europa no obliga a ello

Accidente de avión: Varias aerolíneas obligarán a que haya dos personas en cabina

La puerta de los pilotos se puede abrir desde fuera con un código alternativo salvo bloqueo interno. En ese caso la puerta permanecerá cerrada durante cinco minutos.

Foto: Imagen de archivo de la cabina de un avión (REUTERS)
Imagen de archivo de la cabina de un avión (REUTERS)

El fiscal de Marsella, encargado del caso del accidente del avión de Germanwings, ha indicado que la interpretación de la actuación del copiloto, que se negó a abrir la puerta de la cabina al piloto una vez que salió, indica que tenía la "intención de destruir el avión". Asimismo, ha indicado que el copiloto estaba al mando del aparato tras salir de la cabina del comandante y que, a continuación, accionó el seleccionador de altitud iniciando el descenso.

Así lo han revelado los datos de la primera de las cajas negras, en las que se puede escuchar al piloto llamando a la puerta, algo que no sucedió. Según ha aclarado, se escucha un ruido de respiración hasta el final, lo que indicaría que "el copiloto estaba vivo".

Pese a los reiterados golpes del piloto desde fuera, "no se escucha absolutamente nada" en el interior de la cabina, al margen de la respiración, "durante los diez últimos minutos". "Había silencio total", ha subrayado. El fiscal ha considerado que el copiloto accionó de forma intencionada el descenso del aparato.

Según publica The New York Times, uno de los pilotos del avión que se estrelló el martes en Francia con 150 personas a bordo salió de la cabina y no pudo volver a entrar.

Las aerolíneas obligarán a que haya dos personas

Varias aerolíneas como Easy Jet, Norwegian Airlines y Air Canada han decidido poner en marcha un protocolo que obligue a que haya siempre dos personas en la cabina. El goteo de compañías que se han sumado a esta medida no ha parado desde que se ha desvelado la causa del accidente. Con el cambio se pretende evitar que se repita la escena que presuntamente sucedió este martes en el avión de Germanwings. "Eso significa que, si uno de los pilotos debe salir por algún motivo de la cabina, para ir al baño, por ejemplo, un miembro de la tripulación deberá ocupar su plaza hasta que regrese", explicó un portavoz de Norwegian. La normativa europea, a diferencia de la estadounidense, no considera obligatoria esta medida y son las propias aerolíneas las que deben decidir si la implantan.

El CEO de Lufthansa, Carsten Spohr explica el mecanismo de cierre de la cabina de esta forma: "Hay un código alternativo para entrar que activa una alarma y si nadie reacciona, la puerta se abrirá automáticamente. El problema es que puede bloquearse la entrada desde el interior pulsando un botón que mantendrá la puerta cerrada durante cinco minutos. Por lo tanto "hay dos alternativas para explicar lo que sucedió el martes: "O el capitán no introdujo el código correctamente (algo que parece improbable sabiendo quien era él) o el copiloto activó el botón de bloqueo".

Cambio radical tras el 11-S

Una fuente militar que participa en la investigación de la tragedia, no identificada por el diario, dijo que según las grabaciones de audio conocidas uno de los pilotos del avión de Germanwings que había salido de la cabina llamó a la puerta para reingresar pero "nunca hubo una respuesta". Sin embargo, según ha explicado el secretario del Sepla, perito e investigador de accidente, Alvaro Gammicchia, la puerta de acceso a la cabina de pilotos de un avión siempre se puede abrir desde fuera, incluso cuando no hay nadie en su interior, salvo que desde dentro se bloquee su apertura.

 

La causa más habitual por la que un piloto puede abandonar la cabina es por necesidades fisiológicas, aunque también puede ausentarse para comprobar cuestiones mecánicas, como las alas o el estado de los motores, aseguró.

Según Gammicchia, existe un protocolo que contempla que, en todo caso, se pueda acceder a la cabina desde fuera, incluso si las personas que permanecen en el interior no pudieran abrir, por ejemplo, por haber sufrido un desvanecimiento.

La cabina de pilotaje fue la parte del avión que más cambios sufrió tras los atentados del 11-S en 2001, al poderse bloquear desde dentro el acceso aunque se introduzca el código numérico desde fuera, y contar con tres cámaras en el exterior desde las que los pilotos pueden controlar lo que sucede en la puerta de acceso a la misma.

La seguridad se maximiza en torno a la cabina de pilotaje con tres cámaras externas: una situada inmediatamente en el acceso de la puerta, otra posterior para visualizar si alguien está detrás de la persona que intenta entrar y otra lateral, que permite ver lo que sucede entre la puerta de embarque y el servicio de cátering.

Códigos que solo conoce la tripulación

Desde el despegue de la aeronave y por cuestiones de seguridad, la cabina debe permanecer siempre cerrada y existe un protocolo reservado que contempla todas las opciones posibles para poder abrirla basada en códigos que sólo conocen los miembros de la tripulación.

Para solicitar un acceso "normal" a la cabina, el tripulante marca un código concreto que en cabina se traduce en un aviso acústico que suena una sola vez. En este caso y a través de unas cámaras situadas en el exterior de la cabina, los pilotos pueden comprobar que no se trata de nadie ajeno a la tripulación antes de abrir la puerta.

Fiscalía confía en que esta tarde se conozcan primeros análisis de caja negra
Fiscalía confía en que esta tarde se conozcan primeros análisis de caja negra

Desde fuera, la tripulación también se puede comunicar con el interior de la cabina a través de un "microteléfono" para avisar, mediante claves que sólo ellos conocen, si están solicitando entrar bajo coacciones.

En caso de emergencia, en el panel de acceso a la cabina se tecleará un código diferente que no dejará de sonar y que, transcurrido un tiempo, hará que la puerta se abra automáticamente, salvo que desde dentro se impida, ha afirmado Gammicchia, quien ha lamentado la información publicada por 'The New York Times' y ha apuntado que las filtraciones de este tipo sólo sirven para generar dudas y especulaciones.

"Los protocolos establecidos garantizan que todas las circunstancias están garantizadas, incluyo en el caso de que la cabina esté vacía porque hayan tenido que salir los dos pilotos", ha afirmado el experto.

Fue al baño y no pudo volver a la cabina

El pasado mes de febrero un vuelo de Delta Airlines con destino Las Vegas tuvo que realizar un aterrizaje de emergencia después de que el piloto saliera de la cabina para ir al baño, dejando a cargo de la nave al copiloto. A su vuelta, la puerta de la estancia no se abría y, después de comentar lo ocurrido a la tripulación, el capitán decidió comunicar a los pasajeros que se iba a proceder a un aterrizaje de emergencia en el aeropuerto internacional de Mc Carran.

 

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
10 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios