CASO BANCO POPULAR

PwC defiende las cuentas de Banco Popular frente a los peritos del BdE y Saracho

El auditor del Popular y la representante legal de PwC han defendido la contabilidad del banco ante la Audiencia, incluidas las políticas de provisiones y las tasaciones

Foto: Logo de PwC (Reuters)
Logo de PwC (Reuters)

Declaración clave en el caso Banco Popular. La firma que se encargó de auditar las cuentas del banco, PwC, y su responsable en esta tarea, Pedro Barrio, han testificado como imputados en la Audiencia Nacional, dentro del caso que investiga presuntos delitos contables de la entidad que se quedó Santander.

Barrio ha negado cualquier tipo de irregularidad y ha defendido las cuentas a las que dio el visto bueno año a año, salvo algunos párrafos de énfasis en los estados financieros de 2016, los de la ampliación de capital de 2.500 millones. El socio de PwC ha aclarado que estos párrafos iban dirigidos a los inversores del Popular, sobre todo para que fueran conscientes de que la operación de junio de 2016 iba encaminada a cubrir pérdidas.

El auditor ha hecho hincapié en que, al contrario de lo que señalaron los peritos judiciales —dos inspectores del Banco de España—, Popular sí atendió el requerimiento del regulador en 2014, para que se ajustaran determinadas provisiones. Al contrario, los peritos creen que el banco obvió esta recomendación hasta 2016.

PwC y Barrio también han llevado la contraria a Emilio Saracho, presidente del banco sucesor de Ángel Ron, que en su declaración como investigado dio a entender que la política de tasaciones era irregular. El auditor ha defendido que el 90% de las valoraciones inmobiliarias se llevaban a cabo con tasadoras homologadas por el Banco de España, y el 10% restante se revisaban con firmas internacionales y de prestigio. Además, considera que la venta de inmuebles de 2014 y 2015 se hizo a precios similares a los de las tasaciones, por los que eran correctas.

Reexpresión de cuentas

El socio de PwC también ha justificado que no tuvo alternativa en abril de 2017, cuando Popular le comunicó que estaba revisando algunos aspectos de las cuentas del año anterior ya auditadas, por lo que avisó a Banco de España, BCE y CNMV según marca que se haga el ICAC. Aun así, creen que el banco no explicó bien la reexpresión en el hecho relevante publicado en la CNMV, ya que sumaba partidas que no debían juntarse.

La Fiscalía ha incidido en la supuesta contabilidad irregular a través de Thesan Capital. El ha aclarado que Thesan era una sociedad externa que él no tenía que revisar, y que sí examinó diversos acreditados vinculados a esta sociedad que tenían provisiones suficientes.

Fuentes próximas a la declaración señalan que el interrogatorio a Barrio ha sido muy técnico, mientras que el de PwC, al que ha hecho frente su socia Gemma Moral, ha sido más rápido y ha girado en torno a aspectos de cumplimiento normativo.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
7 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios