Sorpaso en el Santander: el CEO de la filial en Brasil ganó más que Botín en 2020
  1. Empresas
REMUNERACIONES

Sorpaso en el Santander: el CEO de la filial en Brasil ganó más que Botín en 2020

La presidenta de Santander y el consejero delegado se bajaron el sueldo fijo y el variable en un 50%. Es la primera vez que no es la ejecutiva mejor pagada del grupo

Foto:

Ana Botín deja de ser por primera vez la ejecutiva mejor pagada de Banco Santander, aunque por un ajuste temporal. La presidenta del primer banco español ganó 6,8 millones durante 2020, un 31% menos que un año antes, tras bajarse el sueldo fijo y el variable en un 50%. Por su parte, irrumpe como banquero mejor pagado el responsable del negocio en Latinoamérica, Sergio Rial, que percibió 8,2 millones.

En el caso del consejero delegado, José Antonio Álvarez, su remuneración ascendió a 6 millones, un 27% menos que un año antes.

Al poco de estallar la crisis del covid-19, los dos primeros ejecutivos de Banco Santander se comprometieron a bajarse el sueldo fijo y variable en un 50%. La remuneración total baja menos porque tienen otros complementos por asistencia al consejo de administración y el plan de pensiones.

Foto: Ana Botín, presidenta de Santander. (Reuters)

El recorte del sueldo de la cúpula ha sido generalizado en 2020. Así, la red ha sufrido un ajuste de entorno a un 50%, como adelantó este medio. En el caso de la segunda línea directiva, por debajo de Botín y Álvarez, el recorte del variable ha sido del 33% tras un recorte adicional de 3,75 puntos porcentuales para "financiar las aportaciones al fondo Santander para la lucha contra la covid-19".

En el caso de Botín, "decidió donar su bono en efectivo de 2020 cobrado este año al programa Euros de tu Nómina de Banco Santander, en el que los empleados ceden parte de su salario a los proyectos patrocinados por distintas ONG y votados por ellos, igualando el banco las aportaciones, y a Empieza por Educar, filial española de Teach for All", según el informe anual.

Pensión de 50 millones

Al margen de la bajada de fijo y variable, Botín y Álvarez han seguido percibiendo sus retribución en forma de aportación al fondo de pensiones, que fue de 1,1 millones y 0,8 millones, respectivamente. La presidenta acumula ya una pensión de casi 50 millones y el CEO de 18 millones.

En el caso de Rial, consejero delegado de Santander Brasil y responsable de la geografía latinoamericana, el sueldo fijo fue de 2,1 millones, el variable de 5,2 millones y la aportación a pensiones de casi 0,9 millones.

Foto: Sergio Rial, presidente del Banco Santander Brasil. (EFE)

Otra de las novedades es que los dos principales ejecutivos del banco ya no podrán prejubilarse. Ambos ya no podrán hacerlo en caso de baja voluntaria, aunque Botín recibiría su sueldo fijo y un tercio del variable si es cese por parte del banco antes de agosto de 2022.

Otros pagos reseñables de la cúpula de Santander fueron los 1,8 millones cobrados por el exvicepresidente, Rodrigo Echenique, como segundo pago a cambio de no irse a ningún competidor, y el hecho de que Luis Isasi, expresidente de Morgan Stanley en España, se haya convertido en el cuarto consejero mejor pagado, con un salario anual de 943.000 euros, incluido el generado como presidente de Santander España.

Ana Patricia Botín
El redactor recomienda