Es noticia
Menú
Putin sortea las sanciones para financiar con 20.000 millones una planta nuclear en Turquía
  1. Empresas
Fuentes oficiales se niegan a comentar

Putin sortea las sanciones para financiar con 20.000 millones una planta nuclear en Turquía

Rosatom Corp. envió cerca de 5.000 millones a la constructora Akkuyu Nuclear JSC, según declararon altos funcionarios del país transcontinental y miembro de la OTAN

Foto: Reunión de Putin y Erdogan en Teherán. (EFE)
Reunión de Putin y Erdogan en Teherán. (EFE)

Una empresa estatal rusa está transfiriendo dinero a una subsidiaria, que a su vez está construyendo una planta de energía nuclear de 20.000 millones de dólares, en la costa mediterránea de Turquía, tal y como indica Bloomberg. Esto alivia las preocupaciones de que el proyecto podría verse retrasado por sanciones de guerra.

Rosatom Corp. envió la semana pasada alrededor de 5.000 millones a la constructora con sede en Turquía, formalmente conocida como Akkuyu Nuclear JSC, con otras dos transferencias de dólares similares planeadas para esta semana y la próxima, según altos funcionarios turcos con conocimiento directo del asunto.

Rosatom dijo en un comunicado que aunque el sitio de construcción es el más grande de su tipo en todo el mundo, "las transacciones actuales son significativamente más bajas" que la cifra proporcionada por los funcionarios turcos.

Los arreglos de la financiación para el proyecto son privados, según Rosatom, que se negó a proporcionar más detalles.

Foto: Campo de trigo cerca de Melitopol. (EFE/Sergei Ilnitsky)

La planta de energía se considera crítica para Turquía a la hora de satisfacer las crecientes necesidades de energía. La misma está programada para satisfacer el 10% de la demanda eléctrica nacional del país una vez que los cuatro reactores entren en funcionamiento. Rusia y Turquía tienen vínculos económicos que se remontan a décadas, y el presidente turco Recep Tayyip Erdogan ha tenido cuidado de no enemistarse con Kremlin desde que las tropas rusas invadieron Ucrania.

De acuerdo con Bloomberg, el proyecto ha recibido financiación del mayor prestamista de Rusia, Sberbank PJSC, que ha sido sancionado por EE.UU. y la Unión Europea, y también de Sovcombank, también sancionado. Sin embargo Rosatom, el único propietario del proyecto turco, y su filial que está construyendo la planta, no han sido sancionados.

Con respecto a versiones oficiales, un representante de Akkuyu Nuclear JSC no comentó. El Ministerio de Hacienda y Finanzas de Turquía también declinó hacer declaraciones.

Foto: Panel de control de una central nuclear. (Reuters/Sarah Meyssonnier)

El financiamiento cubrirá todas las necesidades de adquisiciones para el proyecto Akkuyu durante los próximos dos años, dijeron los funcionarios turcos, que pidieron no ser identificados debido a la sensibilidad del tema. El trabajo en el primer reactor, conocido como Akkuyu 1, comenzó en 2018, y los ingenieros comenzaron en Akkuyu 2 dos años después. La labor está programada para 2026.

Uno de los funcionarios describió las transferencias como un gesto de buena voluntad por parte de Rusia, gracias al papel de Erdogan en un acuerdo histórico del que se espera que desbloquee las exportaciones de granos de Ucrania, y alivie las preocupaciones de una crisis alimentaria mundial. Los dos líderes tienen previsto mantener conversaciones en Sochi el 5 de agosto. Además,Turquía dice que las exportaciones de granos de Ucrania podrían comenzar en una semana

En marzo, Rosatom dijo que tiene derecho a vender hasta un 49% de Akkuyu a un inversionista, pero que tiene todos "los recursos y herramientas necesarios para la entrega exitosa del proyecto", incluso si financia la construcción por su cuenta. "La producción y entrega de equipos" para la planta se realizaron según lo programado, dijo Rosatom.

Lazos profundos

Además de una refinería de petróleo construida por la antigua Unión Soviética, cerca de la ciudad de Aliaga en la década de 1970, los ingenieros rusos desarrollaron otros pilares del corazón industrial de Turquía, incluida una planta de aluminio, textiles y fabricación de vidrio.

Turquía también compró defensas de misiles de Moscú después de no haber logrado un acuerdo con los aliados tradicionales de la OTAN, incluido Estados Unidos. Ankara citó ventajas del sistema ruso como el precio y la transferencia de tecnología.

Rusia sigue siendo una fuente de suministro de energía fundamental para Turquía. Proporcionó una cuarta parte de las importaciones de petróleo crudo de Turquía y alrededor del 45% de sus compras de gas natural el año pasado, lo que le dio a Moscú un enorme superávit en el comercio bilateral.

Foto: Cuatro niveles de la Administración (Ministerio, Gobierno de Canarias, Cabildo de Tenerife y Ayuntamiento de Santa Cruz) han tenido que acompasarse con la dirección de Cepsa. (Foto:cortesía)

Los dos países ahora están trabajando en un mecanismo que permitiría a Turquía pagar una parte o la totalidad de sus compras de energía a Rusia en liras, dijo el jueves el banco central turco.

Reconociendo las vulnerabilidades económicas de Ankara, los aliados europeos y EE.UU. se han abstenido de presionar a Erdogan para que cumpla con las sanciones a las empresas y funcionarios rusos.

Mientras se abstiene de unirse a la mayoría de las sanciones occidentales, Turquía, miembro de la Organización del Tratado del Atlántico Norte, ha expresado su apoyo a Ucrania. Una compañía encabezada por el yerno de Erdogan proporcionó docenas de drones armados para reforzar al ejército ucraniano.

Una empresa estatal rusa está transfiriendo dinero a una subsidiaria, que a su vez está construyendo una planta de energía nuclear de 20.000 millones de dólares, en la costa mediterránea de Turquía, tal y como indica Bloomberg. Esto alivia las preocupaciones de que el proyecto podría verse retrasado por sanciones de guerra.

Energía nuclear Noticias de Rusia Ucrania Vladimir Putin
El redactor recomienda