¿Qué hacer antes de una entrevista de trabajo?: las claves de una buena preparación
  1. Alma, Corazón, Vida
Empleo

¿Qué hacer antes de una entrevista de trabajo?: las claves de una buena preparación

Aunque la propia naturaleza de una entrevista implica un elemento de sorpresa y cada trabajo tiene sus particularidades, existen pautas generales que se pueden seguir de forma previa

Foto: Algunos de los principales olvidos por parte de de los candidatos durante las entrevistas. (iStock)
Algunos de los principales olvidos por parte de de los candidatos durante las entrevistas. (iStock)

"¿Causaré una buena impresión?", "¿Seré válido para el puesto?", o "¿Qué me pongo?", son algunas de las numerosas dudas que se nos pasan por la cabeza los días o la semana previa a una entrevista de trabajo, pero la pregunta estrella ante un reto como este es,"¿Estaré preparado?". Los nervios provocados por un proceso de selección a veces se apoderan de nosotros y es esencial que no te jueguen una mala pasada durante la entrevista de trabajo. Para ello es clave estar preparado y aunque la propia naturaleza de una entrevista implica un elemento de sorpresa y cada trabajo tiene sus requisitos, existen unas pautas generales que se pueden seguir de forma premeditada y suelen ser genéricas para todo tipos de empleo y entrevistas.

Ante todo, la experiencia laboral, formación, personalidad y carisma de cada uno son aspectos importantes a la hora de ser el candidato perfecto para un puesto y muy difíciles de cambiar a días de acudir a una entrevista. Sin embargo, Gary Burnison, Director general de Korn Ferry, una empresa de cazatalentos de EEUU, aconseja varias tareas para llevar a cabo en preparación al gran día y que pueden evitar que se cometan algunos fallos drásticos durante una entrevista.

Foto: La brecha de demanda afecta tanto a mujeres como a minorías (iStock)

Indaga sobre la historia de la empresa

Uno de los temas que resulta útil tener totalmente dominado antes del día de la entrevista es conocer la historia y trayectoria tanto de la empresa, como de los productos y servicios que ofrece. No hay situación más incómoda que estar en una sala de reuniones enfrente de una persona desconocida y no tener la información suficiente para proponer ideas claras que se puedan aplicar en la propia empresa y según los seleccionadores, es una clara muestra de desinterés.

Es esencial hacer un proceso de investigación en profundidad y no quedarse con lo básico. Descubre el equipo detrás de la empresa, sus objetivos, valores incluso los obstáculos a los de se enfrenta con el fin de aportar soluciones y tus ideas propias de manera informada y concreta durante la entrevista. Un conocimiento más amplio de la empresa te permitirá responder con relevancia y te permitirá establecer una mayor conexión con el personal de recursos humanos.

Foto: Qué factores debes tener en cuenta antes de cambiar de empleo (iStock)

Infórmate del entrevistador

Cuando ya se haya establecido la fecha y hora de una entrevista, es clave conseguir los nombres y cargos de todas las personas con las que te vas a reunir. Incluso puedes preguntar al coordinador si hay algo que cree que deberías saber sobre ellos. Este 'stalkeo' no es simplemente conocerle más, sino también, buscar puntos de conexión para así romper el hielo en determinados momentos de la entrevista, ya sean compañeros de trabajo en común o que ambos trabajaron en la misma empresa hace varios años. La mejor herramienta para realizar este 'checkeo', aparte de un Google search, es la red social de LinkedIn.

No obstante, en ocasiones los perfiles están desactualizados o lo tienen en modo privado cerrando la puerta a la trayectoria profesional del entrevistador y una alternativa es buscar temas de actualidad relacionados con la empresa. Tal vez la empresa acaba de anunciar un nuevo producto, o el director general estuvo recientemente en un programa televisivo con noticias positivas sobre la empresa. Un comentario breve y conciso sobre un tema como sus colaboraciones con ONG o iniciativas verdes y eco por parte de la empresa pueden ser un buen recurso para iniciar una conversación.

Prepara una serie de preguntas

Uno de los momentos más temidos de una entrevista llega al finalizar la entrevista y se acerca el momento en el que le toca preguntar al propio entrevistado. Muchos candidatos llegan sin ningún tipo de preparación y en respuesta al habitual "¿tú tienes alguna cuestión acerca del puesto de trabajo y la empresa?", se quedan en blanco o directamente dicen que no tienen ninguna duda. ¡Gran error! Este tipo contestación "muestra una falta de preparación, interés y compromiso", según Berninson, CEO de la empresa de recursos humanos.

Es esencial tener algunas preguntas preparadas desde casa que sean inteligentes y estratégicas. Además, puedes aprovechar este momento para indagar un poco más en las responsabilidades y objetivos del puesto o el funcionamiento del departamento. Las preguntas que se haga también muestra al entrevistador cómo piensa el candidato que los intereses que tiene dentro de la empresa

Ejemplos de preguntas

  • ¿Qué perspectivas tiene la empresa a corto y medio plazo?
  • ¿Qué es lo que debería tener el candidato ideal para este puesto?
  • ¿Qué planes de formación o de educación ofrece la empresa?
  • ¿Cómo puedo contribuir a la empresa más allá de las responsabilidades detalladas en el puesto de trabajo?

Consulta las preguntas más frecuentes

A pesar de que cada sector tiene sus cuestiones específicas y problemas más localizados, existen una serie de preguntas que se repiten en prácticamente todas las entrevistas y con el fin de controlar los nervios resulta útil echarles un vistazo y preparar alguna respuesta y que no te pillen desprevenido. En el confidencial recopilamos las 50 preguntas frecuentes, tal y como recoge un estudio elaborado por la plataforma de empleo Glassdoor, y elaboramos un listado que se puede consultar aquí.

Silencia el móvil

El pecado capital de una entrevista de trabajo: que suene un teléfono móvil en medio de una entrevista de trabajo. Al menos lo es para Burnison que lo califica como un descuido y una falta de respeto absoluta. Para evitar la vergüenza que puede provocar un repentino 'rin rin' justo en medio de la pregunta estratégica al seleccionador, apaga o silencia el teléfono antes de entrar al edificio o en el caso de una entrevista en remoto, al entrar en la aplicación de Skype, Google meets o Teams. En el caso de que suene el teléfono móvil igualmente, en ningún caso debes cogerlo, ignóralo o cuélgales y sigue adelante con la conversación.

Foto: Fuente: iStock

Prepara un 'look' profesional y práctico

A menudo la falta de un código de vestimenta en una profesión puede suponer un dilema a la hora de escoger un 'look' para una entrevista. Sin embargo las claves son obvias: escoger el conjunto con antelación, que la ropa esté limpia y planchada y en general estar lo más presentable posible. En este punto, Burninson aconseja preguntar a personas de su red que trabajen o hayan trabajado en la empresa sobre lo que se considera apropiado. Además, a veces, la persona que organiza la entrevista te lo dirá.

Trabajo Entrevista de trabajo