Presión sobre Orcel: el juicio con Santander se retrasa e irá como CEO de UniCredit
  1. Empresas
19 DE MAYO

Presión sobre Orcel: el juicio con Santander se retrasa e irá como CEO de UniCredit

El banco español gana un asalto con el nuevo retraso del juicio contra el financiero italiano, que llegará a la vista como consejero delegado de UniCredit

placeholder Foto: Andrea Orcel, futuro CEO de UniCredit. (Reuters)
Andrea Orcel, futuro CEO de UniCredit. (Reuters)

Se cumplen los peores augurios para Andrea Orcel, el banquero italiano que estuvo a punto de ser consejero delegado de Santander. El juicio contra el banco español, previsto inicialmente para el 7 de abril, se ha retrasado por motivos de agenda de abogados al 19 de mayo, según ha comunicado el Tribunal Superior de Justicia de Madrid. Por ello, Orcel llegará a esta cita ya nombrado consejero delegado de UniCredit, lo que aumenta la presión sobre él.

Es el segundo retraso que sufre este juicio, que estuvo a punto de celebrarse el pasado 10 de marzo, pero que tuvo que ser suspendido por un caso de contacto covid del juez. La nueva fecha estipulada entonces fue el 7 de abril, lo que hubiera llegado una semana antes de la junta en la que UniCredit tiene pendiente nombrar CEO al italiano. Sin embargo, la agenda de los abogados ha hecho que se tenga que buscar esta nueva fecha.

Foto: Ana Botín, presidenta de Santander, y Andrea Orcel, futuro CEO de UniCredit. (Ilustración: Rocío Márquez)

Éste es el escenario que querían evitar desde el entorno de la entidad italiana y del Banco Central Europeo (BCE), a los que no les gusta que haya un enfrentamiento público entre dos de las tres mayores entidades del continente, que están obligadas a entenderse en foros como el de la Federación Bancaria Europea, que preside Ana Botín.

Este nuevo retraso podría forzar un acercamiento entre ambas partes, que desde que se anuló el fichaje del italiano a comienzos de 2019 no han vuelto a negociar un posible pacto.

Pleito millonario

Orcel presentó su demanda a mediados de 2019. En ella, reclamaba el cumplimiento de contrato —ser nombrado CEO de Santander— o el pago de una indemnización de hasta 112 millones: 50 millones en concepto del sueldo de cinco ejercicios; 17 millones por la prima de fichaje; 35 millones por el tope de bonus de UBS que ofreció cubrir Santander, y 10 millones "por daños morales y reputacionales".

El italiano podría estar dispuesto a rebajar sus pretensiones económicas dado su inminente fichaje por UniCredit. Fuentes legales consultadas por este medio señalan que esta cifra se podría situar en 37 millones: los 20 millones que tendría que haber cobrado en 2019 y 2020 y los 17 millones de la prima de fichaje. Encaje más complicado ven con los 10 millones de daños reputacionales tras su fichaje por uno de los grandes del continente, o los 35 millones del bonus, a los que ha renunciado en su contrato con la entidad italiana.

La incógnita en este caso es si Orcel estará dispuesto a suavizar su postura tras casi dos años de enfrentamiento dentro y fuera de los tribunales, y si Santander aceptaría este acercamiento, tras el 'shock' que provocó que la demanda a Santander incluyera grabaciones no autorizadas a directivos del banco español.

Noticias del Banco Santander Andrea Orcel UniCredit
El redactor recomienda