el atleta sufrió un grave accidente de tráfico

El susto de Hortelano: "La mano del velocista importa más de lo que parece"

La extremidad se usa en las salidas y en el movimiento durante la carrera, no así en el relevo. La reconstrucción y las primeras horas son clave para una correcta recuperación

Foto: Bruno Hortelano. (EFE)
Bruno Hortelano. (EFE)

Bruno Hortelano sufrió a las siete de la mañana un fortísimo accidente de tráfico. Iba de copiloto por la A-6, en el kilómetro 27, y un fuerte impacto hizo que el coche volcara. Nada le pasó al conductor, que resultó ileso, pero el velocista español se encontró con la mano en muy mal estado. La primera información que se supo el respecto respondía a un tuit de Emergencias de Madrid en que lo calificaban de "mano derecha catastrófica". Aquel primer dato no tenía nombre, pero no tardó mucho en saberse que la víctima de la lesión era el mejor velocista español de siempre, el 'recordman' nacional de 100 y 200 metros

Después se quejaron algunos en el deporte sobre la utilización del término 'catastrófico' en este caso, pero Ignacio Romo, médico y periodista, aclara que la frase no es una exageración sino un simple término médico. "Se utiliza para designar que la mano necesita mucha cirugía y reconstrucción", explica el doctor, que también es especialista en atletismo. 

El accidente fue muy feo y, en un primer momento, se informó de un golpe en la cabeza que no ha revestido problemas posteriores, según ha contado el propio representante del deportista, Alberto Armas. "Eso es lo más importante, que esté bien del golpe en la cabeza médicamente es una gran noticia. Que desde el punto de vista cognitivo y cerebral no tenga afectación es clave", explica Romo. 

Una vez sabido eso, que en la cabeza no hay problemas, se mira a la mano, muy afectada por el accidente. "Lo peor que puede tener, no solo como deportista, es lo de la mano, y eso médicamente es algo menor", cuenta el doctor Romo. "Son clave las primeras horas después de un accidente así. En el 12 de Octubre, habrá que ver la movilidad, si puede mover todos los dedos. Afortunadamente, los médicos de este hospital son magníficos y estoy seguro de que habrán hecho un gran trabajo en la reconstrucción de tendones y músculos", cuenta el especialista médico. El agente del deportista afirmó que el estado era "bueno", que se habían reconstruido los tendones del dos al cinco y que solo el último dedo, el meñique, había tenido problemas para ser reconstruido. 

Es seguro que tendrá que entrar en quirófano al menos una vez más, así lo comentó el portavoz del atleta, y no es en ningún caso descartable que tengan que hacer otras pequeñas intervenciones para poner todo en perfecto orden. "Hay un riesgo de que esa mano no quede bien del todo. Lo que me parece es que hay un reto para los traumatólogos y para los rehabilitadores, porque actuarán sobre la mano de uno de los mejores atletas españoles actuales", cuenta el médico. No es posible valorar qué movilidad y funcionalidad tendrá la extremidad con los datos actuales, aunque hay una cosa que sí es segura: la rehabilitación será larga. "Él va a tener un invierno y un otoño muy centrado en recuperar la mano", explica el doctor Romo. Esto, en buena lógica, tendrá consecuencias para la preparación de la temporada. 

Cómo afecta a la prueba

Es improbable que la mano de Hortelano quede perfecta. Ya son conocidos los problemas en el dedo meñique, y habrá que ver otras posibles afecciones derivadas de este accidente. Todo esto sí tiene una relación con sus pruebas, los 100 y 200 metros, en que las extremidades superiores son parte del conjunto del corredor. "Es un problema. La mano en un velocista es importante, porque en la zancada, la acción de las piernas va muy impulsada por la potencia de los brazos, es más importante de lo que pueda parecer. Por eso se musculan mucho los brazos", explica el doctor Romo. No hay más que ver una imagen de una salida de 100 metros para darse cuenta de que las extremidades superiores tienen un trabajo específico muy importante en estos deportistas. 

Más allá del puro movimiento, el braceo típico del atleta, hay algunos detalles en los que tendrá que trabajar y que serán importantes en su nueva vida atlética. Uno de ellos está en las salidas. "Puede tener problemas, porque en ese movimiento se hace mucha presión sobre el suelo y tendrá que poder soportarlo con esa mano", cuenta el doctor. 

No sería, sin embargo, un problema en las pruebas de relevos. "Si no le quedase perfecta la mano, siempre podría recoger y entregar el testigo con la mano izquierda". Un cambio que no sería difícil de hacer y no supondría un cambio drástico para Hortelano. 

Hay otra cuestión importante a la que se tendría que adaptar en caso de no poder tener la mano en pleno uso: "Me parece preocupante el tema de las pesas, no va a poder sujetarlas con normalidad en un principio y va a tener que modificar mucho su manera de entrenar". Los velocistas hacen muchas pesas, la musculación es una parte importante de sus rutinas Y en los primeros meses, con toda seguridad, no podrá levantarlas. Después, está por ver.

Atletismo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios