Es noticia
Menú
Estas son las millonarias inversiones en empresas emergentes deportivas de NFL y NBA
  1. Empresas
TENDENCIA ‘SPORTSTECH’

Estas son las millonarias inversiones en empresas emergentes deportivas de NFL y NBA

Mientras la organización de fútbol americano tiene su propio fondo desde 2013, la liga de baloncesto invierte a través de NBA Media Ventures. Ambas destinan grandes sumas de dinero para impulsar firmas de nuevo cuño

Foto: Hyperice es una compañía enfocada a la tecnología de recuperación muscular participada por la NFL. (Fuente: Hyperice)
Hyperice es una compañía enfocada a la tecnología de recuperación muscular participada por la NFL. (Fuente: Hyperice)

Grandes compañías de ropa como Asics o Nike, organizaciones como LaLiga o la Bundesliga, así como los principales clubes de fútbol, han comenzado a invertir en empresas tecnológicas emergentes relacionadas con la industria deportiva. Esta tendencia al alza está en plena ebullición en Estados Unidos, donde entidades como la NFL o la NBA tienen sus propias divisiones o ecosistemas enfocados a la detección y desarrollo de ‘startups’. El concepto es simple: aprovechar el conocimiento y la posición de ventaja del deporte para impulsar nuevos negocios que puedan potenciar a la liga y sus franquicias con un riesgo de inversión bajo. Por otro lado, las firmas de nuevo cuño evolucionan a un ritmo mucho más ágil, que permite a equipos centenarios apoyarse en nuevos socios especializados en impulsar áreas de negocio menos estratégicas para sacar más rentabilidad.

En el caso de la NFL, su fondo inversor se denomina 32 Equity y originalmente fue lanzado junto a Providence, aunque apenas duró un año antes de ponerlo en marcha por su cuenta. Está compuesto por las 32 franquicias de la liga, que inicialmente aportaron un millón de dólares cada una para echarlo a rodar. Tras la primera inversión han añadido otros dos millones por equipo, para un total de 96 millones de dólares gestionados en una década. Se trata de una aportación relativamente baja para el negocio de los clubes, que antes de la pandemia generaban 15.260 millones de dólares en ingresos. Con la inversión inicial de 32 millones, el fondo de la NFL realizó sus primeras cuatro operaciones. Su primer movimiento fue en Stack Sports, especializada en soluciones de software para las franquicias que van desde la gestión de las nóminas, hasta los recursos humanos y la optimización de los patrocinios.

La NFL adquirió hace cinco años un 3% del capital de Fanatics por 95 millones de dólares. Hoy su valoración es de 28.000 millones

En 2017 participó en una ronda de cinco millones de dólares en Strivr, una plataforma de realidad virtual que las compañías utilizan para formar a sus empleados y que posteriormente cerró otra ronda de 30 millones de dólares. Ese mismo año realizó su mayor operación cuando adquirió un 3% del capital de Fanatics por 95 millones de dólares cuando la compañía aún estaba valorada en 3.170 millones. Cinco años más tarde, su valoración es de 28.000 millones y se ha convertido en el mayor ‘retailer’ de licencias y uno de los principales socios de coleccionables y criptoactivos del deporte. El potencial de Fanatics ha seducido a todas las grandes ligas norteamericanas. En la última ronda de 1.500 millones de dólares cerrada este año, la NFL fue su principal inversor, con 327 millones de dólares. En su capital también se reforzaron el sindicato de jugadores de la NFL, la MLB, la NHL y sus asociaciones de jugadores, que ya tenían participaciones anteriormente.

Un año más tarde, en 2018, invirtió en la ronda de 23 millones de dólares cerrada por Appetize, un sistema utilizado en estadios como el de los Giants o los Lions para gestionar negocios como la restauración. Antes de la pandemia entró en el accionariado de Skillz, app especializada en juegos para móviles que salió a bolsa a través de una Spac a finales de 2020 con una valoración de 3.500 millones de dólares. Y en 2021 aprovechó una ronda de 48 millones de dólares de Hyperice, empresa de recuperación muscular, para entrar en su capital junto a otras ligas como la NBA y la MLB. Los réditos de sus inversiones han permitido seguir posicionando recursos en otras empresas. Las últimas han sido StatusProVR y Endeavor. En el gigante entró a través de una operación acordeón con On Location, la empresa especializada en 'hospitality'. Esta fue vendida en 2020 por la NFL a Endeavor en una operación que la valoró en 660 millones de dólares. Cuando otros fondos que estaban en su capital salieron, la NFL se hizo con el 45% y tres meses después Endeavor le compró su parte para hacerse con el 100% de la empresa con un intercambio de acciones por el que la NFL pasaba a estar en el accionariado del gigante del marketing y la representación de atletas y artistas.

La NBA y los clubes de fútbol no se quedan atrás

La NBA también arrancó de la mano de un socio, en este caso uno de sus grandes patrocinadores: Intel. Ambas organizaciones lanzaron su fondo en mayo de 2018 para invertir en ‘startups’ tecnológicas vinculadas al deporte. Actualmente la NBA canaliza sus inversiones a través de NBA Media Ventures. La organización se ha focalizado en lanzar programas para acelerar empresas y buscar nuevas tecnologías en todo el mundo. Se desconoce cuándo invirtió en Fanatics, aunque a diferencia del resto de ligas lo hizo únicamente en su sociedad en China, mercado estratégico para la competición de baloncesto. Tampoco se conoce su participación en la empresa.

Foto: Curry, durante las finales ante los Celtics. (USA Today Sports/Kyle Terada)

Su actividad se ha acelerado después de la pandemia. En los últimos meses ha participado en una ronda de cinco millones de dólares de la empresa textil Nextiles, en la que también participó Fanatics, DraftKings y Madison Square Garden Sports, dueño de los Knicks. Semanas atrás también entró en el accionariado de la red social para niños Zigazoo, que levantó 17 millones de dólares. Su mejor golpe lo dio a finales de 2021. La NBA firmó un acuerdo multianual con el gigante de datos Sportradar, entrando también en su capital. La compañía ha salido a bolsa con una valoración de 8.000 millones de dólares y tiene asegurados contratos con grandes propiedades deportivas como UEFA y Bundesliga, entre otras.

La tendencia ya ha comenzado a replicarse entre clubes europeos de fútbol como Real Madrid, Valencia CF o FC Barcelona, entre otros, que tienen sus propios centros de operaciones para empresas emergentes. También LaLiga se ha asociado con Sportboost, empresa de Iker Casillas, y otras como la Bundesliga llevan años con un programa de inversión en tecnológicas emergentes. En 2021 se rompió el récord de inversión en el sector ‘sportstech’, con 12.000 millones de dólares captados por las compañías tecnológicas vinculadas al deporte, aunque Europa aún representa solo un 15%, según el último informe de la consultora Sports Tech X.

Grandes compañías de ropa como Asics o Nike, organizaciones como LaLiga o la Bundesliga, así como los principales clubes de fútbol, han comenzado a invertir en empresas tecnológicas emergentes relacionadas con la industria deportiva. Esta tendencia al alza está en plena ebullición en Estados Unidos, donde entidades como la NFL o la NBA tienen sus propias divisiones o ecosistemas enfocados a la detección y desarrollo de ‘startups’. El concepto es simple: aprovechar el conocimiento y la posición de ventaja del deporte para impulsar nuevos negocios que puedan potenciar a la liga y sus franquicias con un riesgo de inversión bajo. Por otro lado, las firmas de nuevo cuño evolucionan a un ritmo mucho más ágil, que permite a equipos centenarios apoyarse en nuevos socios especializados en impulsar áreas de negocio menos estratégicas para sacar más rentabilidad.

Cotizalia Sports Empresas
El redactor recomienda