NECESITA VENDER MÁS CRÉDITOS MOROSOS

Ibercaja descarta salir a bolsa en primavera ante el retraso de la subida de tipos del BCE

El proceso de salida a bolsa sigue en marcha, aunque todavía no ha comenzado el "roadshow". La entidad prefiere esperar a presentar resultados trimestrales en mayo para la plantear la operación

Foto: Ibercaja.
Ibercaja.

Ibercaja descarta salir a bolsa en primavera y ve más probable hacerlo después del verano tras el reciente anuncio del retraso en la subida de los tipos de interés por parte del BCE y a la espera de cerrar la venta de una cartera de préstamos dudosos.

Según ha explicado este miércoles a la agencia una fuente cercana a la operación, antes de su salida a bolsa, la entidad bancaria prefiere limpiar aún más su balance y deshacerse de créditos morosos por "un importe relevante". Y es que, como ya adelantó El Confidencial, el banco aragonés trabaja a contrarreloj por cumplir a mediados de año con el objetivo de 2019 de bajar su ratio de activos problemáticos por debajo del 6%.

Por otra parte, como adelanta el diario 'Cinco Días', el aplazamiento en la normalización de la política monetaria del BCE anunciada este mes "no ha ayudado" a la ejecución de la operación y "refuerza la impresión de que es prematuro". Ibercaja prefiere además esperar a publicar sus resultados del primer trimestre a primeros de mayo para tener "información real del año en curso".

Pese a ello, el proceso de salida a bolsa sigue en marcha, aunque todavía no ha comenzado el "roadshow", una gira por distintas ciudades internacionales que durará dos meses y en la que se verificará el interés de los inversores institucionales.

[El resultado de Ibercaja cae un 70% en 2018]

Ibercaja, con sede en Zaragoza, pretende vender el 40% del capital en su salida a bolsa, en la que no habrá tramo minorista, y no descarta una ampliación de capital simultánea si las condiciones del mercado son favorables, si bien "esto no está sobre la mesa" por el momento.

JP Morgan y Morgan Stanley son coordinadores de la transacción, UBS y Bank of America son colocadores y Rothschild es asesor financiero. Por su parte, los despachos de abogados Uría Menéndez y Linklaters asesoran legalmente la operación.

Ibercaja, como el resto de las antiguas cajas de ahorros, está obligada a salir a bolsa o recaudar fondos para reducir la participación del 87,8% de su fundación hasta un nivel inferior al 50% antes del 31 de diciembre de 2020.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios