ELECCIONES 26-J

Podemos busca extender la rebelión de los barones del PSOE con más ofertas al Senado

La formación en Castilla La-Mancha envía una propuesta al presidente García-Page. Paralelamente, ofertas similares fueron remitidas al PSOE en La Rioja y Granada. El PSOE no cambia su rechazo

Foto: Los líderes del PSOE, Pedro Sánchez, y de Podemos, Pablo Iglesias, el pasado 30 de marzo, en su última reunión pública. (EFE)
Los líderes del PSOE, Pedro Sánchez, y de Podemos, Pablo Iglesias, el pasado 30 de marzo, en su última reunión pública. (EFE)

Podemos sigue buscando alianzas territoriales con el PSOE para concurrir juntos en las elecciones al Senado tras el rechazo rotundo de Pedro Sánchez a un pacto estatal. Esta misma mañana, la formación en Castilla La-Mancha envió una propuesta formal al presidente socialista Emiliano García-Page. Paralelamente, una oferta similar fue remitida al secretario general del PSOE en La Rioja y responsable de Organización federal, César Luena. En la provincia de Granada, el secretario general de Podemos, Alberto Matarán Ruiz, lanzó la misma propuesta a su homóloga, Teresa Jiménez, solicitándole  "una reunión con la mayor brevedad posible para abordar esta cuestión". Estos movimientos se producen en medio del conato de rebelión interna protagonizada por el presidente valenciano, Ximo Puig, favorable explorar esta opción pese al veto de Ferraz.

Pese a las apelaciones continuas que siga haciendo Podemos, desde el pasado martes, cuando lanzó su oferta de pacto global con el PSOE para el SenadoFerraz no las atenderá. El único territorio que sí quiso pelearlo fue Valencia, por el empeño de Puig, en buscar una alianza que le pudiera arrebatar escaños al PP y, sobre todo, impidiera la desaparición del PSPV en la Cámara Alta. Pero Puig prometió acatar la directriz federal y lo hará. En Aragón y Baleares las negociaciones ya entraron en vía muerta y se cerró la puerta.

En Castilla-La Mancha no hay ninguna previsión de que se exploren conversaciones con Podemos. El propio presidente regional, Emiliano García-Page, lo dijo en una entrevista este jueves en Radio Castilla-La Mancha. Bromeó con la "manía" de escribir cartas cuando ve y habla con José García Molina "constantemente" -Podemos facilitó su investidura y apoya su Gobierno desde fuera- y no tiene "el menor problema" en seguir hablando con él. De la misiva, dijo, se enteraron los periodistas antes que él mismo, con lo que "ya queda bien claro lo que se pretende". 

"Soy partidario de que las posiciones de cada territorio se pongan en cohesión con las del partido a nivel federal y salgan listas consensuadas", dice Page

"Esto no puede enfocarse de una manera distinta a la de que las listas para el Congreso y para el Senado en España el PSOE las aprueba con los mismos estatutos en toda España y, por consiguiente, yo soy partidario de que las posiciones de cada territorio se pongan en cohesión con las del partido a nivel nacional y salgan unas listas, como siempre, consensuadas", apuntó García-Page.

Luena es la mano derecha de Sánchez

Una oferta similar fue lanzada también esta mañana por el secretario general de Podemos en La Rioja, Francisco Garrido, a su homólogo, César Luena, con el mismo modus operandi, según aseguran desde el PSOE. La misiva fue enviada primero a los medios de comunicación. En la carta, Garrido defiende la necesidad de lograr "una representación en el Senado de fuerzas progresistas más acorde a la realidad social".

Pedro Sánchez y César Luena, con sus barones. A su izquierda, Ximo Puig y Emiliano García-Page, el 30 de mayo de 2015. (EFE)
Pedro Sánchez y César Luena, con sus barones. A su izquierda, Ximo Puig y Emiliano García-Page, el 30 de mayo de 2015. (EFE)

Pero allí, en La Rioja, las posibilidades de entendimiento son nulas. El secretario general socialista es César Luena, número dos de Pedro Sánchez en Ferraz como responsable de Organización y ahora también coordinador general de la campaña del 26-J. No hará falta ni que se pronuncie porque secundará con toda seguridad el "no, gracias" de su jefe. De hecho, él fue el que recalcó al PSPV que no tolerará ni alianzas con la formación de Pablo Iglesias ni "coaliciones encubiertas". A ello se suma que no hay tiempo material. Mañana viernes, 13 de mayo, se deben registrar las coaliciones ante la Junta Electoral. Y mañana se reúne también la comisión federal de listas del PSOE, encargada de examinar y validar las candidaturas del partido en toda España -menos las del PSC-, y elevar un informe que deberá ratificar, el sábado, el comité federal.

Susana Díaz también dice no

Susana Díaz, en el Parlamento andaluz este 11 de mayo. (EFE)
Susana Díaz, en el Parlamento andaluz este 11 de mayo. (EFE)

En la polémica también terció este jueves la presidenta andaluza, Susana Díaz, que reiteró el no del PSOE a una entente con la formación emergente: "Ya está bien de jueguecitos y de bromas. Se les nota demasiado que quieren enredar en el resto de partidos, que quieren enredar y enfangar la vida pública", aseguró la baronesa durante la sesión de control en el Parlamento andaluz, en respuesta a la líder de Podemos en la comunidad, Teresa Rodríguez.

El PSOE, añadió la jefa de la Junta, "no irá" con los morados el 26-J, porque su partido tiene un proyecto distinto, de "cambio real para este país", lejos de las "tácticas y frivolidades" de los podemistas, en referencia a las cartas enviadas a las sedes provinciales andaluzas invitándoles a una alianza para el Senado. 

La propuesta de Pablo Iglesias a Pedro Sánchez para explorar la posibilidad de una alianza en la Cámara Alta fue interpretada como una estrategia para visibiliar las diferencias internas en las filas socialistas, al tiempo que se obligaba a Sánchez a posicionarse en precampaña dentro del juego de pactos postelectorales. Es decir, para vincular el "no, gracias" del líder socialista con su rechazo a formar un Gobierno progresista y cargar sobre él la culpabilidad de la falta de acuerdos durante las negociaciones abiertas tras el 20-D

Este viernes se reúne la comisión federal de listas del PSOE, que aprobará las candidaturas de toda España del PSOE. Sánchez impondrá su criterio

La cúpula estatal de Podemos, por su parte, ya buscó ayer echar más leña al fuego. El secretario de Organización, Pablo Echenique, llamó a Sánchez a reconsiderar la oferta de alianza para el Senado o que, “al menos, permita que en los territorios donde pueda haber acuerdo, como parecía hasta ayer en Aragón y Valencia, pueda haber acuerdo”. Para el líder territorial de Podemos en Aragón, sería positiva la alianza porque “el PP con menos del 30% de los votos consigue el 60% de la representación, lo que supone una minoría de bloqueo permanente durante los próximos años de legislatura si no hacemos nada”, advirtió.

La ejecutiva de Podemos valoró este miércoles fórmulas para poder llevar a cabo el pacto. En Aragón, indicó Echenique, “el acuerdo es más fácil” y reprendió al líder socialista por su “no, gracias”, al tiempo que reclamó que permita a los suyos seguir negociando con su formación y que sus representantes en esta comunidad “tengan su propia dinámica”. Pero el PSOE ya ha aprobado sus candidaturas completas a Congreso y Senado. E irá en solitario el 26-J

El acuerdo en este territorio incluiría también a la Chunta Aragonesista y a Izquierda Unida. Con todo, Sánchez está a punto de imponer su criterio de que no se trabe ninguna alianza con Podemos en ninguna comunidad autónoma para el Senado y que el PSOE concurra en toda España con sus siglas el 26-J. 

Elecciones Generales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
10 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios