"PERDER EL TIEMPO EN TONTERÍAS ES INTOLERABLE"

Un inoportuno tuit del PP de Madrid calienta el cara a cara entre Cifuentes y Díaz

Un tuit del PP de Madrid con una foto donde se ríen del gesto de la presidenta andaluza enfada a los suyos: "Perder el tiempo en tonterías es intolerable", dice el vicepresidente de la Junta

Foto:  Cristina Cifuentes y Susana Díaz, momentos después de la polémica imagen. (EFE)
Cristina Cifuentes y Susana Díaz, momentos después de la polémica imagen. (EFE)

El Partido Popular de Madrid difundió este martes un tuit en tono de broma con una foto en la que sale la presidenta Cristina Cifuentes sonriendo y Susana Díaz, abajo, con gesto muy serio. "Cuando disfrutas de tu trabajo y cuando no", escriben en esta cuenta oficial.

El tuit no pasó desapercibido. Es más, molestó profundamente a la delegación andaluza desplazada al Senado para la VI Conferencia de Presidentes autonómicos. El vicepresidente andaluz, Manuel Jiménez Barrios, admitió que "desgraciadamente" sí había visto el tuit, aunque no había podido hablar con Susana Díaz para saber si ella lo había visto. El número dos del Gobierno andaluz señaló que cuando hay asuntos tan importantes para los ciudadanos, "perder el tiempo en tonterías es absolutamente intolerable". Tampoco quiso darle más importancia, aunque desde el equipo de la baronesa andaluza no podían ocultar su incomodidad y no veían la necesidad de ese tuit.

Desde el Ejecutivo madrileño preferían quitar hierro a la polémica, y enmarcaban el mensaje en "las bromas" y el tono amable que se dispensan todos los partidos en la comunidad. En declaraciones a los medios, el portavoz del Gobierno de la Comunidad de Madrid, Ángel Garrido, señaló que el tuit lo había publicado "la gente que lleva las redes" sociales en el PP "sin ningún ánimo ofensivo". "Simplemente con el ánimo de aportar un toque, un guiño y nada más, y por lo tanto no quiero dar más trascendencia a eso".

Cifuentes califica el incidente de "irrelevante" y "anecdótico". "Es un gesto sin importancia, y si le ha ofendido [a Susana Díaz], le pido disculpas"

Al acabar la sesión de la mañana, se preguntó a Cifuentes por el mensaje de los populares madrileños, y ella dijo no haberse enterado de la polémica, hasta el punto de que los periodistas tuvieron que leerle el tuit. La presidenta madrileña subrayó que en todo caso es un tema "anecdótico", "irrelevante", que no cree ni que merezca la pena "comentar", ni cree que "nadie pueda sentirse ofendido". "Es un gesto sin mayor importancia, y si le ha ofendido, le pido disculpas. En la vida hay que diferenciar cosas serias de las de menor trascendencia, y no creo que haya podido molestar lo más mínimo", dijo a los informadores, ya pasadas las tres de la tarde.

Un inoportuno tuit del PP de Madrid calienta el cara a cara entre Cifuentes y Díaz

Al término de la conferencia, en la rueda de prensa de Díaz, no podía faltar la pregunta directa por el tuit de Cifuentes. "Yo no estoy para tonterías. Cuando vine el 12 de octubre me decían que me reía mucho con [Mariano] Rajoy y hoy que estoy seria. ¡Haga lo que haga me coge el toro!", respondió la baronesa andaluza. Díaz subrayó que para ella la cumbre de hoy era una "reunión formal con temas de enjundia", en la que le preocupaba aportar "soluciones" y que los ciudadanos vean que ha sido "útil" para ellos. "Lo demás son tonterías, chascarrillos y tontadas", con las que no piensa "perder el tiempo".

Díaz dice que no está "para tonterías", "chorradas" o "tontadas". "¡Haga lo que haga me coge el toro!", exclama en la rueda posterior a la conferencia

Enganchadas en más ocasiones

No es la primera vez que Susana Díaz y Cristina Cifuentes libran un duelo. Hace pocos meses, el pasado noviembre, Andalucía se puso en pie contra la presidenta de Madrid cuando esta declaró: "Con nuestra política fiscal hemos recaudado casi 3.000 millones de euros que nos están sirviendo para financiar los servicios básicos en aquellas comunidades donde ustedes gobiernan, como en Andalucía. Los madrileños están pagando 3.000 millones de euros para que los andaluces tengan sanidad, educación y demás". Con la máxima de que los que pagan son las personas en función de la riqueza y no los territorios, la Junta de Andalucía exigió a Cifuentes disculpas y esta acabó pidiendo perdón por sus declaraciones.

La propuesta introducida en el debate, a petición de Díaz, fue la de la armonización fiscal, para que se pongan topes a sucesiones y patrimonio

De fondo, hay uno de los debates más importantes de esta Conferencia de Presidentes. En su intervención, Susana Díaz defendió con vehemencia la armonización fiscal como una de las nuevas exigencias dentro del futuro modelo de financiación autonómica. Una petición que comparten el resto de sus compañeros socialistas. El PSOE reclama que se frene el 'dumping' fiscal entre comunidades y que en los impuestos cedidos (sucesiones y donaciones, y patrimonio) se impongan topes máximos y mínimos que eviten que haya competencia desleal entre las regiones. El valenciano Ximo Puig llegó a definir Madrid como un "paraíso fiscal" en un desayuno informativo hace semanas. Una afirmación que Cifuentes, durante la reunión a puerta cerrada en el Senado, le afeó directamente, según reconocieron fuentes próximas al presidente de la Generalitat, aunque desde el entorno de la líder popular precisaron que lo que hacía era responder a Díaz y a su intervención "de 20 minutos" (de las más largas, por cierto, junto a las del gallego Alberto Núñez Feijóo o la del manchego Emiliano García-Page).

Ximo Puig, durante el receso de la VI Conferencia de Presidentes. (EFE)
Ximo Puig, durante el receso de la VI Conferencia de Presidentes. (EFE)


Madrid tiene claro que no comulga en absoluto con el planteamiento de las comunidades socialistas. Fuentes del Gobierno madrileño descartaban en el arranque de la cumbre autonómica que vayan a admitir esa premisa de la armonización fiscal y advierten de que "lo que deberían hacer las comunidades socialistas es bajar impuestos porque se recauda mucho más". El PP andaluz lleva meses denunciando el éxodo de andaluces que se censan en Madrid para no pagar por sus herencias, ya que el impuesto de sucesiones está bonificado en la capital y sin embargo se recauda mucho más.

En declaraciones públicas, el número dos de Cifuentes, Ángel Garrido, ya dejó ver que no habrá acuerdo sobre esa idea introducida por el PSOE en el debate de este martes. Garrido señaló que Madrid está dispuesta a escuchar "todos los planteamientos, ideas y modelos", pero su modelo fiscal es el que "mejor funciona en toda España". "Es un modelo que nos permite crecer y crear empleo por encima de la media y tener la economía más competitiva de España".

Que no se "merme" la autonomía regional

Cifuentes explicó en el receso del mediodía que el planteamiento esgrimido por Díaz y compartido por otros presidentes no era una "propuesta" formal, sino una idea más. Ella, no obstante, reclamó que se separen ambos debates, el de la financiación autonómica y el de la política fiscal, pues esta es un "instrumento de los gobiernos para llevar a cabo su política económica". Cifuentes defendió que la Constitución reconoce la "asimetría fiscal", y que las comunidades por tanto tienen "derecho" a poder bajar o subir sus impuestos, crear nuevos o suprimir otros, y Madrid demanda que ese sistema se mantenga, que no se "merme" la autonomía de la que disponen los gobiernos regionales y que hace que la comunidad sea el territorio con la fiscalidad "más baja", lo que ha hecho que en crecimiento económico esté "dos décimas por encima de la media" (en un 3,4%) y también haya podido crear "95.000 puestos de trabajo" en el último año. Cifuentes recordó asimismo que su compromiso con los madrileños y con Ciudadanos, su socio de investidura, es no subir gravámenes, y no lo va a hacer.

Madrid rechaza la acusación de 'dumping' fiscal y subraya que la política fiscal es un instrumento de los gobiernos, y se opone a subir impuestos

La presidenta popular añadió, no obstante, que si se hiciera una propuesta formal de armonización fiscal, Madrid no se negará a hablar de ella. Pero insistió en que su Ejecutivo concibe la fiscalidad como una política "recaudatoria" y no "confiscatoria".

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios