El Santander avisa de que la incertidumbre política retrasa la boda Siemens-Gamesa
  1. Empresas
movimientos corporativos

El Santander avisa de que la incertidumbre política retrasa la boda Siemens-Gamesa

A la espera de la evolución de las negociaciones para fusionarse con la división eólica de Siemens, la empresa española incrementa su beneficio un 16% en el primer trimestre

Foto: El presidente de Gamesa, Ignacio Martín. (EFE)
El presidente de Gamesa, Ignacio Martín. (EFE)

Gamesa y Siemens siguen con sus negociaciones para fusionar el negocio de la española con la división eólica de la empresa germana. Llevan meses conversando, las partes involucradas están de acuerdo en la integración, incluyendo a Iberdrola, que es el principal accionista de Gamesa con el 19,7% del capital. Pero sigue habiendo flecos pendientes. O frenos que retrasan el acuerdo. Y los analistas del Banco Santander añaden uno más en un informe emitido este jueves: la incertidumbre política en España.

"Asignamos una alta probabilidad a que la operación se ejecute una vez superen los numerosos obstáculos existentes, entre los que figura la incertidumbre vigente tras el actual 'impasse' político en España", señalan en su informe. Y añaden: "Siemens podría hacer una aproximación más cautelosa dada la actual incertidumbre política en España, que podría no clarificarse a corto plazo, por lo que podría estar reconsiderando el momento adecuado de la posible fusión".

Otro de los obstáculos mencionados por los analistas del Santander pasa por resolver la situación de Adwen, la 'joint venture' de parques eólicos marinos que Gamesa tiene junto con la francesa Areva. La empresa presidida por Ignacio Martín ha reconocido que está buscando una solución, que podría pasar por vender su 50% en la sociedad o comprar el 50% de Areva. En los últimos días, la primera opción parecía ganar enteros ante el supuesto interés de General Electric por entrar en el capital de Adwen. Sin embargo, fuentes de General Electric han precisado que no hay ninguna oferta ni un interés oficial por Adwen, sino que simplemente siguen su situación, tal como hacen con otros activos eólicos marítimos.

Fuentes conocedoras de la operación precisan que lo único cierto en estos momentos, más allá de lo que se pueda decir de la situación política o de Adwen, es que las negociaciones siguen adelante y que la voluntad firme de todas las partes es cerrar el acuerdo.

Mayores ganancias desde 2008

En su informe, los analistas del Santander mencionan que la fusión tendría un efecto catalizador en las acciones de Gamesa. Matiza, eso sí, que incluso "manteniéndose sola" seguiría ofreciendo "una historia atractiva" por sus fundamentales y por su "posición de liderazgo en varios de los mercados eólicos que más están creciendo en el mundo, apoyada en un fuerte balance y una creciente eficiencia operativa".

A partir de estas premisas, y de las optimistas previsiones que tienen para el negocio de la eólica española, elevan su recomendación sobre los títulos de Gamesa de mantener a comprar, y elevan el precio objetivo de 16,51 a 20,35 euros. Es decir, le conceden un potencial alcista del 17,5% con respecto a los 17,33 euros a los que cerró este jueves tras subir un 3,3%.

Las referencias a la favorable evolución del negocio de Gamesa quedaron confirmadas al cierre de la sesión, cuando la compañía presentó sus resultados trimestrales. Entre enero y marzo, la empresa presidida por Ignacio Martín ganó 72 millones de euros, por encima de los 65 millones esperados por el mercado y de los 62 millones del mismo periodo de 2015, y el mayor resultado trimestral desde 2008.

Las ventas de la compañía crecieron un 30% con respecto al primer trimestre de 2015, hasta los 1.064 millones de euros, y el libro de pedidos terminó marzo en los 3.167 megavatios (MW), un 22% más que hace un año, y que cubren ya el 90% de los objetivos para todo 2016. Además, finaliza el primer trimestre con una posición de caja neta de 194 millones de euros.

Noticias de Siemens Gamesa Accionistas
El redactor recomienda