debut con la selección sub 21

La picardía de Ansu Fati o por qué siente los colores de España

No hay quien detenga el fenómeno Ansu Fati. Cumplió el sueño de debutar con la Selección española Sub-21. Con 16 años. Tiene cara de pillo. De saber más de lo que le corresponde a su edad

Foto: Ansu Fati, en una acción de ataque en el partido contra Montenegro. (@sefutbol)
Ansu Fati, en una acción de ataque en el partido contra Montenegro. (@sefutbol)

A Ansu Fati le pones el himno de España y es capaz de saltársele las lágrimas. En Montenegro estrenó la camiseta nacional y en los pocos más de diez minutos que estuvo en el césped quiso devolver todo el esfuerzo que ha hecho el Gobierno, la Federación Española de Fútbol y la FIFA por arreglar urgentemente los papeles. Con la nacionalidad a estreno se lo llevó el seleccionador Sub 21 (Luis de la Fuente) al tercer partido de clasificación para la Eurocopa Sub 21 de 2021. Le benefició la lesión de Carles Pérez. Fue el tercer cambio. El seleccionador tenía que disimular y hacer ver que no se quiere ir tan deprisa como parece. Pero jugó. Y cuando estuvo en el campo demostró por qué es uno de los fenómenos en el Barcelona. Tiene talento y picardía. En la última jugada contra Montenegro quiso engañar al árbitro forzando un penalti y tuvo una clara ocasión para marcar.

Ansu Fati tiene cara de pillo. De saber más de lo que le corresponde a su edad. Con 16 años lo normal es trasmitir alguna señal de nervios o inquietud. No es su caso. Salió con la camiseta de España como si llevara 50 partidos jugados. No le impresiona el día de su debut con la Selección que le 'ficha' y espera de él que marque una época de éxitos. El chaval va sobrado de personalidad y fútbol. Su vida va muy rápido desde que ha sacado la cabeza en la élite. Le están pasando demasiadas cosas grandes en poco tiempo y no da muestras de estar superado por el ruido mediático o la presión que se le pone para que sea una estrella.

"Es un orgullo y un honor", dijo Ansu Fati antes del debut con España. Cuando le llegó la llamada de Luis de la Fuente, estaba en una sala de recreativos jugando al baloncesto. Fue a casa. Cogió algo de ropa. Viajó a Madrid en avión y se presentó en la concentración de la Selección como si fuera uno más. Nada parece impresionarle. Tiene frialdad y lleva bien esta explosión de fama. Lo que realmente demuestra es que está hecho de otra pasta. Recuerda a esos talentos precoces (tipo Raúl González Blanco o Sergio Ramos) que están criados en la calle, el barrio y cuando lo sueltas al césped se transforman en animales competitivos. Ansu Fati ha tirado la puerta del Barcelona y ahora de España. El futuro es suyo.

Un 'loco' de España

España lo quiere y él ama nuestro fútbol y su historia más reciente. Es de los niños que han crecido viendo la España campeona de Europa y del mundo. Puso todo de su parte, como su familia, para ser español. Tiene demasiadas ambiciones. Habla bien de un carácter diferente. No se lo pensó la Federación. Había que convocar cuanto antes a Ansu Fati y eliminar a Portugal. A pesar de tener el pasaporte español, el chico seguía teniendo la opción de poder jugar con el país vecino. Estos once minutos con la Sub 21 española despejan el peligro luso. Ansu Fati solo puede jugar ya con España o Guinea. Cuando toque la absoluta de Robert Moreno será español a todos los efectos. Aunque ya hay que estar tranquilos. Su deseo era jugar con 'La Roja'.

Al chico de Guinea-Bissau le ha cambiado la vida desde que el 25 de agosto le diera la oportunidad Ernesto Valverde de debutar en el Barcelona contra el Betis en el Camp Nou. Es un ídolo en el barcelonismo. Ha marcado en la Liga, en la Champions y ahora es el segundo más joven en debutar con la Selección española Sub 21 (16 años y 11 meses). El primero es Bojan Krkic (16 años y nueve meses).

Fútbol

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios