Es noticia
Menú
El FROB perderá otros 283 millones en 2015 pese a la colocación prevista de Bankia
  1. Empresas
EL QUEBRANTO DEL RESCATE BANCARIO LLEGARÁ A 40.000

El FROB perderá otros 283 millones en 2015 pese a la colocación prevista de Bankia

El rescate bancario seguirá costándonos dinero a los españoles en 2015. Según los Presupuestos Generales, el FROB perderá otros 283 millones el próximo año.

Foto: El presidente del FROB, Fernando Restoy (Reuters)
El presidente del FROB, Fernando Restoy (Reuters)

El rescate bancario seguirá costándonos dinero a los españoles en 2015. Según los Presupuestos Generales del Estado, el FROB (Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria) perderá otros 283 millones el próximo año, una cifra 10 veces inferior a la de 2013 pero que elevará el quebranto acumulado en la reflotación del sector hasta 40.000 millones. Esta previsión contrasta con los planes gubernamentales de colocar varios paquetes de Bankia a lo largo del ejercicio si el mercado acompaña, que deberían generar beneficios para el fondo público.

El proyecto de Presupuestos, presentado ayer por el ministro Cristóbal Montoro, contempla en su capítulo quinto los resultados de "entidades y sociedades mercantiles públicas". Ahí se incluyen Loterías y Apuestas del Estado y Enaire (la antigua Aena), ambos con previsión de beneficios, así como el FROB, Adif, Adif-Alta Velocidad y Renfe Operadora, todos ellos con pérdidas estimadas. El resultado neto es un beneficio agregado de 1.880 millones.

La previsión de pérdidas del FROB resulta sorprendente puesto que las pérdidas de los últimos años se debían a una rebaja de valor de la participación en las distintas entidades nacionalizadas. Por tanto, la venta de las que le quedan debería suponer un beneficio respecto a dicha valoración, ya que han vuelto a beneficios tras el fuerte saneamiento que han acometido. En 2015 está previsto que el fondo que preside Fernando Restoy continúe colocando en bolsa paquetes de Bankia y que salga a cotizar su otra participación, BMN. Ni Hacienda, ni Economía, ni el FROB respondieron a las preguntas de El Confidencial sobre el origen de las pérdidas presupuestadas.

Bankia frente a Sareb

De hecho, el FROB pretendía vender otro porcentaje del banco dirigido por José Ignacio Goirigolzarri lo antes posible tras el fin del período de lock-up a finales de mayo, y de hecho algunos bancos de inversión realizaron presentaciones a inversores internacionales, pero el mercado se vino abajo y tuvo que aplazarlo. Actualmente, la acción sigue por debajo del precio de la primera venta de un 7,5% del capital en febrero: esta se produjo a 1,51 euros y este martes cerró en 1,49.

En todo caso, se espera que a lo largo de 2015 haya nuevas ventanas de oportunidad en que se puedan realizar nuevas colocaciones con beneficio para el FROB. Asimismo, la entidad ha anunciado que prevé pagar dividendo el próximo año, lo cual incrementará la rentabilidad para el fondo público, que es su principal accionista (posee el 100% de BFA).

El principal riesgo de pérdida a priori proviene de su participación en Sareb, que está valorada en 381 millones de deuda subordinada y 108 millones en acciones ordinarias. El fondo de rescate no realizó ningún ajuste de valor en 2013, aunque es posible que lo haga en 2014 puesto que el banco malo sufrió una pérdida de 261 millones el año pasado. Y la obligación impuesta por el Banco de España de retasar y provisionar sus activos, que condujo a las pérdidas de 2013, seguramente provoque nuevos quebrantos en 2014 y 2015. Y eso puede obligar al FROB a rebajar el valor de su participación con el ajuste correspondiente.

Otras posibles fuentes de pérdidas son los intereses de las fuertes emisiones de deuda realizadas por el FROB para financiar las inyecciones de capital, las garantías concedidas a los compradores en operaciones como las de Novagalicia, Catalunya Banc y Ceiss, o las desviaciones en los grandes EPA (esquema de protección de activos), concedidos en las subastas de CAM o Banco de Valencia, respecto a las pérdidas estimadas inicialmente y ya provisionadas.

Una carrera de pérdidas

El FROB registró unas pérdidas iniciales de 314 millones en su primer año de vida, 2010, que se dispararon hasta 10.557 millones en 2011, el año del FROB 2; es decir, las inyecciones directas de capital cuando se nacionalizaron al 100% CatalunyaCaixa, Novagalicia y Unnim. Pero la catástrofe llegó en 2012, el año de los Decretos Guindos y del rescate europeo del sector, cuando se apuntó un agujero de 26.060 millones por el hundimiento del valor de las nacionalizadas –a las que ese año se sumó Bankia– por las macroampliaciones de capital que fueron suscritas con el dinero europeo. Concretamente, 9.176 millones de euros procedían de Bankia, 6.674 de CatalunyaCaixa, 5.498 de Banco de Valencia, 3.091 de Novagalicia, 525 millones de Ceiss y 241 de BMN.

Tras el desastre, en 2013 las pérdidas se redujeron drásticamente hasta 2.787 millones, que se explican por unas pérdidas de 1.651 millones por la venta de Novagalicia al grupo venezolano Banesco (esa es la diferencia entre el precio de venta respecto al valor ya rebajado con los ajustes de 2012), 552 millones por el deterioro del valor de Catalunya Banc –que no había vendido todavía– y 245 millones por el traspaso del Banco Gallego al Sabadell. Estas pérdidas fueron minoradas porque la participación del Estado en BFA-Bankia se revalorizó en 709 millones y la de BMN en 10 millones, según las estimaciones del fondo.

En total, el Estado lleva perdidos 39.718 millones con el rescate a la banca de los 61.336 que ha inyectado en las diferentes entidades salvadas de la quiebra, según cifras del Banco de España. Con la pérdida de 283 millones más en 2015, el quebranto alcanzará los 40.000 millones. Lógicamente, faltan las cifras de 2014, que el FROB presentará a principios del próximo año.

El rescate bancario seguirá costándonos dinero a los españoles en 2015. Según los Presupuestos Generales del Estado, el FROB (Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria) perderá otros 283 millones el próximo año, una cifra 10 veces inferior a la de 2013 pero que elevará el quebranto acumulado en la reflotación del sector hasta 40.000 millones. Esta previsión contrasta con los planes gubernamentales de colocar varios paquetes de Bankia a lo largo del ejercicio si el mercado acompaña, que deberían generar beneficios para el fondo público.

FROB Rescate
El redactor recomienda