Es noticia
Menú
Lo mejor y lo peor | Florentino toma nota: pitar al Madrid en el Bernabéu es una derrota
  1. Deportes
  2. Fútbol
la afición protesta por el mal juego

Lo mejor y lo peor | Florentino toma nota: pitar al Madrid en el Bernabéu es una derrota

Es la primera pitada al Real Madrid de Ancelotti en su segunda etapa en el banquillo y, aunque el entrenador busque argumentos para justificarla, es una mala señal

Foto: Carlo Ancelotti protesta durante el partido contra el Shakhtar. (EFE)
Carlo Ancelotti protesta durante el partido contra el Shakhtar. (EFE)

Hay victorias que saben a derrotas y la del Real Madrid contra el Shakhtar es una de esas que dejan un mal sabor de boca al madridismo. La afición se lo hizo saber al equipo con pitos, en determinadas fases del partido, por el juego plomizo y poco ambicioso. El Real Madrid se adelantó en el marcador y se echó atrás. Perdió el control del encuentro, surgieron dudas en los jugadores y los nervios llegaron a la grada y al palco. Este tipo de situaciones no se pasan por alto en la zona noble. Florentino Pérez toma nota. Es la primera pitada al Real Madrid de Ancelotti en su segunda etapa en el banquillo y, aunque el entrenador busque argumentos para justificarla, es una mala señal. Los pitos son el peor enemigo para un banquillo que devora entrenadores.

Ancelotti: ''Es bueno que la afición nos despierte con algunos pitos''

En el Bernabéu tiene que mandar el Real Madrid. El entrenador, los jugadores, el juego del equipo, la actitud... Son los argumentos que han provocado a lo largo de la historia que la atmósfera sea irrespirable para los rivales, que se produzcan grandes gestas y partidos para el recuerdo. El Real Madrid venía de un batacazo contra el Sheriff y sacó adelante un triunfo ajustado, con juego ramplón, contra el Shakhtar. La primera parte fue demencial y la segunda la arregló un arrebato de Vinícius. Los pitos son la manera que tiene la afición de responder al mal juego. Ancelotti, aunque le quiera quitar importancia, está señalado. "Entiendo los pitos. Nuestra afición exige mucho y son buenos para motivarnos. Es bueno que la afición nos despierte con algunos pitos", dijo el técnico. ¿La afición tiene que despertar al equipo? Ancelotti, tienes un problema.

Lo mejor | Vinícius es intocable en el once y hace de todo

Lleva trece partidos consecutivos en el once. Es titular indiscutible desde que entró desde el banquillo, en la segunda jornada contra el Levante, y marcó dos goles. Vinícius es intocable en este equipo y se lo gana a pulso. No es suerte. Los suyo es mejoría, pero no solo en la definición. Hace de todo. Trabaja en la presión, recupera balones, incordia, asiste y marca. Es el futbolista más regular en su rendimiento. Lleva nueve goles y siete asistencias. El único que no da síntomas de fatiga y quedó comprobado en la victoria ajustada contra el Shakhtar.

Foto: Xavi en el banquillo durante un partido con el Al Sadd. (EFE)

El partido lo ganó Vinícius en dos acciones rompedoras. En el primer gol le robó la pelota a un defensa y esto es señal de que está enchufado, aprieta y no se relaja. Primera asistencia a Benzema. En el segundo entró con vértigo en el área rival, sin espacios, combinó con Casemiro y asistió, otra vez, a Benzema. Jugada que explica que el joven delantero brasileño no solo tiene cualidades para ser una amenaza en el contraataque. En los espacios reducidos está siendo letal. Lo demostró en Kiev con un golazo en una jugada tirando bicicletas, superando rivales y siendo certero en la definición. Vinícius ha mejorado en la toma de decisiones, la pausa, el gol y muchos aspectos más del juego.

Lo bueno | Benzema mejora como caza goles

Otros dos goles para Benzema en un partido gris del delantero. Esto se puede interpretar como una buena noticia porque no todos los días encuentra la inspiración. En la época mala de Benzema se le pedía que hiciera goles si no se le encendían las luces. Ahora acaba un partido con un doblete sin haber dejado una sola acción magistral. Benzema es cada vez más rematador. Ha encontrado un socio en Vinícius. El francés lleva 13 goles en 14 partidos de la temporada y un total de siete asistencias. Magníficos números. Propios de un caza goles y eso es lo que no puede permitirse perder el Real Madrid.

El Bayern de Múnich tiene a Lewandowski, el Manchester United a Cristiano Ronaldo, el PSG a Messi, el Manchester United a Salah... Con un goleador se puede llegar lejos y sacar los partidos adelante cuando el equipo no acompaña y el entrenador está espeso. Si la capacidad realizadora de Benzema tiene continuidad se puede creer que, con la mejoría del juego, el Real Madrid sí opta a pelear por los títulos.

Lo normal | Los buenos resultados dependen de Courtois

El Real Madrid evitó el desastre contra el Shakhtar porque tiene un portero que aparece en los momentos delicados con intervenciones claves. Courtois fue el mejor en el primer tiempo. Salvó que el equipo se marchara al descanso con una derrota. Le llegaron con facilidad en una mala tarde en defensa en la que bajaron la guardia todos los jugadores y algunos de ellos, que se caracterizan por su contundencia y experiencia, estuvieron flojos. No fue el día de Mendy, Alaba y Militao.

placeholder Courtois, en el partido contra el Shakhtar. (EFE)
Courtois, en el partido contra el Shakhtar. (EFE)

Courtois lleva siendo de los mejores del Real Madrid en la temporada con intervenciones decisivas que meten a su equipo en el partido. Está seguro y lo normal es que acabe los partidos como uno de los destacados. En Elche también tuvo demasiado trabajo y así viene siendo habitual en todos los partidos. Es de lo más fiable que tiene el equipo. Es otra gran noticia saber que hay un portero que ofrece garantías, pero no es aconsejable que el Real Madrid depende tanto del acierto de Courtois. Al equipo le cuesta dejar la portería a cero y está teniendo suerte con los postes. Contra Osasuna y Shakhtar, en el Bernabéu, estuvieron de su lado.

Lo malo | La relajación y la fatiga

Desconexión, desenchufados, relajación... Ancelotti no encuentra una explicación al juego irregular del Real Madrid. En Elche se enfadó con el equipo por haber permitido un gol en contra tras el segundo tanto de Vinícius. Al Real Madrid le falta tensión, intensidad y concentración. ¿Es un problema de actitud o físico? Lo tienen que descubrir y solucionar Ancelotti y Pintus. El entrenador y el preparador físico, que para eso les ficharon. Al primero para construir un equipo fiable. Al segundo para que fueran como aviones. Como lo hacen el Bayern de Múnich y los equipos ingleses. No hay nada de esto. El Real Madrid está en un bache de juego y da la sensación de que aparece la fatiga.

Ancelotti lo llama desconexión, pero para eso está él. Para sentar a los que no están metidos en el partido, en todas las acciones y poner remedio con ajustes tácticos y cambios. Si tiene que mover el árbol, que lo haga. Está dando la sensación de que duda si echar al equipo para delante o replegarlo atrás para hacerlo sólido. Sus dudas repercuten en la forma de jugar de los futbolistas.

Lo peor | La desaparición de Hazard

No viajó a Kiev, no jugó ni un solo minuto en el Clásico, salió desde el banquillo contra Osasuna, tuvo cinco minutos contra el Elche y volvió a quedarse sin jugar contra el Shakhtar en el Bernabéu. ¿Para qué quiere Ancelotti a Hazard? El entrenador eligió antes a Lucas Vázquez para formar un tridente con Vinícius y Benzema. Lo justificó porque el gallego es extremo y da amplitud al juego. "Hazard tendrá minutos y tiene que estar listo para jugar", dijo tras el partido. No da con la tecla. Hazard está para jugar, deseando empezar y ser protagonista, con las piernas frescas porque no tiene desgaste y al entrenador no le sirve. Está hundiendo a un futbolista que es una apuesta del club y que ha luchado mucho para olvidar las lesiones.

Foto: Eden Hazard durante el partido entre el Real Madrid y el Sheriff. (Efe)

Lo peor que hace con Hazard es tener a un jugador que puede caer en la desmotivación. "Tiene que tener fe y aprovechar la oportunidad cuando le toque jugar. Como ha hecho Mariano", dijo antes del partido. Luego no le da ni la oportunidad en un día que Rodrygo estaba lesionado y tampoco utilizó a Marco Asensio. El caso Hazard se pone feo, pero ahora no se le puede reprochar al jugador que esté fuera de forma. Ancelotti lo tiene inactivo.

Hay victorias que saben a derrotas y la del Real Madrid contra el Shakhtar es una de esas que dejan un mal sabor de boca al madridismo. La afición se lo hizo saber al equipo con pitos, en determinadas fases del partido, por el juego plomizo y poco ambicioso. El Real Madrid se adelantó en el marcador y se echó atrás. Perdió el control del encuentro, surgieron dudas en los jugadores y los nervios llegaron a la grada y al palco. Este tipo de situaciones no se pasan por alto en la zona noble. Florentino Pérez toma nota. Es la primera pitada al Real Madrid de Ancelotti en su segunda etapa en el banquillo y, aunque el entrenador busque argumentos para justificarla, es una mala señal. Los pitos son el peor enemigo para un banquillo que devora entrenadores.

Karim Benzema Vinicius Junior
El redactor recomienda