nueva victoria por 6-3 y 6-4

A Nadal ya no hay quien le pare y ya está en los cuartos de final de Roma

Tras esa sensación agridulce que le dejó avanzar con la lesión de Almagro, Nadal entró en faena definitivamente en el Foro Itálico con su 17ª victoria seguida esta temporada

Foto: 17ª victoria consecutiva para Nadal. (EFE)
17ª victoria consecutiva para Nadal. (EFE)

Rafa Nadal está alcanzando ese punto (si no había llegado a él hace ya semanas) en el que da pánico jugar contra él. Cuesta decirlo, pues la irregularidad de los últimos años hace que la cautela se imponga, pero la impresión que deja el mallorquín cada vez que salta a la pista es que va a ganar sí o sí, que no hay dudas de que pasará a la siguiente ronda o será campeón. No existe por ningún lado ese Nadal timorato, desconfiado, que podía hacer un estupendo partido y caer con sencillez al día siguiente. En absoluto, además. Todo lo contrario.

En Roma puso en funcionamiento su máquina de juego y victorias sobre tierra para avanzar a cuartos de final del torneo, quinto Masters 1.000 de la temporada, después de superar (6-3, 6-4) al estadounidense Jack Sock en su primer escollo tras la retirada de Nicolás Almagro, su rival en segunda ronda. Tras esa sensación agridulce que le dejó avanzar con la lesión de un compañero, Nadal entró en faena definitivamente en el Foro Itálico con su 17ª victoria seguida esta temporada para citarse ahora con el austriaco Dominic Thiem, quien se impuso en un apretado choque al estadounidense Sam Querrey (3-6, 6-3, 7-6(7)). El gran dominador de la tierra esta temporada, con los títulos consecutivos en Montecarlo, Barcelona y Madrid, impuso su ley en el primer set pese a encontrase con un rival a gran nivel.

A pesar de negar con su cabeza tras perder su saque de primeras, el americano se mantuvo en el duro intercambio y exigió el máximo a Nadal. El balear supo atacar y defender a partes iguales, mandando desde el fondo de la pista hasta cerrar el primer set (6-3). De nuevo entró rompiendo Nadal tras el descanso pero el número 14 del mundo aguantó el tipo y la intensidad para dar la vuelta a la situación hasta cometer tres errores en el noveno juego que le condenaron.

No se dejó sorprender el tenista balear. (EFE)
No se dejó sorprender el tenista balear. (EFE)

El rey de la tierra dejó ya su sello en Roma, donde aspira a su octava corona, la primera desde 2013. Nadal pudo recuperar el ritmo de juego —tras los tres juegos que disputó ante Almagro— donde lo dejó en Madrid. Con un buen saque comenzó y una gran defensa siguió para responder al ataque de Sock (3-0). El intercambio de nivel dejó contrariado al yanqui, incapaz de meter mano a su rival.

Rápido de piernas, Nadal respondía en paralelo y con golpes cruzados para anular los raquetazos del estadounidense. Sin más opciones de 'break', el de Manacor cerró su victoria parcial antes de saltar con la misma intensidad al segundo set, con una nueva rotura temprana. Sock no tiró la toalla y sacó orgullo y mucho tenis de nuevo para volver al ataque y encontrar esta vez algo de premio recuperando el 'break' y poniendo en 0-30 a Nadal en su turno de saque.

El balear no bajó el pistón y salió airoso del problema. Sin resultados en el peloteo, Sock cambió al saque-red hasta la llegada de los juegos claves. Ahí, la presión de tener a Nadal enfrente pesó al americano, con tres errores con los que firmó su sentencia. A continuación Nadal rubricó un triunfo en una hora y 20 minutos que le cita con Thiem por tercer torneo seguido, tras las victorias del español en las finales de Barcelona y Madrid.

Tenis

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios