiso referirse a su propia experiencia de los meses precedentes, a poco más de que se cumpla un mes de su abrupta caída en aquel tortuoso comité federal

Pedro Sánchez aseguró que había "reflexionado mucho" sobre lo vivido desde entonces y había llegado a una conclusión: "Lo que no mata te hace más fuerte". Y el PSOE, añadió, ha demostrado ser "más fuerte" tras su tumultuoso viaje del último año, y eso "es una buena noticia para la izquierda del país y del conjunto de España". "Como saben, el acero se forja a base de golpes, y me siento ahora más y mejor templado", señaló. Ahora está centrado en que el PSOE se prepare para gobernar de nuevo y demuestre ser una "socialdemocracia solvente". 

Así, el secretario general piensa más en las siguientes elecciones que en una moción de censura. Preguntado por enésima vez, repitió que no está en esa hipótesis en ese momento. "No voy a ser presidente a cualquier precio", ni esto es "un quítate tú para ponerme yo". "Solo bajo un proyecto que vuelva a unir a los españoles me verán presidir un Consejo de Ministros", aseveró. 

Desde luego, se nota que en este poco tiempo transcurrido desde su vuelta al poder las cosas se han serenado y se le reconoce interna y externamente como el jefe del PSOE. El desayuno informativo estuvo lleno hasta la bandera, y de hecho se ubicó a los periodistas en una sala anexa. Sorprendió la presencia de José Luis Rodríguez Zapatero -era el primer acto en el que arropaba a Sánchez tras el congreso federal, prueba de que sus relaciones se van recomponiendo, cosa que no ocurre con Felipe González- y del presidente aragonés, Javier Lambán, sumido ahora en un proceso de primarias y bestia negra del sanchismo, que le ha presentado una rival, la exconcejala zaragozana Carmen Dueso

Tanto Zapatero como Lambán manifestaron su respaldo a la hoja de ruta de Sánchez para con Cataluña. "Está demostrado sentido de Estado poniéndose al lado del Gobierno en una situación tan complicada como esta", señaló el presidente aragonés, que dijo compartir las palabras del jefe del PSOE "de la primera a la última palabra" de su intervención, informa Europa Press. Sánchez, por su parte, recalcó durante el coloquio que hay que tomar "con naturalidad" la bicefalia si se produjera en Aragón, y subrayó que allí también serán los militantes quienes decidan a quién quieren de secretario regional. Es decir, Ferraz no impedirá que Carmen Dueso pueda ganar. 

Pero en la cita también estuvieron las exministras Elena Salgado y Magdalena Álvarez, la inmensa mayoría de la nueva ejecutiva federal, encabezada por la presidenta, Cristina Narbona, y los números dos y tres, Adriana Lastra y José Luis Ábalos, y numerosos diputados y senadores (muchos susanistas, otros patxistas), comandados por los portavoces de ambas Cámaras, Margarita Robles y Ander Gil: Rafa Simancas, Antonio Pradas, Ciprià Ciscar, Ignacio Urquizu, José Miguel Camacho, Sofía Hernanz, Felipe Sicilia, Pere Joan Pons, Pilar Cancela, César Luena, Óscar López, Ángeles Álvarez, Gregorio Cámara... 

Además, acudieron representantes institucionales como el alcalde de Vigo y presidente de la Federación Española de Municipios y Provincias, el susanista Abel Caballero; los jefes de CCOO y UGT, Unai Sordo y Pepe Álvarez; el líder de Juventudes Socialistas, Omar Anguita... Y una nutrida representación del PSOE-M, empezando por tres de los seis candidatos que se postulan: la todavía baronesa regional, Sara Hernández, y los diputados autonómicos José Manuel Franco (el favorito) y Juan Lobato. Entre los invitados se pudo ver igualmente a la diputada de Ciudadanos Marta Rivera de la Cruz. Sorprendió que hasta el lujoso Villa Magna de la capital se acercase Cayetano Martínez de Irujo, conde de Salvatierra e hijo de la difunta duquesa de Alba. La nobleza no se quiso perder el reestreno de Sánchez. 

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
17 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios