Y DESPIDE A LOS JEFES DE AKI TRAS LA FUSIÓN

Leroy Merlin reestructura su departamento de Digital tras el fiasco con la nueva web

La cadena de bricolaje ha despedido al director de Estrategia Digital tras enseñar la puerta de salida a los empleados de 'e-commerce'. A eso se suman las salidas de Aki, absorbida por Leroy

Foto: Una tienda de Leroy Merlin.
Una tienda de Leroy Merlin.

Leroy Merlin está a punto de estrenar nueva web. También lo estaba a finales de 2017, pero el proceso se ha demorado más de lo aceptable. Por eso, la cadena de bricolaje ha despedido al máximo responsable de Digital y ha reestructurado el departamento de 'e-commerce'.

La salida de Luis Gallego, director de Internet y Estrategia Digital con 13 años de experiencia en la empresa, se produjo la semana pasada tras un verano de despidos y cambios en el área de venta 'online'. Los problemas en ese departamento y el retraso de casi dos años en la renovación de la web han llevado a Leroy Merlin a tomar medidas drásticas, y no solo relativas a su propio personal.

Según fuentes internas, la compañía en manos del grupo francés Adeo ha pedido ayuda a la consultora Accenture, a la que contrató hace seis meses en un intento desesperado por sacar adelante la nueva web. "La simultaneidad de multitud de proyectos de transformación y revisión de procesos ha supuesto que se retrase el lanzamiento de la nueva plataforma digital, que estará terminada en los próximos meses", admiten desde Leroy Merlin.

La compañía alude a la necesidad de "incorporar nuevos perfiles tecnológicos con experiencias y visiones distintas" para justificar la reestructuración del área digital. Y aclara que el puesto de responsable de internet aún no se ha cubierto, si bien "el equipo humano dedicado a la construcción del nuevo ecosistema digital ha crecido hasta sumar más de 400 personas entre colaboradores en plantilla y externos".

No obstante, otras fuentes apuntan a un clima de amiguismo en el que no se premian los conocimientos o el esfuerzo de los trabajadores, sino las relaciones personales. Un ejemplo de ello son los continuos ascensos de personal de tienda "sin formación específica sobre digital", en detrimento de otras personas teóricamente más preparadas para asumir esas responsabilidades. Eso, sin contar con los múltiples despidos en el departamento de sistemas hace apenas cuatro meses.

Decenas de bajas en Aki

Al goteo de despidos en Digital se suman las salidas forzosas en Aki, también especializada en bricolaje y controlada por Adeo. Ambas cadenas acordaron su fusión en enero de 2018, dando lugar a una única estructura empresarial con unas ventas conjuntas de unos 2.500 millones de euros, una plantilla superior a los 12.000 empleados y casi 120 tiendas.

En su momento, Leroy Merlin aseguró que el proceso de fusión por absorción de Aki no acarrearía despidos. Hizo lo propio con los sindicatos, a los que trasladó su "compromiso de recolocación de los trabajadores indefinidos en otros centros de Leroy Merlin", explican desde CCOO.

Aki se convierte en Leroy Merlin Compact.
Aki se convierte en Leroy Merlin Compact.

Pero los directores de tienda y los empleados de oficina de Aki no han tenido tanta suerte, pues muchos de ellos se han ido a la cola del paro. Leroy Merlin confirma 33 salidas de trabajadores como consecuencia de la fusión entre ambas cadenas de bricolaje, a los que previamente se les ofreció una alternativa dentro de la empresa. En todos los casos, se llegó a un acuerdo entre las partes, destacan fuentes oficiales.

Aki hoy cuenta con 15.000 trabajadores frente a los 10.600 de antes de la fusión. "Al incorporarse a Leroy Merlin, se han beneficiado de las políticas de participación en resultados, que suman más de un 7% a su compensación precedente". La cadena vincula las salidas a la "evolución normal de una empresa en fuerte transformación que opera en un sector muy competitivo y cambiante".

Los establecimientos de Aki, más pequeños que los de su 'hermano', se están convirtiendo en Leroy Merlin Compact, un nuevo concepto enfocado a la personalización en el hogar. Para ello, la compañía gala ha invertido 121 millones de euros este año y ha ampliado la oferta de productos. Ya se han remodelado 21 tiendas en España, un país donde Leroy Merlin facturó 2.182 millones de euros (+6,6%) en 2018. La venta 'online' apenas tiene un peso del 2%, aunque crece a un ritmo del 21% anual.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
8 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios