El de Rosario fue el héroe

El Barcelona gana la Liga gracias a un solitario gol del de siempre: Leo Messi

El conjunto culé suma su Liga número 26 tras un partido difícil contra el Levante. Messi fue suplente, pero salió y cambió el rumbo del partido. Octavo título culé en once años

No quería desperdiciar el Barça la oportunidad de ser campeón de Liga ante su público y no lo hizo. Le costó, le costó mucho porque el Levante se jugaba la vida y Aitor Fernández, el portero del conjunto valenciano, se convirtió en el héroe de la primera parte al parar todas y cada una de las embestidas culés. Con Messi en el banquillo, a los azulgranas les podía el ansia y les faltaba puntería. Coutinho erró lo que no estaba en los escritos, pero fue salir el argentino y en la cerrada noche de Barcelona se puso el sol. Cogió la pelota, se dio la vuelta en el área y llevó la locura a la grada (1-0). Bardhi puto empatar el duelo en el añadido, pero su disparó se estrelló en el palo de la portería defendida por Ter Stegen. Ahí mordió el polvo el Levante y respiró con un tremendo alivio y felicidad la afición blaugrana.

El Barça suma la Liga número 26 de su historia, la octava en los últimos años. Este equipo, con sus más y sus menos, lleva casi una década subido a una regularidad inaudita. Pasa por el campeonato doméstico como Pedro por su casa. De las 38 jornadas de Liga, los culés únicamente no ostentaron el liderato en cuatro. Esta temporada solo el Atlético se ha atrevido a molestarle, tampoco demasiado, porque el Madrid se borró desde el principio y vagó como un moribundo durante todo el año. No ha sido fácil tampoco, hay que saber aprovechar los errores rivales y el Barça se ha acostumbrado a no perdonar.

Es el que más gana, el que menos pierde (tan solo dos derrotas contra el Leganés y el Betis) y el que más goles mete, en buena parte por la suma letal de su pareja estrella: Messi y Suárez. Con este nuevo tanto, el de Rosario está ya más cerca de los 600 con la elástica blaugrana. Una locura de jugador. Sin lugar a dudas, es inicio, desarrollo y desenlace. Un hilo argumental perfecto en esta gran historia que dirige Valverde, que renovó para tranquilidad de la parroquia, de forma práctica y sensata. "Ganar el título con distancia y margen creo que son cosas que con los competidores que tenemos es difícil. Estamos contentos, es un orgullo para todos", dijo a los micrófonos de Movistar + el extremeño.

Messi y Busquets celebran el título en el campo. (EFE).
Messi y Busquets celebran el título en el campo. (EFE).

No es para menos, esta Liga también ha contado con unos actores secundarios fantásticos. Los escuderos de Messi han sido, sobre todas las cosas: Piqué (maestro de ceremonia en las celebraciones), Suárez, Jordi Alba y Ter Stegen. Baluartes de una 'segunda unidad' en la que también han participado de forma notable los centrocampistas, con Rakitic, Arthur y, sorprendemente, Vidal, que ha rendido muy por encima de lo que algunos pensaban. Dembélé y Lenglet, otra agradable sorpresa ante la ausencia de Umtiti, también han jugado un papel determinante.

El Levante, talismán

El Levante, aunque le pese, se ha convertido en un equipo amigo. Una especie de talismán que en Barcelona cae bien. Los catalanes han celebrado la conquista de dos ligas en el Ciutat de Valencia y este sábado hizo lo propio, pero en el Camp Nou, donde hacía tiempo que no veían a sus jugadores conquistar el título. En concreto, nueve años (2010), desde que el equipo de Guardiola se impusiera al Valladolid (4-0) Los granotas han vuelto a presenciar una celebración, pero no están para fiestas porque lo suyo con el descenso es más bien un funeral y de la quema cuesta salir. Lo intentó el equipo de Paco López en el segundo tiempo tras algunas pérdidas por nervios de los culés, pero sin resultado. Bardhi dejó con sabor amargo a sus compañeros, pero aún les queda tiempo. No es el final.

91.000 espectadores disfrutarán en los próximos minutos del despliegue que ha preparado el club para celebrar el título, entregado en tiempo y hora en el campo por Luis Rubiales. Una demanda razonable que ya tocaba. No han faltado las camisetas conmemorativa, ni tampoco los efectos audiovisuales y pirotecnica como colofón. El único lunar, la ausencia de algunas palabras de los capitanes.

Liga

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios