TRAS COMPRAR LAS MARCAS DE VINO DE DOMEcQ

Tío Pepe estrecha el pacto con Andrew Tan (Emperador): comparten negocio en México

González Byass y el grupo filipino de bebidas controlan la mitad del mercado de brandy en el país americano. El grupo español crece el 11%, a 231 millones, gracias al mercado fuera de Europa

Foto: Anuncio de Tío Pepe en la Puerta del Sol. (Reuters)
Anuncio de Tío Pepe en la Puerta del Sol. (Reuters)

La relación comenzó hace seis años de manera formal, y desde entonces no ha hecho más que estrecharse. La bodega jerezana González Byass, de la familia González Gordon y con el popular vino fino Tío Pepe como enseña, y el gigante filipino de las bebidas espirituosas Emperador, controlado por Andrew Tan y su familia, comparten desde 2003 negocios de producción y venta de brandy y vinos. Su último zarpazo en el mercado fue la compra en 2018 al grupo francés Pernod de varias marcas de la antigua bodega Domecq por 81 millones. Entre ellas, tres enseñas que suponen el 50% del mercado de brandy en México, además de negocio de vinos en EEUU, Brasil y Benelux.

Lo que ambos socios no detallaron a final de 2018 al anunciarse la compra es que González Byass vendió —en paralelo a la operación con Pernod— el 50% de su negocio en México a su socio filipino. El precio fue de tres millones de euros. De esta manera, la inversión realizada por ambos grupos en la compra del negocio de Domecq a través de la sociedad conjunta Bodegas Las Copas se ve reflejada también en el nuevo reparto de poderes en una filial clave. México es el segundo mercado mundial de este licor, justamente por detrás de Filipinas, y las tres marcas de brandy adquiridas representan 1,2 millones de cajas anuales en el país azteca.

El grupo español que preside Mauricio González Gordon detalla en sus cuentas anuales del año pasado que sigue manteniendo el control de la filial mexicana pese a reducir su participación al 50%. Por este motivo, "el grupo ha registrado la operación como una transacción entre accionistas dentro del patrimonio neto, y por tanto sin efecto en la cuenta de pérdidas y ganancias consolidada", recogen las notas de esas cuentas de 2018. González Byass y Emperador canalizan su alianza a través de Bodegas Las Copas desde 2014.

Desde la compañía andaluza se explica, a preguntas de El Confidencial: "Con la compra de Domecq con Grupo Emperador al 50% se acordó compartir la distribución en México a través de nuestra filial allí, González Byass México, que ha pasado a llamarse Domecq Distribución. Para hacerlo posible, vendimos el 50% a Emperador para compartir con ellos el negocio completo de México de distribución y de Domecq".

​Asia y América, claves

La compañía española, con sede en Jerez de la Frontera, donde mantiene el grueso de sus instalaciones industriales, cerró el pasado ejercicio con un crecimiento del 11% en ventas netas (después de los impuestos que tasan el alcohol en los distintos mercados). Alcanzó los 231 millones de euros, gracias fundamentalmente a la demanda procedente de los mercados de fuera de Europa. Y es que España y el resto del continente han congelado prácticamente su contribución en el entorno de los 118 millones, mientras que del exterior llegan los 113 millones restantes. América, Asia y el resto mercados crecieron en 23 millones de euros, un 25%. La rentabilidad del grupo de bebidas también se ha beneficiado creciendo un 33%, hasta los 6,8 millones de euros.

En Asia, detallan desde la compañía dueña de marcas como Beronia o Viñas del Vero, González Byass ha logrado "un crecimiento del consumo de los vinos chilenos de Veramonte y los 'spirits' The London Nº1 y Nomad en países como China, Corea y Filipinas. Los motivos de este comportamiento son muy diversos, pero, principalmente, se deben al auge del consumo en China y a un 'cansancio' de los vinos franceses en el mercado asiático".

En Latinoamérica, también han crecido las ventas "debido al auge de los cavas de Vilarnau y los vinos de Beronia, principalmente en Ecuador, Perú y Brasil. Además, cabe destacar el desarrollo orgánico de los vinos chilenos". Por último, en México, la firma logra "un importante aumento al consolidar las ventas totales del año de las marcas de Domecq, a diferencia de lo sucedido en 2017, cuando solo se consolidaron las ventas de cinco meses de Domecq. El ejercicio fiscal de González Byass abarca del 1 de septiembre al 31 de agosto.

Andrew L. Tan. (González Byass)
Andrew L. Tan. (González Byass)

Emperador adquirió en 2013 el brandy San Bruno a González Byass y desde entonces ha ido creciendo (Bodegas Fundador a Beam Suntory, Bodegas Garvey, Bodegas Las Copas) hasta convertirse en el gran referente de los vinos de Jerez junto a la propia González Byass y a Osborne. En paralelo, entró con aún más fuerza en el mercado inmobiliario español con la compra de Torre Espacio en Madrid al Grupo Villar Mir. Tan es una de las mayores fortunas de Filipinas, según la lista 'Forbes', y su conglomerado se denomina Alliance Global Group. Además, Emperador es de por sí, aparte de socio estratégico, uno de los principales clientes de González Byass, ya que le compra anualmente brandy por valor de casi 50 millones de euros (cifra que se ha mantenido en 2017 y 2018).

Los vinos y licores de Jerez están renaciendo de la mano de capital asiático, ya que otra gran fortuna filipina, Lucio Co, compró el año pasado una participación no mayoritaria en la bodega Williams & Humbert. Esta compañía, controlada por la familia Medina, venía vendiendo vinos y licores a la cadena de supermercados líder en Filipinas —la cotizada Puregold, controlada por Lucio Co—.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios