el consejo de abengoa advierte de medidas legales

Urquijo rechaza las exigencias de Benjumea y se alinea con la CNMV en contra del split

El consejo de la compañía coincide con el supervisor en que la cotización actual se produce de forma "desordenada" y apoya rebajar el suelo de cotización por debajo del céntimo

Foto: El presidente de Abengoa, Gonzalo Urquijo. (EFE)
El presidente de Abengoa, Gonzalo Urquijo. (EFE)

Gonzalo Urquijo, presidente ejecutivo de Abengoa, ha dado una contundente respuesta a Felipe Benjumea: el consejo de la empresa rechaza el 'split' de las acciones, de manera que cada una de las actuales equivalga a diez. El que fuera presidente de la firma andaluza pidió a final de agosto, como representante de accionistas que poseen el 3,001% del capital de Abengoa, una junta extraordinaria para responder con ese 'split' a la medida de Bolsas y Mercados para reducir el precio mínimo de cotización en el continuo por debajo de un céntimo. La medida entrará en vigor a final de este mes.

Abengoa ha reunido hoy a su consejo y ha enviado una comunicación a la CNMV. El supervisor de la bolsa ya se opuso radicalmente a la propuesta de 'split' que exige Benjumea. Y advirtió a Abengoa de que eso supondría una práctica de manipulación de precios ante la que se planteaba, si llegara a aprobarse, excluir a la empresa de Bolsa e impugnar los acuerdos de la Junta. La comunicación de Abengoa se alinea totalmente con las tesis del organismo que preside Sebastián Albella.

"El Consejo [de Abengoa] ni hizo suyas las medidas planteadas por Inversión Corporativa IC, S.A., Finarpisa S.A. y Dña. Blanca de Porres Guardiola ni las valoró positivamente. El Consejo siempre ha estimado que podrían tener una repercusión negativa sobre la liquidez de la acción y la ordenada negociación de las acciones de la Sociedad". Es lo que recoge el escrito enviado a la CNMV. IC y Finarpisa eran los antiguos accionistas de control de Abengoa (tenían el 57% del capital antes de la reestructuración financiera). Blanca de Porres es la esposa de Felipe Benjumea.

En el caso de que las medidas propuestas por esos accionistas llegaran a aprobarse, el consejo advierte de que "se verá obligado a valorar la adopción de las medidas legales a su alcance en defensa del interés social". La eliminación del suelo de cotización actual busca que la negociación de los títulos de Abengoa sea ordenada y pueda producirse con normalidad, ya que ahora hay accionistas que quieren vender y no pueden hacerlo al precio de céntimo ya que no hay demanda a ese nivel.

Medidas contra la dilución

En el lado opuesto, los accionistas que capitanea Benjumea elevaron la voz para criticar que la medida de BME —auspiciada por la CNMV— supondría para ellos una pérdida adicional del valor de sus títulos. Se sumaría a la pérdida que ya sufrieron durante el proceso de reestructuración financiera, que supuso pasar de ese 57% de participación a menos del 3% (en el caso de IC-Finarpisa de forma aislada, sin incluir a Blanca de Porres).

Sin embargo, como señala Abengoa en una nota de prensa enviada junto a la comunicación a la CNMV, la mayoría de las acciones que posee IC son de tipo A. Los otros tipos de títulos, los tipo B, son los que se verían afectados por la eliminación del suelo de cotización. "No se entiende el interés del grupo de accionistas que ha solicitado el 'split' de ambos tipos de acciones, cuando son poseedores en su mayoría de acciones A, las cuales, previsiblemente, seguirían cotizando con normalidad", explica la nota de Abengoa.

Urbas, la otra compañía afectada por el nuevo precio mínimo de cotización, ha hecho oídos sordos a la CNMV y ha aprobado esta semana el 'split' de sus títulos para neutralizar el efecto de reducir el precio mínimo de cotización.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios