busca unos 150 millones de euros

Ardian contrata a Mediobanca y AZ Capital para vender los túneles de la Generalitat

Después de rechazar la oferta de Abertis, el fondo francés se apoya en la banca de inversión para que le busquen potenciales interesados para su 49,9% de las carreteras de pago Tunels Barcelona-Cadí

Foto: Túnel de la concesionaria. (Tunelsbarcelonacadi.cat)
Túnel de la concesionaria. (Tunelsbarcelonacadi.cat)

Ardian se apoya en la banca de inversión para vender el 49,9% que posee en la concesión de la Generalitat de Cataluña Tunels Barcelona-Cadí. El fondo francés ha contratado a Mediobanca y AZ Capital para la búsqueda de potenciales inversores, según fuentes financieras.

De esta forma, Ardian abre un proceso de venta después de rechazar la oferta que presentó Abertis, dueño del 51,1% restante de estas carreteras de pago. El gestor de infraestructuras que ahora preside Marcelino Fernández Verdes, durante años mano derecha de Florentino Pérez, hizo una propuesta que superaba los 100 millones de euros. Abertis contaba con un derecho preferente de compra, por lo que Ardian está obligado a vender por encima de ese precio.

El proceso de venta aún se encuentra en una etapa muy incipiente. Por ahora, los bancos de inversión están presentando los activos. Esperan darse un plazo de unas cinco semanas para la recepción de ofertas no vinculantes y otras cinco semanas más para que aquellos que realicen una oferta en firme puedan llevar a cabo todos los procesos de 'due diligence' previos a la compra. De esta forma, la operación se puede dilatar unos tres meses.

Carretera de la concesión. (Tunelsbarcelonacadi.cat)
Carretera de la concesión. (Tunelsbarcelonacadi.cat)

Por ahora, los bancos sondean el interés del mercado en desembolsar cerca de 150 millones de euros con los que creen que Ardian accedería a la venta. Los activos están divididos en dos partes. Por un lado, Túneles de Vallvidrera, una vía rápida de acceso a Barcelona que atraviesa cinco túneles y discurre dentro del parque de Collserola. Por otro lado, Túnel del Cadí, una red viaria con un túnel de más de cinco kilómetros dentro del Parque Natural Cadí-Moixeró que permite la comunicación entre las comarcas de Berguedà y la Cerdanya.

En suma, 41 kilómetros que atraviesan de manera rápida un terreno montañoso con un plazo de concesión por parte de la Generalitat de Cataluña que se extiende hasta 2037. Implicados en la venta aseguran que esta participación, donde Abertis tiene el control de la empresa, podría ser de interés para fondos de infraestructuras de tamaño medio que busquen flujos de caja estables y recurrentes. Por el volumen, descartan a los grandes inversores internacionales para esta operación.

Túnel del Cadí logró un beneficio neto de casi 20 millones de euros en 2017, según consta en las últimas cuentas presentadas en el Registro Mercantil. Esto supone elevar en dos millones de euros la ganancia del ejercicio precedente. La compañía generó durante ese periodo unos ingresos de casi 60 millones de euros. En 2018, por estas vías de pago pasaron 15.378 vehículos de media al día, un 3,4% más que un año antes.

Para este 2019, la Generalitat que preside Quim Torra ha elevado las tarifas de sus autopistas un 2,2%, mientras que el Ministerio de Fomento ha subido los precios de la red de vías de pago estatales un 1,6%.

En 2012, tras una subasta desierta, el banco brasileño BTG se quedó con el 65% de esta concesión. El 35% restante fue para Abertis. Posteriormente, BTG vendió su 65% a Ardian por 145 millones de euros. En 2015, el inversor francés se deshizo de un 15% que vendió a Abertis por 34 millones de euros.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios