ANDRÉS RUBIO FICHA POR INTRUM

El casero del Santander ficha por el del Sabadell y crea su propia gestora

Andrés Rubio, el que fuera primer ejecutivo de Apollo Asset Management en España y presidente de Altamira, se incorpora al consejo central de Intrum

Foto: Andrés Rubio, exjefe de la oficina de Apolo en España. (YouTube)
Andrés Rubio, exjefe de la oficina de Apolo en España. (YouTube)

Andres Rubio, el que hasta el pasado verano era máximo responsable de Apollo Management International en España, ya ha definido su nueva vida profesional tras su inesperada salida de la firma estadounidense. Rubio, uno de los profesionales españoles más destacados entre los fondos oportunistas gracias a convertirse en el casero del Banco Santander, se acaba de incorporar al consejo de administración de Intrum, la compañía escandinava de recobros, que acaba de comprar Solvia, la inmobiliaria del Sabadell.

El financiero es el primer español en formar parte del consejo de administración central de Intrum con sede en Suecia. La compañía especializada en la gestión de deudas y de servicios inmobiliarios opera en 24 países europeos y tiene una plantilla de 9.000 empleados. En España, está presente desde 2012, cuando aún bajo el nombre de Lindorff adquirió Reintegra, la filial de recobros del Santander. Posteriormente, en 2014, aumentó su apuesta al comprar la del Sabadell, por la que pagó 160 millones.

Por el camino, de la mano de Alejandro Zurbano, adquirió varias carteras de deudas fallidas. Ya en 2016, tomó el control de Aktua, la que había sido la compañía de gestión inmobiliaria de Banesto, por la que pagó 300 millones tras imponerse a Apollo y a Activum. Un año más tarde, se fusionó con Intrum Justitia, para crear un gigante que en España cuenta con más de 4.000 clientes, 30.000 millones de euros bajo gestión y 45.000 activos inmobiliarios.

Su última transacción destacada ha sido la toma del 80% de Solvia Servicios Inmobiliarios por 241 millones. La sociedad escandinava tiene más de 2.000 empleados en España y oficinas en Madrid, Valladolid, A Coruña, Alicante, Barcelona, Granada, Jerez de la Frontera, Santa Cruz de Tenerife, San Sebastián y Valencia.

Pero Rubio, que en su última etapa en Apollo tuvo diferencias con el equipo central de Londres, al perder varias de las grandes carteras que se subastaron, como la de BBVA y Popular, no se va a quedar ahí. El que fuera presidente de Altamira Asset Management, la gestora de los activos inmobiliarios adjudicados por el Santander, y miembro del órgano de gobierno de Evo Bank, ha creado su propia firma de inversión con base en Londres. Se llama Iman Capital Partners y desde ella quiere aprovechar gran parte de su experiencia en el mundo del 'distress' para asesorar a fondos institucionales y soberanos.

Rubio, que se mantiene como patrono de la Fundación Endesa, también se ha incorporado al consejo asesor de Essex Lake Group, una compañía de tecnología, y al comité de inversiones de Quarza Inversiones, una sociedad de capital riesgo española de tamaño medio.

Antes de unirse a Apollo en 2011, el estudiante por Georgetown trabajó como analista y banquero de inversión para Morgan Stanley (1992-2004) en sus oficinas de Nueva York y Tokio. Posteriormente, fue director general de Cerberus Japan (2003-2006), desde donde volvió a Morgan Stanley como jefe de Inversiones para Europa y Oriente Medio y miembro del comité de Globalist Capital Management (2009-2011).

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios