convoca junta para crear una nueva sociedad

Zandi y Cebrián hacen la última pirueta societaria para dar el 'pelotazo' petrolero

El empresario de origen iraní ha convocado a sus accionistas para traspasar los activos de la 'offshore' Star Petroleum a una nueva sociedad tras reducir a cero la tasación de la primera

Foto: Fotografía de archivo de Juan Luis Cebrián (c) y Massoud Zandi (2d).
Fotografía de archivo de Juan Luis Cebrián (c) y Massoud Zandi (2d).

Massoud Zandi y Juan Luis Cebrián siguen dándole vueltas a su proyecto para explotar petróleo en Sudán del Sur, un país en plena guerra civil donde el inversor español de origen iraní y el presidente de Prisa creen tener un tesoro. El último movimiento que se propondrá este jueves en una junta ordinaria y extraordinaria de accionistas es traspasar los activos de Star Petroleum a una sociedad de nueva creación, denominada Oleum Energy, operación de la que algunos socios del polémico empresario aseguran no tener conocimiento.

Según consta en los documentos a los que ha tenido acceso El Confidencial, Massoud Zandi, el inversor que encandiló a personalidades como Cebrián, Felipe González o Javier Merino, entre otros, convocó el 30 de mayo a sus accionistas de Star Petroleum para celebrar el pasado 15 de junio una junta con carácter ordinario y extraordinario al mismo tiempo y someter a aprobación una ampliación de capital decidida el 23 de febrero, el examen de las cuentas de la empresa y la gestión, y “la venta del activo de Sudán y de los pasivos conexos”.

El acto se iba a celebrar a las 19:00 en la calle Orense de Madrid, número 81, séptima planta, lugar donde al mismo tiempo se iba a celebrar otra junta general y extraordinaria de accionistas para constituir Oleum Energy. Esta nueva compañía había convocado a los accionistas de Star Petroleum para aprobar la asignación de participaciones societarias o compraventa de acciones, la designación de los consejeros y la adquisición de los activos de Sudán de la anterior empresa, con el otorgamiento de las garantías por esta operación.

En ambas juntas, los administradores mancomunados, tanto de Star Petroleum como de la nueva Oleum Energy, que aparecen en los documentos son Massoud Zandi Goharrizi y Rafael Caro Moya, un abogado que en su día se hizo famoso por pleitear contra Gonzalo Pascual y Gerardo Díaz Ferrán por el caso Marsans. Ya no firma Miguel Ángel Remón, exvicepresidente de exploración y producción de Repsol, que fue nombrado consejero a finales del pasado año. Remón, la cabeza pensante del proyecto, se ha desvinculado tras aparecer Star Petroleum y varios de sus accionistas en los papeles de Panamá, con sociedades 'offshore' desde la que tienen sus participaciones.

Pero las dos juntas de accionistas previstas para el pasado 15 de junio no llegaron a celebrarse. Cinco días antes del evento, Zandi informó a sus socios que “por circunstancias varias", se veían "en la obligación de modificar la fecha” del encuentro, que finalmente se ha fijado para el 7 de julio, a las 18.00. En este último documento, el inversor que está siendo inspeccionado por la Agencia Tributaria por presuntos delitos, como la simulación del domicilio fiscal para pagar menos impuestos, comunica también que “ha recibido comunicación de Oleum Energy SL por la que deja sin efecto la invitación que le fue cursada por su condición de accionista de Star Petroleum para asistir a la junta por haber quedado anulada la celebración de la misma”.

Merino: "No quiero saber nada"

En cualquier caso, el orden del día de la junta que tendrá lugar este jueves se habría hecho a espaldas del resto de accionistas. Al menos así se desprende de las declaraciones de Javier Merino, accionista relevante de Star Petroleum, quien ha asegurado a El Confidencial que desconoce la situación actual de la compañía y su posible solución ante la incapacidad para poder explotar los yacimientos de petróleo en Sudán del Sur sobre los que presuntamente tiene unos derechos. “No quiero saber nada”, asevera, para añadir que su único fin es recuperar el dinero prestado.

Algunas fuentes indican que Merino ha cuantificado en 53 millones la cantidad invertida en este proyecto, en la compra de acciones de la sociedad 'holding' con sede en Luxemburgo, que supuestamente han ido a parar al bolsillo de Zandi. Como en otras ocasiones, este medio ha intentado sin éxito ponerse en contacto con el empresario iraní a través de tres teléfonos distintos para conocer su versión sobre esta información.

El traspaso de los activos de Star Petroleum a Oleum Energy se ha hecho con el asesoramiento de Luis Jiménez Guerrero, uno de los hombres fuertes de Deloitte, que ha dejado la consultora y la auditora recientemente para sumarse al proyecto petrolero de Zandi y Cebrián. Jiménez se ha dedicado en los últimos meses a poner en orden la compañía y a tasar su valoración, que ha pasado de unos 300 millones a apenas cero euros. El presidente de Prisa es el primer accionista 'premium' del que el empresario presume en la documentación que reparte sobre su aventura africana, en la que también incluye a Alain Minc (consejero de Prisa y CaixaBank), Roberto Alcántara (millonario mexicano, también en el consejo del dueño de 'El País'), Antonio Navalón (lobista próximo al PSOE), Ignacio Yufera, fundador de Seur, así como varios miembros del Gobierno de Dubái y Abu Dhabi. 

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios