iglesias sigue la estrategia de "mano tendida"

Podemos apremia al PSOE al ofrecerle un pacto para el Senado que Sánchez rechaza

La propuesta pretendía colocar a Sánchez en la tesitura de tener que posicionarse, ya en precampaña, a favor o en contra de una alianza. El líder socialista responde "no, gracias"

Foto: Pablo Iglesias y Pedro Sánchez se saludan en el pleno del Congreso el pasado 28 de abril. (Reuters)
Pablo Iglesias y Pedro Sánchez se saludan en el pleno del Congreso el pasado 28 de abril. (Reuters)

Podemos toma la iniciativa. Envió este martes una carta al PSOE para ofrecerle una alianza para las elecciones al Senado que "supere al PP". La formación emergente sigue la estrategia de "mano tendida" a los socialistas para formar un Gobierno progresista junto a IU y el resto de las confluencias. La propuesta, que ha sido ratificada por el consejo ciudadano estatal, el máximo órgano de decisión del partido entre asambleas, coloca a Pedro Sánchez en la tesitura de tener que posicionarse, ya en precampaña, a favor o en contra de una alianza que determinará el juego de los pactos postelectorales. La respuesta del líder socialista ha sido clara y contundente: "No, gracias". 

Desde las filas socialistas han centrado sus ataques durante los últimos días en Podemos y su líder Pablo Iglesias, a los que Podemos ha respondido, en cambio, remarcando que su rival no es el PSOE sino el PP

La misiva enviada este mediodía al PSOE [aquí en PDF] remarca que estaría abierta “a todos los actores sociales y políticos que abogan por ese cambio progresista que desearan incorporarse”, y debería fraguarse desde “un espíritu de generosidad, pluralidad y equilibrio, y que tenga en cuenta la diversidad y flexibilidad necesaria para acoger y adaptarse a las necesidades de cada territorio, incluyendo la posibilidad de descuelgue en aquellos lugares donde por una razón u otra el entendimiento no sea posible”.

La formación morada insiste en que su rival es el PP, y no el PSOE, y que su propuesta evitaría que se consolide "una minoría de obstrucción" en el Senado

Para Podemos, esta sería la única manera de superar una situación de bloqueo en la Cámara Alta, en la que el Partido Popular obtuvo el 20-D el 60% de los senadores y senadoras con apenas el 28,7% de los votos, subrayan, “consolidando una minoría de obstrucción y bloqueo que haría muy difícil la acción de ese Gobierno de cambio democrático que aspiramos a construir tras el 26-J”. Por ello la formación emergente conmina al PSOE a responder a su propuesta lo antes posible, dado lo ajustado de los plazos administrativos -este viernes, 13 de mayo, todas las coaliciones deben estar registradas ante la junta electoral-, y confía en que los resultados de esta alianza podrían, “además de lograr una mayoría progresista en el Senado, ser un elemento ilusionante y una piedra de toque para la conformación de un Gobierno progresista y de cambio”, algo, sentencian, “enormemente positivo para nuestro país”.

Movimientos desde los territorios

Pedro Sánchez hizo pública su negativa a Pablo Iglesias en una entrevista en 'Las mañanas de Cuatro'. Comentó que había recibido una llamada esta mañana del líder de Podemos, en la que le comentó la oferta. "Le dije 'no, gracias'". "No habrá una candidatura conjunta", porque el proyecto del PSOE es "autónomo, distinto" a los emergentes, una "alternativa al PP centrada y progresista", razonó. El secretario general del PSOE recordó que en el proceso de negociación de la investidura la formación morada tuvo la "oportunidad" de sacar a Mariano Rajoy de La Moncloa, y no quiso, siempre "dijo que no". 

Sánchez da un rotundo portazo en su conversación con Iglesias: "El PSOE es un proyecto autónomo, una alternativa centrada y progresista"

Sánchez señaló que no se sorprendió cuando vio que Podemos había emitido un comunicado a los medios pese a su negativa. "Ya tengo cierta experiencia con Iglesias, de sus dimes, diretes, insultos y descalificaciones. Cuando me envía un mensaje sé que es para hacer algo ante los medios", reprobó. 

Podemos apremia al PSOE al ofrecerle un pacto para el Senado que Sánchez rechaza

Tanto el secretario político de Podemos, Íñigo Errejón -número tres en las listas por Madrid-, como Pablo Echenique, responsable de Organización, y la jefa de Gabinete de Iglesias, Irene Montero, apremiaron a Sánchez a repensárselo. Y Sánchez dijo nuevamente que no: enmarcó la oferta de los morados en una "operación de márketing" diseñada para "decir que el PSOE no quiere entenderse" con su izquierda. El jefe de Ferraz reiteró que su partido es "autónomo", que se presenta con sus siglas. "Y quien quiera cambio, un cambio sensato, que una lo que el PP ha separado, que vote al PSOE, y aquellos que dicen que quieren ser aliados nuestros desaprovecharon dos ocasiones, votando en contra de un candidato socialista" a la Presidencia del Gobierno, el 2 y el 4 de marzo

 

En el caso de que se hubiera podido trenzar una coalición, tendría que haber sido el comité federal del PSOE -su máximo órgano de dirección- o, por delegación, la ejecutiva de Pedro Sánchez la que diera el visto bueno, ya que no es competente cada territorio para articular una alianza preelectoral para unas generales. 

Mònica Oltra (Compromís), Antonio Montiel (Podemos) y el presidente Ximo Puig (PSPV), el pasado 8 de octubre en Valencia. (EFE)
Mònica Oltra (Compromís), Antonio Montiel (Podemos) y el presidente Ximo Puig (PSPV), el pasado 8 de octubre en Valencia. (EFE)

En los últimos días, Ferraz ya se mostraba bastante fría ante la posibilidad de que cuajara un pacto en Valencia, Aragón y Baleares, las federaciones socialistas que sí estaban interesadas en una entente amplia con otras fuerzas de izquierda para el Senado, que sirviera para arañar parlamentarios al PP y representar la voz de los Gobiernos autonómicos progresistas, que Podemos apoya desde fuera, sin estar dentro.

Desde el aparato federal, que está en manos de César Luena, se indicaba en los últimos días que cuando llegasen desde los territorios propuestas concretas de acuerdo se estudiarían, pero no se percibía demasiado entusiasmo, porque colocaba a Sánchez en un brete de cara a su campaña. Su adversario es el PP, pero la formación de Pablo Iglesias también es víctima de sus ataques por haber "bloqueado" el "Gobierno del cambio" tras las generales del 20-D. Los españoles "no se merecen ni la pereza de Mariano Rajoy ni la intransigencia de Iglesias", decía ayer mismo el secretario general en Aragra (Navarra).

Aprobación de las listas

La permanente de la ejecutiva federal -el núcleo duro de dirección- se reunió este martes para dar el visto bueno a la reedición de la alianza preelectoral con Nueva Canarias. Pero no estaba prevista ninguna nueva reunión. El viernes se cita la comisión federal de listas, con objeto de aprobar las 52 candidaturas a Congreso y Senado, que serán ratificadas un día después por el comité federal, convocado en Móstoles (Madrid). 

El acuerdo alcanzado entre Podemos e IU en la tarde de ayer para concurrir juntos en las elecciones del 26-J se enmarca en un relato similar: el 'sorpasso' no está dirigido al PSOE, sino al PP. El secretario general de Podemos tuvo palabras conciliadoras con el PSOE desde el primer momento, asegurando que esta coalición progresista "sigue tendiendo la mano", y que no ve como "adversario", sino como "aliado" para conseguir un "Gobierno progresista" tras el 26-J. Los alrededor de cien asistentes coreaban tras cada respuesta "¡Sí se puede!" y "Vamos a ganar al Partido Popular". 

Elecciones Generales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
15 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios