DOS PROYECTOS DE LUJO en madrid

Un rascacielos en Benidorm y 500 casas en la playa, el negocio de los Alcaraz (Goldcar)

Juan y Pedro Alcaraz, fundadores de la empresa de coches de alquiler 'low cost' Goldcar, han invertido buena parte de su fortuna en el sector inmobiliario en Alicante y Madrid

Foto: Foto: Sonneil.
Foto: Sonneil.

Sus proyectos inmobiliarios suman más de 500 viviendas. Juan y Pedro Alcaraz, fundadores de la empresa de coches de alquiler 'low cost' Goldcar, han invertido buena parte de los 500 millones de euros que consiguieron con la venta de esta compañía para posicionarse en el sector inmobiliario en Alicante y Madrid, principalmente.

Solamente en la provincia alicantina, los hermanos Alcaraz levantarán más de 500 viviendas, casi la mitad en Benidorm, un mercado en pleno auge, donde en unos meses levantarán un nuevo rascacielos de 36 plantas con 220 unidades. Un proyecto que ha despertado un enorme interés. Desde hace 15 días se pueden reservas las viviendas, y ya se han bloqueado 60 unidades, con precios que van de los 195.000 hasta los 765.000 euros, explica Alfredo Millá CEO y fundador de Sonneil, 'proptech' inmobiliaria encargada de la comercialización de las viviendas.

Millá reconoce que ya se ha producido un primer incremento de los precios del 5%, "como consecuencia del enorme apetito comprador, y no descartamos una nueva subida", señala, al tiempo que reconoce el gran interés de los inversores por este tipo de producto.

Los empresarios han canalizado sus inversiones a través de Aligrupo, el 'family office' que controlan al 50%. Al proyecto de Benidorm, el más relevante por número de viviendas, se suman otros en San Juan (San Juan Beach) de 104 viviendas y en Alicante (Gadea 3), compuesto por 22 unidades, "En ambos casos, se trata de viviendas de primera y segunda residencia. De primera para quienes viven en Alicante, y de segunda para los que vienen de fuera", explica Millá, que se encargará también de la comercialización de estas unidades. A estas hay que añadir otras 106 unidades más en Calpe —un proyecto en dos fases, Calpe Beach— y 79 en Denia (Denia Beach). En total, medio millar de viviendas para dos empresarios que irrumpían hace apenas tres años en el sector inmobiliario.

Foto: Sonneil.
Foto: Sonneil.

Otro mercado en el que han entrado con fuerza es Madrid, donde siguen buscando nuevas oportunidades de negocio. En la capital, a diferencia de lo que han hecho en Alicante, la apuesta se centra en edificios o proyectos de lujo. En este mercado irrumpieron en 2017, en pleno distrito de Chamberí, con la compra de un edificio en el número 13 de la calle Francisco Ricci, donde está previsto que desarrollen un proyecto residencial de alto 'standing'. El edificio en cuestión, que pertenecía a un patrimonio privado, cuenta con 2.670 metros cuadrados distribuidos en cinco plantas más sótano para aparcamientos.

Esta transacción se produjo apenas cuatro meses después de que los empresarios alicantinos se desprendieran definitivamente del 20% que aún mantenían en Goldcar, compañía que fundaron en 1988 y que se había posicionado en el mercado como líder en el sector de vehículos sin conductor a bajo coste. Con el dinero obtenido en aquella transacción, la familia alicantina constituyó el 'family office' para gestionar dicho capital con el que han realizado sus transacciones inmobiliarias.

Dos proyectos de lujo en Madrid

En una de las mejores calles de Madrid, en Velázquez 23, en pleno barrio de Salamanca, compraron otro edificio. Ubicado en una de las zonas mas codiciadas de la capital, especialmente entre las fortunas latinoamericanas, se encuentra enfrente del inmueble que están intentando vender desde hace meses una rica familia de tapiceros y 20 herederos: el icónico Velázquez 21.

En Madrid capital, ultiman dos proyectos de lujo en el barrio de Salamanca y en Chamberí

Por el edificio, de oficinas y propiedad de Banco Ceiss, pagaron unos 40 millones de euros. El objetivo, transformarlo en viviendas 'premium' tras un ambicioso proyecto de rehabilitación que preservará su emblemática fachada. Los hermanos Alcaraz también poseen otro edificio en la calle Colón de Valencia, una de las zonas más emblemáticas y pudientes de la ciudad, según el portal Valencia Plaza y, además, participan en un 10,55% de Trajano Iberia, socimi que debutó en bolsa en julio de 2015 y que es dueña de dos centros comerciales, dos edificios de oficinas y una plataforma logística.

La socimi cuenta actualmente con una cartera diversificada de cinco activos en explotación con una superficie alquilable de casi 151.000 metros y una ocupación del 97%. La cartera está compuesta por dos centros comerciales —Nosso Shopping, en Vila Real, Portugal, y Alcalá Magna, en Alcalá de Henares—, un complejo de oficinas en calle Manoteras 48 en Madrid, un edificio de uso mixto de tienda de calle y oficinas en la zona comercial de Bilbao y un complejo logístico en el polígono Plaza en Zaragoza.

Vivienda

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios