la negativa de bale impulsa a james a salir

Cómo Bale se convierte en cómplice del Atlético de Madrid en el fichaje de James

El galés ha informado al club que no se irá a China y el colombiano comunicó que solo contempla ir al Metropolitano mientras el Real Madrid necesita ingresar dinero por su salida

Foto: James batiendo a Moyá en un derby. (EFE)
James batiendo a Moyá en un derby. (EFE)

El caso Bale genera fisuras y una serie de efectos colaterales en el Real Madrid, empezando por la imposibilidad de asumir la ficha de Paul Pogba ante un hipotético fichaje del francés y terminando porque la salida de James se hace más necesaria que nunca, aunque sea reforzando al eterno rival, el Atlético de Madrid. El colombiano ha comunicado al club merengue que quiere jugar en la Piel de Toro.

Florentino Pérez advirtió a Zidane en la reunión de la que informó El Confidencial el pasado lunes que Pogba solo podía llegar si salía Bale. El galés ha atascado esta petición del francés y operaciones como la cesión de Ceballos al Arsenal tampoco han ayudado a mejorar la situación: el Real Madrid necesita recaudar dinero por la salida de sus jugadores y el hecho de no ingresar un euro por Ceballos obliga a cerrar la venta del resto de jugadores descartados que tiene.

La relación entre Bale y Zidane se rompió hace tiempo. (REUTERS)
La relación entre Bale y Zidane se rompió hace tiempo. (REUTERS)

La charla de James con Simeone

Ante esto, James Rodríguez, ha aprovechado la coyuntura para influir decisivamente en su futuro. Zidane ha advertido que no se quiere encontrar en Valdebebas al colombiano a la vuelta de la gira porque ya tiene bastante con Bale. En un principio la orden era no reforzar a equipos rivales de la Liga y apostar por traspasar a los descartes a otros países. Sin embargo, James ha comunicado al club blanco que no va a aceptar irse a otra liga y su destino predilecto es Madrid: o al Atlético o se queda en el Real Madrid.

Pese a que el Nápoles también se había mostrado muy interesado en su fichaje, el colombiano, después de hablar con Simeone, ha decidido apostar por los rojiblancos y no moverse de la capital de España. El Atlético y el jugador son conscientes de la necesidad que tiene el Real Madrid de ingresar dinero para equilibrar la balanza del Fair Play Financiero, y James ha dejado claro que solo se moverá para cruzar del Bernabéu al Metropotilano.

Así que el Real Madrid, salvo que la situación cambie, se verá obligado a negociar con el club colchonero y llegar a un acuerdo por el traspaso del futbolista. Sería otro madridista que recala en el club rojiblanco, como han hecho recientemente Álvaro Morara y Marcos Llorente. La idea no hace gracia ni a la afición merengue ni en las oficinas de la T-4, la planta noble del estadio madridista. Sin embargo, James tiene la sartén por el mango por las urgencias que tiene el Real Madrid tras la negativa de Bale a abandonar el club.

El 'daño' de Bale

Simeone se frota las manos a la espera de que esta misma semana se cierre el traspaso de James al club colchonero, algo que al comenzar la pretemporada estaba vetado en la planificación del mercado veraniego 2019-20. No obstante, el culebrón Bale está haciendo mucho daño a las arcas blancas. Y más si finalmente cumple la amenaza de quedarse los tres años de contrato que le quedan los blancos a razón de 15 millones netos anuales. 45 en tres años o 90 millones brutos por las próximas tres temporadas.

Una renovación que ideó Florentino pensando rentabilizar su traspaso hace temporada y media. Pero ahora ha cambiado la decoración y es Zidane quien ordena y manda en el área de fichajes. Algo que choca con el legado que hereda de Florentino. Largas renovaciones y una enorme masa salarial que acumula la primera plantilla blanca, incluso tras la salida de Cristiano Ronaldo. Todo ello está complicando sobremanera las tareas del presidente-director deportivo y de un Zidane que sueña con Pogba, lo que explica que se pasase de frenada con Bale. El galés sabe que quien ríe último, ríe mejor. Y su contrato con el Real Madrid le blinda hasta 2022. Y encima James y el Atlético están a punto de beneficiarse de la complicidad inesperada del galés.

Deportes

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios