Vettel gana (por fin), con Fernando Alonso octavo y Carlos Sainz sin puntos en Brasil
  1. Deportes
  2. Fórmula 1
EN LA DESPEDIDA DE FELIPE MASSA

Vettel gana (por fin), con Fernando Alonso octavo y Carlos Sainz sin puntos en Brasil

El Gran Premio de Brasil estuvo repleto de elementos a los que prestar atención, con un sólido Vettel que ganó el día de la gran remontada de Hamilton y la despedida de Massa.

El Gran Premio de Brasil ha sido una de las carreras de la temporada 2017 con más elementos a los que prestar atención. Las grandes remontadas sobre todo de Hamilton pero también de Ricciardo contrastan con las carreras mucho más estáticas de cabeza aunque no por ello menos meritorias. Vettel se impuso a Bottas en una lucha cuyo momento cumbre se vivió en la primera curva, donde el finlandés pecó de prudente. Por su parte, Vettel tomó un riesgo controlado tras arrancar mejor que el finlandés y pasó a ocupar una primera posición que solo cedió durante las paradas a boxes. El alemán obtiene su cuadragésimo séptima victoria en la Fórmula 1 y supera a Alonso en número de podios con 98 y 97 respectivamente. Todo esto, en el día en el que Massa se despidió de su afición.

Vettel vuelve a ganar pero Hamilton impresiona

No hay ninguna duda de que la actuación de Vettel fue merecedora de la primera victoria de un Ferrari desde el Gran Premio de Hungría, controlando la carrera y los ataques de Bottas. Además, su arriesgada maniobra en la salida le valió la siempre crucial posición en pista que supo aprovechar como tan a menudo ha hecho este año. Incluso Raikkonen supo defender su honor metiendo presión a su compatriota y defendiéndose de los ataques de última hora de un Hamilton totalmente desatado. Pero para hablar de lo más impresionante del domingo, hay que ir a buscar precisamente a primer piloto de Mercedes ya que el segundo no estuvo a la altura.

Bottas se convirtió en el primer piloto en 'perder' desde la pole en Brasil desde 2012, mientras Hamilton daba otra lección de pilotaje. Tras el error garrafal en la sesión clasificatoria del sábado, el recién coronado campeón del mundo realizó una remontada digna de su estatus de tetracampeón, partiendo desde el carril de boxes. Hamilton estuvo toda la carrera superando a rivales, llegó a liderar la carrera al realizar su cambio de neumáticos más tarde que los líderes y llegó a alcanzar a Raikkonen con un ritmo endiablado. Lo único que le faltó para poner el broche de oro fue adelantar al Ferrari del campeón de 2007 pero para aquel entonces se había quedado ya sin neumáticos. Otro hombre que destacó fue Ricciardo, en una remontada parecida que le llevó al sexto puesto en carrera.

placeholder Felipe Massa, séptimo en Brasil, subió al podio para darse un baño de masas en la despedida de su público. (Reuters)
Felipe Massa, séptimo en Brasil, subió al podio para darse un baño de masas en la despedida de su público. (Reuters)

Alonso y Sainz, corriendo a pesar de sus máquinas

Partiendo desde la sexta y octava posición respectivamente, las expectativas de Alonso y Sainz en el Gran Premio de Brasil eran seguramente más altas que el resultado final que obtuvieron ambos. Pero cuando uno analiza las situaciones de sus coches y tiene en cuenta que por detrás venían dos 'monstruos' como Hamilton y Ricciardo en plena remontada, se hace fácil ver que era difícil sacar un mejor resultado de Interlagos. Sainz en particular sigue su adaptación al R.S.17 y en Brasil estuvo sólido y sin fisuras. Una buena salida se vio afectada por un mal posicionamiento en las primeras curvas que le dejó por detrás de Hulkenberg y ahí se quedó toda la carrera. Más allá de ser superados por Hamilton y Ricciardo, los dos Renault fueron batidos también por Massa y Pérez.

Alonso sí tuvo una carrera más movida y de hecho en la salida llegó a situarse en quinto puesto, estando brevemente en paralelo con Verstappen. Pero si las primeras vueltas hicieron soñar con una lucha como las de sus mejores tiempos, el avance de la carrera dejó claro que no había más que sacar de su McLaren-Honda. En recta le era imposible atacar, mientras la defensa contra los motores Mercedes era imposible. Como Sainz, también Alonso tuvo que ver como Hamilton y Ricciardo le pasaban como sendos obuses. Luego, un encendido Massa hizo acopio de todo su talento y corazón para primero adelantar al asturiano y luego defenderse en unas últimas vueltas frenéticas.

Foto: Carlos Sainz saldrá octavo en el GP de Brasil y buscará seguir puntuando. (EFE)

El punto emocionante del día lo puso precisamente un Massa que se retirará de la Fórmula 1 tras el Gran Premio de Abu Dhabi en dos semanas. El brasileño se despedía, esta vez de forma definitiva, de su público en Interlagos y esta vez sí pudo terminar la carrera. El de Williams lo hizo con una buena actuación, peleando con Alonso y mostrándose tan combativo como en sus mejores días. El orgulloso mensaje de su hijo por radio en el que le contaba lo orgulloso que está de su padre y la visita al podio junto a un también emocionado Rubens Barrichello fueron el colofón de un fin de semana repleto de emociones tanto para el piloto como para toda la afición. La atención deberá centrarse ahora en ver quien le reemplaza en 2018...

Fórmula 1 Fórmula 1 - GP de Brasil Sebastian Vettel Valtteri Bottas Lewis Hamilton Fernando Alonso
El redactor recomienda