Cinco alimentos que debes evitar a toda costa si quieres empezar a perder peso
  1. Alma, Corazón, Vida
NADA SANOS

Cinco alimentos que debes evitar a toda costa si quieres empezar a perder peso

A la hora de adelgazar, lo más importante es saber escoger bien una dieta sana y equilibrada en la que no figuren estos productos que además son muy dañinos para el organismo

placeholder Foto: Fuente: iStock
Fuente: iStock

"Somos lo que comemos". Este dicho popular, tan extendido entre la población, dice todo acerca de la estrecha relación que tiene la alimentación con la salud. En verdad, si quieres dar un cambio y apostar por una vida saludable lo primero que debes hacer es fijarte en lo que comes. Solo así podrás hacerte una idea de la cantidad de grasas, proteínas, vitaminas o carbohidratos que consumes y acaban determinando tu estado de salud.

A decir verdad, hay infinidad de alimentos a simple vista inofensivos que acaban deparando graves problemas de salud. Sin ir más lejos, aquellos que tienen alto contenido de azúcares o grasas trans. Incluso, algunos son tan poco saludables que pueden llegar a causar una enorme variedad de dolencias a largo plazo, desde trastornos metabólicos hasta enfermedades caradiovasculares o cáncer.

Las patatas fritas industriales de bolsa es el producto que más asociado está a un aumento de peso a largo plazo, según Harvard

El aumento de peso es otro de esta serie de efectos secundarios que causa una mala alimentación. Y, probablemente, son las razones estéticas el desencadenante para que el individuo tome la decisión de cambiar su estilo de vida y cuidarse más, ya que al fin y al cabo las sanitarias solo se aprecian con el paso del tiempo. Para que tengas bien presente cuáles son estas comidas que debes abandonar por completo para adelgazar o bien para estar más sano, la revista 'Eat This Not That!' ha recopilado una serie de ellas que deberás dejar de lado completamente.

Carnes procesadas

Beicon, salchichas o embutidos. Este tipo de alimentos no solo te harán subir de peso sino que también empeorarán tu salud en general, en especial la gástrica y cardiovascular. Según un estudio de la Universidad de Harvard, publicado en 'The New England Journal of Medicine', el consumo de carne procesada se asocia con un aumento de hasta medio kilo cada cuatro años. Esto no puede parecer mucho, en realidad es solo un cálculo medio. El aumento de peso no es la única razón por la que deberías reducir su consumo, sino que también se asocia a un mayor riesgo de sufrir enfermedades como la diabetes, el cáncer o la hipertensión.

Bebidas azucaradas

Diversos estudios realizados han relacionado el consumo de estas bebidas, ricas en azúcar y edulcorantes artificiales, con el sobrepeso a largo plazo. Los investigadores creen que al beberlas los edulcorantes engañan a tu cuerpo para que piense que no está consumiendo calorías, por lo que no las quemará como hace con el resto de productos o alimentos. Esto depara una respuesta pobre a la insulina y niveles elevados de glucosa en sangre, lo qua acabará produciendo un aumento de peso y almacenamiento de grasa desproporcionado. También puedes sufrir diabetes tipo 2 y enfermedades cardiovasculares.

Patatas fritas

Aunque es evidente que siempre han figurado en estas listas, merece la pena recordar que si se consumen en exceso, y no como un mero aperitivo, pueden deparar graves problemas para la salud. Según Harvard, las patatas fritas industriales de bolsa es el producto que más asociado está a un aumento de peso a largo plazo.

Alcohol

Por supuesto, esta bebida no puede ser de ningún modo buena para la salud, por lo que se recomienda eliminar completamente su consumo si no reducirlo hasta niveles ínfimos. No solo está lleno de calorías vacías, sino que también se ha demostrado que consumir alcohol engaña al cuerpo para que coma más de lo necesario. Un estudio publicado en el 'Journal of the Academy of Nutrition and Dietetics' halló que beber alcohol puede hacer que las personas ingieran 384 calorías adicionales al día. En lo referente a los problemas de salud la lista es bien larga: mayor probabilidad de enfermedades cardiovasculares, degenerativas o hepáticas, y también de cáncer.

Pan blanco

Si quieres perder peso o mejorar tu estado de salud en general, debes mantenerte alejado del pan blanco, ya que es uno de los alimentos que más provoca un aumento de la grasa abdominal. En su lugar, apuesta por los granos integrales, ya que estos contienen mucha fibra que ayudará a depurar el organismo, en vez de llenarlo de carbohidratos como hace el original.

Perder peso Carne Alimentos Enfermedades cardiovasculares Estilo de vida Adelgazar Obesidad Medicina Trucos adelgazar