análisis de lo que puede pasar en el bernabéu

Radiografía del Clásico: "Cristiano rompe el marcador, Messi rompe el partido"

Entrenador, analista y director de la revista 'Training Fútbol', Jesús Cuadrado hace una radiografía de un Clásico que puede ser definitivo si el Barcelona suma los tres puntos

Foto: Cristiano Ronaldo y Messi. (Reuters)
Cristiano Ronaldo y Messi. (Reuters)

Como juego que es, cualquier detalle, cualquier circunstancia puede decidir el partido. Un Clásico es debatido en todo tipo de foros; los análisis son innumerables, las opiniones de todos los gustos, las discusiones constantes. El enfrentamiento entre Real Madrid y Barcelona de este sábado invita al examen, a escudriñar algunos aspectos meramente futbolísticos para entender mejor lo que sucederá en el terreno de juego.

Un estudioso del juego ofrece en El Confidencial su particular visión de un Clásico más determinante de lo previsto, pues en caso de triunfo azulgrana, el Real Madrid se despedirá de la Liga casi con absoluta seguridad. Jesús Cuadrado, director de la revista 'Training Fútbol', referencia en el mundo de los entrenadores, ofrece una serie de claves para descifrar lo que pasará en el verde del Santiago Bernabéu.

Entrenador nacional y director del CESFUTBOL, Centro de Estudios Superiores de Fútbol, también analista del programa 'Fast&Fut 123' de 'Teledeporte', ofrece su particular visión del gran partido; en qué aspectos hay que fijarse, qué jugadores son los que pueden ser determinantes, qué movimientos son claves. "Es un tópico, pero es en esa zona en la que se ganan los partidos", resume al referirse a la batalla que se librará en el centro del campo.

Los rombos

En primer lugar, refiriéndose a la defensa, considera Jesús Cuadrado que "en las vigilancias, en ambos casos se formará un triángulo; Ramos-Varane-Casemiro frente a Piqué-Vermaelen-Busquets", subrayando que "los dos equipos tienen problemas defensivos cuando le cogen la espalda". En el caso del equipo local, "porque Varane, que tiene una gran anticipación, no es bueno a la hora de cubrir espacios. Sergio Ramos, mientras, se desordena a veces cuando se adelanta unos metros, yéndose hacia arriba y abandonando su posición". "El problema del Barcelona en esta faceta es que a veces juega demasiado adelantado, a veces sus defensas se meten más allá del centro del campo, sufriendo cuando el rival lanza un balón a su espalda", enfatiza.

Con las ausencias de Bale y Dembélé de los onces, recuerda que "ambos equipos formarán con un 4-4-2, dibujando en ambos casos un rombo en esa zona", aunque subraya el técnico que "Real Madrid y Barcelona se comportan de diferente manera; los movimientos serán distintos a la hora de progresar, a la hora de defender". Tiene claro que "el Real Madrid buscará correr más, el Barcelona tocar más. El equipo de Zidane es más desordenado; Casemiro roba el balón y se lo deja a un compañero para que inicie la jugada; Busquets, por su parte, roba y es él mismo el que activa y pone en marcha la jugada. El Barça, en una palabra, es más ordenado en las transiciones".

Bandas asimétricas

Incidiendo en esta cuestión, piensa que "está mejor ordenado y escalonado el Barcelona, pero el hecho diferencial del Real Madrid es la rapidez en las transiciones; cuando sale con claridad, crea muchos problemas al rival". Los vértices ofensivos son piezas claves. Incide en que Isco va a su bola, aparece por todas partes. Por su parte, Paulinho mantiene más la posición, siempre por el centro y listo para llegar a la zona de gol". "El Real Madrid carga más el juego por la izquierda cuando ataca, con Isco y Benzema como actores principales. El Barcelona, por su parte, se maneja más por el centro, por ese lugar del terreno de juego hay más tráfico gracias a las conexiones entre Iniesta, Rakitic y Messi".

Las bandas son espacios esenciales en el juego de Real Madrid y Barcelona. Lo que suceda en los carriles, según el estratega, puede tener una gran incidencia en el encuentro. "Son asimétricas", explica en primer lugar, "Real Madrid y Barcelona, cuando toca atacar, salen de forma distinta por los costados". En el caso del equipo blanco, "cuando Marcelo sube su banda, lo hace asociándose con jugadores como Isco o hasta Benzema, que se retrasa unos metros. En el otro lado, Carvajal se incorpora en velocidad, corriendo, percutiendo de una manera más directa y sorpresiva, siendo Modric un elemento que combina con él". "El Barcelona hace lo mismo", recalca, aclarando que "mientras es por la derecha por donde aparece un fútbol más asociativo con la presencia de Sergi Roberto, que se apoya en Rakitic y hasta Messi, es por la izquierda por donde Jordi Alba es más directo, irrumpiendo gracias a su velocidad en ataque".

Fortaleza mental

Jesús Cuadrado considera que los jugadores a seguir, "los mejores", son Marcelo y Modric, por parte local, e Iniesta y Messi en el lado blaugrana. "Son las parejas diferenciales de los dos equipos, enfatiza. ¿Y Cristiano Ronaldo? Se refiere el estratega "a los que manejan más el balón, los que con su contacto con el mismo pueden decantar el duelo". No oculta que el portugués "es fundamental en el remate, no en la elaboración. Messi, sin embargo, es fundamental en ambas facetas". Sigue explicando su reflexión al subrayar que el madridista "necesita que pasen cosas por detrás de él, con Leo no sucede eso". "El primero rompe el marcador, el otro te rompe un partido", significa. "No cabe duda de que Cristiano puede decidir porque te rompe en velocidad y tiene un solvente remate. El jugador argentino, por su parte, no necesita que le lleguen balones, él solo genera el peligro", remata.

Tiene claro que se trata de un partido en el que "los entrenadores han de dar las mínimas consignas, unos simples detalles y poco más, además de confirmar todo lo trabajado a lo largo de la temporada. Solo toca dar unas normas indicativas sobre algún aspecto concreto del rival. La marca sobre Messi, cómo frenar la salida de Marcelo… En fin, cuestiones específicas del partido".

Muchas cosas pueden haberse preparado, pero un simple detalle puede resultar definitivo. También el aspecto psicológico puede acabar siendo determinante en un partido disputado a mil revoluciones por todos los actores. "La fortaleza mental cobra un protagonismo especial porque muchos focos están sobre los protagonistas del partido", apunta. "Toca saber mantener la intensidad, pero sin olvidar el orden. Un exceso de tensión puede provocar el efecto contrario al deseado", subraya para acabar el profesor de fútbol.

Liga

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios