La Comunidad

En Titania Compañía Editorial, S.L., como editora de los medios y canales de comunicación que pone a su disposición, creemos en la libertad de expresión y en la aportación de los lectores para crear y enriquecer los temas de actualidad que tratamos. Por ello, ponemos a su disposición La Comunidad, plataforma adicional y supletoria, a la cual podrá acceder, previo registro, para comentar u opinar sobre temas de actualidad, así como el canal de comunicación directo con el la entidad editora a través del foro interno. La Comunidad quiere ser punto de encuentro donde poder compartir información y opinión.

Titania Compañía Editorial es la propietaria y titular de la plataforma denominada La Comunidad ostentando sobre ella todos los derechos de propiedad industrial e intelectual. A través del acceso a La Comunidad, la entidad le confiere una licencia de uso no exclusiva, intransferible, no sublicenciable durante el plazo en que se encuentre operativa la cuenta, sobre toda la información y contenidos disponibles. Por tanto, en ningún caso, se entenderá que el hecho de permitirle el acceso a La Comunidad implica una renuncia, transmisión, licencia o cesión, total ni parcial, de dichos derechos, por parte de la entidad editorial.

Por su parte, como usuario registrado, confiere respecto de la información y contenidos que publique en La Comunidad, una licencia no exclusiva, transferible y sublicenciable, durante el plazo en que se encuentre operativa su cuenta de usuario. En todo caso, la eliminación de su cuenta personal como usuario, no llevará aparejada la eliminación de los contenidos e información relacionada en el presente, en el caso de que la misma se encuentre reproducida, salvo los contenidos que, siendo perjudiciales, bien para los medios y canales de comunicación titularidad de la entidad, bien para terceros, hayan producido un daño como consecuencia de un abuso o un acto no permitido.

Las presentes condiciones regulan el acceso, navegación y uso de La Comunidad accesible a través de los distintos medios y canales de comunicación. Del mismo modo, se regulan las responsabilidades derivadas de la utilización de sus contenidos así como la política que rige en materia de privacidad y seguridad de la información personal.

La Comunidad va dirigida exclusivamente a lectores mayores de catorce años, por lo que para solicitar el alta como usuario de la misma, debe además de cumplir con el requisito precedente, tener plena capacidad y ser consciente que, en el momento de la aceptación, declara haber leído las presentes condiciones, estando plenamente de acuerdo con todas y cada una de las mismas.

La entidad editora, una vez que complete, de forma veraz, los campos al efecto -siendo todos ellos obligatorios- y acepte expresamente las presentes condiciones, efectuará un filtrado de dicha información, remitiéndole correo electrónico confirmando su alta. En todo caso, Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de admisión y concesión de acceso a la misma.

Se entenderá que se encuentra aceptada la solicitud de acceso y, por tanto, el otorgamiento como usuario registrado de La Comunidad, una vez efectuado el filtro de admisión, junto con la activación de la cuenta de usuario a través del enlace inserto en comunicación electrónica -correo electrónico- remitido a la dirección electrónica suministrada como persona solicitante. Dicho acceso será activado y gestionado desde la constancia efectiva de la aceptación.

Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de aceptar o rechazar cualquier solicitud de acceso a La Comunidad, en base a los siguientes extremos, a saber:

  • Compruebe que sus datos facilitados son contrarios a la verdad y/o inexactos.
  • Considere que la solicitud formulada, bien no se ajusta a los términos recogidos en las condiciones de registro, bien dañe o pueda dañar la imagen corporativa de la entidad o de los medios o canales de comunicación o fuese contraria a los propósitos perseguidos por la misma.
  • Aquellas circunstancias que sean contrarias a las presentes condiciones o la normativa legal aplicable en el momento en que se produce la solicitud y aceptación.
  • La comprobación de información de nuevas altas que pudieren tener relación o sospechas con usuarios cuyas cuentas han sido suspendidas al incumplir las normas de participación.
  • Cualesquiera otra circunstancia que, a criterio de la entidad editora, pueda suponer la no aceptación de la solicitud de registro y/o acceso.

Para promover y mantener ese ambiente de intercambio útil y libre de opiniones, hemos establecido un conjunto de normas sencillas que tienen como objetivo garantizar el desarrollo adecuado de esos debates. Su no cumplimiento supondrá la eliminación del comentario, o incluso la expulsión de La Comunidad en caso de actitudes reiteradas que desoigan avisos previos.

  1. No admitimos insultos, amenazas, menosprecios ni, en general, comportamientos que tiendan a menoscabar la dignidad de las personas, ya sean otros usuarios, periodistas del medio o canal de comunicación o protagonistas de los contenidos. Tampoco permitimos publicaciones que puedan contravenir la ley o falten gravemente a la verdad probada (o no) judicialmente, como calumnias, injurias o promuevan actitudes violentas, racistas o instiguen al odio contra alguna comunidad.
  2. No admitimos publicaciones reiteradas de enlaces a sitios concretos de forma interesada. Consideramos que no aportan nada al resto de los lectores y son prácticas que consideramos spam, ya que el espacio de los comentarios no puede servir como promoción de blogs personales u otros proyectos. Sí aceptamos cualquier clase de enlace que amplíe, puntualice o enriquezca la información sobre la que se debate, y que resulte por tanto útil para todos los lectores.
  3. No admitimos la publicación de datos personales (números de teléfono, direcciones postales, direcciones de correo u otros relacionados.) Entendemos que es información que puede provocar problemas a quien la publica o a terceros (no podemos saber a quién pertenecen esos datos).
  4. No admitimos que una misma persona tenga varias cuentas activas en esta comunidad. En caso de detectarlo, procederemos a deshabilitar todas.
  5. Nos reservamos el derecho de suspender la actividad de cualquier cuenta si consideramos que su actividad tiende a resultar molesta para el resto de usuarios y no permite el normal desarrollo de la conversación. Eso incluye el abuso de mayúsculas o comentarios ajenos al tema propuesto en cada contenido.

Por lo demás, pedimos a nuestros usuarios que se comporten con los demás con el mismo respeto con el que quieren ser tratados igualmente. De esa manera La Comunidad seguirá siendo un espacio interesante en el que debatir y aprender. Agradecemos de antemano a todos nuestros lectores su esfuerzo y su aportación.

En el caso que, como usuario y miembro La Comunidad, reproduzca a través de su perfil y de las secciones anexas al mismo, informaciones, personales o empresariales, opiniones y comentarios, propios o de terceros, es responsable de la veracidad de las mismas, siendo único responsable frente a terceros de las consecuencias que de aquellas puedan derivarse, en especial, en el ámbito personal -intimidad, honor, imagen, privacidad, confidencialidad, etc.- como en el ámbito empresarial -competencia, propiedad intelectual e industrial, etc.-

Como usuario registrado de La Comunidad, otorga a Titania Compañía Editorial la cesión de los derechos de explotación -reproducción, distribución, comunicación pública, transformación- sobre las informaciones u opiniones que suministre y autorización, en su caso, para la publicación y/o reproducción de sus datos personales vinculados a dicha información u opinión. Asimismo, la publicación de contenidos, información u opinión que sea visible a través de su cuenta, supone que otorga consentimiento para que aquella pueda ser reproducida por otros usuarios registrados de La Comunidad. Dicho consentimiento, no implica que terceros pudieren utilizar la información suministrada fuera de la propia comunidad y con fines comerciales o mercantiles, si bien la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida de la información, por parte de terceros. El usuario se compromete a ser respetuoso con la propiedad intelectual, intimidad, honor e imagen al publicar imágenes o documentos de terceros en La Comunidad.

La entidad editorial mantiene entre sus principios rectores la protección de la información personal de los usuarios, cumpliendo íntegramente la normativa española de protección de datos de carácter personal y disponiendo de las medidas de seguridad acordes con el tratamiento de la información -recopilación de información, acceso, conexiones, calidad, secreto, confidencialidad.- Puede obtener más información a través del enlace permanente Política de Privacidad, visible durante la navegación, tanto en la Web como en La Comunidad.

Con carácter general, Titania Compañía Editorial, S.L. es el responsable del fichero creado para gestionar las solicitudes de acceso y los contenidos que pudiere utilizar a través de la misma. Todos los servicios y contenidos que se encuentran disponibles en La Comunidad, para los cuales solicitamos sus datos de carácter personal, serán tratados única y exclusivamente para prestarles correctamente aquellos -información de interés para el usuario, actualización de perfil, comentarios, remisión de diferentes boletines y acceso/uso de La Comunidad.-

Se le informa que, en cualquier momento, puede ejercitar, tanto el derecho de revocación al consentimiento prestado para el acceso y utilización de La Comunidad, a través de petición al efecto. De igual forma, podrá ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición, que les son reconocidos. A tal efecto, deberá remitirnos comunicación personal individualizada a la dirección de correo electrónico info [@] elconfidencial.com haciendo constar sus datos personales de nombre, apellidos y número del documento acreditativo de identidad; el derecho que desee ejercitar y el motivo de dicho ejercicio; aportando copia de documento acreditativo de identidad -DNI, pasaporte, y otros reconocidos legalmente.

Podrá utilizarse su dirección de correo electrónico para el envío de comunicaciones electrónicas, en base a la Directiva 2000/31/CE y, de conformidad con la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, referida a los distintos boletines electrónicos que se edita. Asimismo, se facilitan mecanismos, sencillos y gratuitos, para desistir del consentimiento otorgado para la finalidad del envío de comunicaciones electrónicas, cumpliendo íntegramente con la normativa europea y nacional sobre la materia referida. Dicho desistimiento podrá efectuarlo a través de su perfil.

La finalidad en el tratamiento de datos de carácter personal que se recogen a través de La Comunidad es gestionar el alta y acceso a la misma, así como la remisión de los diversos medios de edición digitales a los que pudiere tener acceso mediante su alta y consentimiento como usuario de La Comunidad. Así mismo, proporcionarle información sobre actividades de la entidad -eventos- o de aquellas entidades con las que se suscriba un acuerdo a tal fin a través de medios de comunicación a distancia, efectuando, de igual modo, actuaciones estadísticas y/o históricas.

De conformidad con el Real Decreto Ley 13/2012 y su afectación en el artículo 22.2 de la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, la presente Página Web recaba cookies de navegación -pequeños archivos que contienen una serie de caracteres que se envían a su explorador desde el servidor de un sitio web.- Acepta que se recaben cookies para el inicio de acceso de sesión en La Comunidad y para recordar la información relacionada al acceso. En caso que no consintiera el tratamiento de dicha información puede modificar la configuración de su explorador a tal efecto.

Los datos de carácter personal recabados y tratados forman parte del fichero denominado "USARIOS WEB DE TITANIA" dado de alta en la Agencia Española de Protección de Datos, bajo número de inscripción 2060040405. Dispone de más información acerca del tratamiento de datos personales e información en los enlaces Aviso Legal, Política de Privacidad y Política de Cookies.

Titania Compañía Editorial puede:

  • Eliminar sin previo aviso cualquier comentario que suponga una vulneración de las normas de La Comunidad.
  • Bloquear a cualquier usuario por considerar que ha incumplido de forma reiterada las normas de La Comunidad, sin haber atendido apercibimientos previos.
  • Conservar todos los comentarios realizados por cualquier usuario, aunque éste pida que se eliminen. En esos casos, podrá hacer invisibles dichos comentarios, de forma que se mantengan en su base de datos, pero no puedan ser vistos por otros usuarios.

El usuario puede

  • Reclamar a la entidad editora la revisión de la moderación de un comentario propio o ajeno, a través de un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com
  • Solicitar la reconsideración del bloqueo de su cuenta tras haber incumplido las normas de participación, mediante un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com. La entidad editora examinará el caso y dará una respuesta a la mayor brevedad.
  • Editar la información introducida en su perfil, salvo su nombre de usuario. Por motivos técnicos, esto resulta imposible.
  • Solicitar la suspensión de su cuenta. Sin embargo, eso no supondrá su borrado de base de datos, sino su ocultación al resto de usuarios.
  • Solicitar que sus comentarios queden invisibles al resto de usuarios. No serán borrados, pero de esa forma quedan inaccesibles a cualquier usuario.
  • Gestionar libremente sus suscripciones a los boletines enviados, incluida la dirección de correo en la que los recibe.

La entidad editorial excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización que de La Comunidad pudiere efectuar o que puedan deberse a la falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información que proporcione a otros usuarios acerca de sí mismo y, en particular, aunque no de forma exclusiva, por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudiere deberse a la suplantación de la personalidad de un tercero efectuada en su nombre en cualquier clase de comunicación realizada a través de La Comunidad.

Si se tuviere constancia, propia o de tercero, de la mala utilización de los contenidos puestos a su disposición, se reserva el derecho a cerrar su cuenta, previa comprobación de los hechos puestos en conocimiento, así como la posibilidad de informar a las autoridades competentes -administrativas y jurisdiccionales- en caso de que pudiere ser constitutivo de delito o ilícito en cualquier ámbito jurisdiccional.

Titania Compañía Editorial, a través de La Comunidad, no se hace responsable de las siguientes actuaciones:

  • El mal uso que pueda realizar.
  • La continuidad de los contenidos.
  • Los contenidos y servicios prestados por terceros a los que pudiere tener acceso desde las direcciones o contenidos insertos en La Comunidad.
  • Los daños o perjuicios que causare cualquier persona, bien a si misma o a terceras, que infringiera las condiciones, normas e instrucciones establecidas para el acceso y utilización de los contenidos insertos, principalmente, las derivadas de opiniones, comentarios y actuaciones tendentes a desacreditar y/o vulnerar derechos constitucionales.
  • Cualquier acción y/o actuación que pudiere realizar en relación con la vulneración de derechos de terceros, especialmente, en relación a la imagen, propiedad intelectual o industrial.
  • La custodia de las contraseñas que permitan el acceso a los diferentes contenidos que precisan de identificación y autenticación.

Se podrá acceder a contenidos suministrados por otros usuarios de La Comunidad, es decir, reproducidos en Páginas Web o webs externas. Por lo tanto, la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida y/o no permitida establecida por aquellos terceros en referencia a los contenidos sobre los que pueda tener acceso.

Titania Compañía Editorial pone a su disposición los siguientes medios de comunicación para inter-actuar con los medios o canales de comunicación o para realizar cualquier reclamación, sugerencia, duda o consulta: Foro interno o el mail moderador[ @ ]elconfidencial.com.

Titania Compañía Editorial puede suspender de forma temporal y/o definitiva en el caso de que incumpliere alguna de los términos y condiciones presentes y/o así se lo requiera la autoridad administrativa y/o judicial correspondiente. Así mismo, la entidad se reserva el derecho de suspender, sin necesidad de comunicación alguna, como titular de la cuenta de usuario, además de ponerlo en conocimiento de las autoridades administrativas y/o jurisdiccionales ante acontecimientos que pudieren ser constitutivos de delito o actuación ilícita.

Las presentes condiciones tienen la vigencia que dura su exposición. Se aconseja que, cada vez que acceda, lea con detenimiento las mismas. A tal efecto, dispondrá de un enlace con las mismas.

La entidad editora podrá optar por interrumpir, suspender o terminar unilateralmente el acceso, con independencia de lo dispuesto en las presentes condiciones. Dichas situaciones no alterarán la vigencia de las prohibiciones de uso de los contenidos expuestos a lo largo del presente clausulado.

En la medida que fuere posible, avisaremos de dichas circunstancias -suspensión, interrupción o término de acceso a los contenidos- mediante la inclusión de la información referida a través de los medios de comunicación que considere oportunos para su mayor difusión.

En el caso de que cualquier disposición o disposiciones contenidas en las presentes condiciones fueran consideradas nulas o inaplicables, en su totalidad o en parte, por cualquier Juzgado, Tribunal u órgano administrativo competente, dicha nulidad o inaplicación no afectará al resto de condiciones aplicables en virtud de los servicios y/o contenidos dispuestos en los canales o medios de comunicación a los que pudiere acceder.

Todas las condiciones insertadas se rigen por la normativa española. Todos los conflictos, controversias o situaciones derivadas de las presentes condiciones se someterán a los Juzgados y Tribunales de la Villa de Madrid, renunciando expresamente las partes a su fuero.

FUERTE PELEA ENTRE EL MINISTRO Y GUINDOS

Montoro propone rescatar a Sacyr para evitar un agujero de 3.450 millones al Estado

El conflicto de Sacyr por la paralización del Canal de Panamá ha terminado por anegar las dependencias del Gobierno, dividido por la decisión de salir al rescate.
Foto: El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro. (EFE)
El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro. (EFE)

El conflicto causado por Sacyr por la paralización de las obras del Canal de Panamá ha terminado por anegar las dependencias del Gobierno. La necesidad de que el Estado juegue un papel más exigente en la fórmula de financiación de la ampliación de la vía marítima ha provocado un encarnecido debate interno sobre si ayudar a la constructora española o asumir un riesgo de 3.450 millones que iría contra las arcas del Estado.

La pelea en el Ejecutivo obedece a las distintas posturas que mantienen el ministro de Economía, Luis de Guindos, y el titular de Hacienda, Cristóbal Montoro. Según distintas fuentes próximas a las conversaciones, De Guindos defiende que el Estado no tiene que arriesgar ni un euro más en el proyecto del Canal de Panamá después de que la aseguradora pública Cesce le concediese un aval por 316 millones en 2009.

Por su parte, Montoro considera que es vital que el Gobierno salga en auxilio de Sacyr con la transformación de parte del aval por no terminación de las obras en una fianza de 170 millones en caso de impago por parte de Autoridad del Canal de Panamá (ACP) de las reclamaciones que exige la constructora española y sus socios italianos de Impregilo (1.200 millones de euros).

No es que el ministro de Hacienda tenga gran interés en defender a Sacyr en un proyecto privado. El análisis de Montoro es que, en caso de que las obras no concluyesen y que la empresa presidida por Manuel Manrique sufriese graves pérdidas derivadas de la situación financiera del proyecto, el Estado estaría expuesto a un riesgo de 3.447 millones si el grupo constructor se viera abocado al concurso de acreedores. Un roto que dañaría aún más el déficit público.

Aunque se trataría de una última derivada del conflicto, ya que la empresa podría ampliar capital, esa cifra es la que suman todos los créditos, avales y subvenciones que la Administración Pública ha dado a Sacyr o cualquiera de sus filiales, según un informe elaborado ex profeso por Hacienda. El mayor riesgo es el derivado de las ayudas a las autopistas radiales de Madrid, donde la compañía tiene deudas por casi 2.500 millones, seguido de la concesión de la autovía de pago que une la capital con el Levante. El siguiente por volumen es precisamente el proyecto de Panamá.

Este es el informe que Montoro va a llevar a la Comisión Delegada del Gobierno, el organismo que revisa los temas que se someten a la aprobación del Consejo de Ministros,  para su análisis. Fuentes gubernamentales consideran que el titular de Hacienda va a ganar la batalla a De Guindos, que se decanta por no arriesgar un euro más de las arcas públicas a favor de una empresa privada.

Esta posición contrasta precisamente con las ayudas que el ministro de Economía concedió al sistema financiero para evitar la quiebra de varias entidades, como Bankia, CAM, Novagalia, CatalunyaCaixa, Banca Mare Nostrum y Ceiss, entre otras. En total, algo más de 61.000 millones, de los que 41.000 son un préstamo de la Comisión Europea que el Estado tiene que devolver con cargo al bolsillo de los ciudadanos.

Vuelta al tajo sin casco

La fianza de 170 millones de Cesce es vital para que Sacyr pueda cumplir con su palabra de cofinanciar la construcción del último tramo del Canal de Panamá, que ha quedado paralizado con el 70% de los trabajos concluidos. Pero no es la solución definitiva porque para reanudar el tajo es necesario que Zurich, la aseguradora global de la ampliación, ponga encima de la mesa 400 millones de dólares, a los que se sumarían los 100 que aportaría la ACP y otros 100 de las constructoras.

En la madrugada de este jueves, las partes han acordado reiniicar las obras, pero sin firmar el acuerdo de financiación. Tan solo se ha avanzado en el pago por parte de Panamá de unos 36 millones de euros por las obras realizadas en diciembre y que las constructoras todavía no habían cobrado. La ACP y el consorcio GUPC se han dado otras 72 horas para certificar un pacto que no termina de llegar. 

Como reconoció la autoridad portuaria en la madrugada del martes y reiteró anoche, existen todavía “serias diferencias” entre las partes para poner sobre el papel el principio de acuerdo alcanzado la semana pasada, cuya piedra angular es el retraso hasta 2018 de la devolución de los 780 millones de dólares que Panamá adelantó a Sacyr y a Impregilo para llevar adelante las obras.

Si de aquí al domingo no encuentran una solución, la ACP está decidida a echar a las constructoras y tomar el control del proyecto, una medida drástica que llevaría aparejada una batalla legal de consecuencias impredecibles para las empresas y para el país centroamericano. Las pérdidas para Sacyr serían de cientos de millones y su situación patrimonial quedaría muy dañada.

El redactor recomienda

#111
En respuesta a pancius
Compartir

 Pancius, lea bien lo que escribí. España no avala a compañías "europeas", como en este caso impregilo y Jan De Nul; avala a compañias piratas españolas, como en este caso Sacyr. Los panameños no tenemos problemas con Jan De Nul, que ha cumplido a cabalidad con su parte. Lo tenemos con Sacyr, vocero de GUPC, que ha manejado este asunto con los pies. Los chantajes y desplantes insolentes han venido de Sacyr específicamente ---y también, inexplicablemente, del Embajador de España. Los panameños que trabajan en las obras seguirán laborando ahí con la compañía que continúe los trabajos, sea GUPC u otro contratistas. La inmensa mayoría de los panameños desea la rescisión del contrato por incumplimiento, sin ninguna premiación a los chantajistas.

Ampliar comentario
#110
Compartir

No presentaron una propuesta superbarata? pues que acarreen con las consecuencias, yo no quiero que utilicen el dinero de los españoles para rescatar a esta  empresa privada

Ampliar comentario
#109
Compartir

Totalmente de acuerdo contigo. Parece ser que al señor Montoro lo único que le importa es salvar el bolsillo de las grandes fortunas españolas. Parece no enterarse de que su trabajo es mirar por el bien de todos los ciudadanos de este país con una igualdad de pago entre clases sociales y tamaños de empresas. Parece ser que el tamaño de sinvergüencería del señor Montoro y compañía no tiene límites. 

Ampliar comentario
#108
Compartir

Ya esta aqui la bajada de pantalones y nos van hacer pagar a todos este rescate para que despues no devuelvan nada y se sigan haciendo ricos sus accionstas.

Ampliar comentario
#107
En respuesta a vespertio
Compartir

 

 

Lamentable.... La obra no es Sacyr si no el consorcio  GUPC y está lleno de personal extranjero y panameño que son excelentes profesionales. Yo no soy partidario de rescatar empresas privadas  pero no seria el primer caso, ahi están los bancos e Indra en la que el estado tiene 20% y nadie ha dicho nada todavía......

Ampliar comentario
#106
Compartir

Hoy escuché a la Espe decir que hay que tratar bien a los de Iberdrola, que dijeron que iban a hacer las mínimas inversiones en España, porque si no se van.

Ése es el modelo de dirigentes que tenemos, los curritos "que se jodan", a los empresarios/amigos hay que ayudarlos, lástima que los ayudan con nuestro dinero.

Acordarse a la hora de votar...

Ampliar comentario
#105
En respuesta a trackman
Compartir

¿cuál fue la diferencia entre la oferta ganadora de sacyr y las dos competidoras finalistas? Vaya, curiosamente lo que ahora reclama sacyr como sobrecoste... 

Ampliar comentario
#104
Compartir

Si lo pagamos los españoles que por lo menos nos den un "teletac" por si nos ocurre pasar por ahí, o un bono-descuento,no?

Ampliar comentario
#103
Compartir

cuando salió la noticia hace ya tiempo a que a todos se nos pasó por la cabeza que mas pronto que tarde rescatarian a esa empresa con nuestro dinero? Ah bueno, como decia la ministra de zapatero....ese dinero no es de nadie...y estos de ahora tomaron buena nota.

Ampliar comentario
#102
Compartir

 

Además de ser una noticia obsoleta, hay que aprender  a sumar en condiciones. El desfase entre lo presupuestado y lo "previsiblemente ejecutado", es de 1.200 millones de €.

Si la aseguradora Zurich pone 400,  se ejecuta el aval a Sacyr (48%), de Cesce (Del Zpmierda), de 316 millones. La ACP, pone otros 100. Y tanto la italiana (Impregilo con otro 48%),  del SACE (Servizio Assicurativo del Commerzio Estero) italiano, otros tantos. Y los de la   belga Jan de Nul (3%) y la panameña CUSA (1%), todas con avales públicos. Deben quedar muy pocos millones hasta los 1.200.

Después es fácil poner a parir al gobierno actual que coge de los inútiles anteriores del 2009, que data el aval. Pero hay que aclarar, que  dado que CESCE es de propiedad mayoritariamente pública (50,25%), en caso de que Sacyr abandone la obra y la ACP recurra al aval, a l@s ciudadan@s español@s les tocará pagar 200 millones de €, directamente de sus bolsillos personales, más otros 200 millones  que pagarán indirectamente a los demás “socios” de la CESCE (bancos y entidades financieras) que, sin duda, repercutirán esta “pérdida” sobre los servicios a sus clientes.

Nota para listillos: Presupuesto Inicial del Canal de La Mancha: 5.800 millones de €.

Presupuesto ejecutado, o final: 18.300

Desfase: 12.500 millones de €. Y se hizo sin quejas ninguna.

Ampliar comentario
#101
Compartir

Soy panameño. Me solidarizo con la mayoría de los españoles de a pie que rechazan cualquier ayuda a Sacyr. En Panamá, la mayoría no quiere que Sacyr continúe las obras: ya hemos visto suficiente de su maleantería. Lo mejor sería que el gobierno español deje de apoyar a bandidos como esos, y que el Canal de Panamá busque otro contratista para terminar la obra. Abrazos a España desde el otro lado del Atlántico.

Ampliar comentario
#100
Compartir

esto es la marca españa, estos tipejos se montan sus negocios,en los que ya habrán sacado su dinero y puesto a buen recaudo en paraisos fiscales mientras dejan en ruina a la compañía que tenemos que rescatar todos los curritos de a pie....y se extraña alguien de que estemos hasta los mismisimos...esto va a acabar muy mal, y los politicos y amiguetes no tendrán donde esconderse de la quema...al tiempo.... se lo ganan a pulso!!

Ampliar comentario
#99
Compartir

Otro que ya se apunta a la puerta giratoria. Es que todos nuestros políticos son una panda de ladrones y sinverguenzas. Claro, como no les pasa nada porqué tienen comprados a jueces y fiscales.... Si fuera como en USA, (caso Madoff, estafa de 50.000 millones de dólares y en seis meses juzgado y sentenciado a cadena perpetua y expropiado de todos sus bienes). Si se actuara igual en España, se terminaba la corrupción ipso facto. 

Ampliar comentario
#98
Compartir

¿Cuántos autónomos y pequeños empresarios podrían aumentan sus actividades si contasen con 3.500M de euros de avales del gobierno?

 

Siempre los mismos y para los mismos...trabajamos para cuatro hijos de...

Ampliar comentario
#97
Compartir

Si Panamá rompe el contrato con el Grupo actual, Sacyr se tambalea y puede que incluso quiebre porque tendrá que devolver el dinero adelantado, etc etc. Pero si Sacyr concluye las obras perdiendo casi un billón de dólares, sus cuentas estarán prácticamente quebradas pendientes de resoluciones judiciales del conflicto internacional...que es mejor? ¿Qué ocurrirá?

 

 

Ampliar comentario