"NUNCA HE VISTO UN CASO ASÍ"

Operada tras atascarse un vibrador encendido en su vejiga

Los médicos, que esperaban que el juguete sexual estuviera alojado en la vagina, no se podían creer que hubiera llegado tan lejos

Foto: Una captura de la radiografía de la paciente
Una captura de la radiografía de la paciente

Los hospitales son lugares en los que te encuentras cosas increíbles. La capacidad del ser humano para albergar objetos en su interior muchas veces se escapa a nuestra comprensión.

Si no, que se lo pregunten a una mujer de Arizona, Estados Unidos, que por motivos obvios no quiere revelar su identidad, que tuvo que ir al hospital porque se introdujo su vibrador demasiado y se le quedó atascado en la vejiga.

El problema es que el vibrador seguía funcionando y las vibraciones la estaban haciendo sufrir (contrariamente al propósito inicial) de lo lindo. Según revela la protagonista de esta historia, el juguete sexual, de unos 10 centímetros, se introdujo en su interior mientras que estaba jugando con su novio.

Todavía vibrando

"La primera reacción fue el pánico porque acababa de perder algo dentro de mí que todavía estaba vibrando", señala en declaraciones recogidas por LAD Bible. Más tarde, la mujer acudió al hospital, donde el doctor Greg Marchand, un obstetra-ginecólogo, fue uno de los cirujanos que se pusieron a trabajar realizando exámenes pélvicos, aunque con resultados infructuosos: "El personal de la sala de emergencias no fue capaz de encontrarlo en la vagina", recuerda Marchand.

El juguete sexual, de unos 10 centímetros, se introdujo en su interior mientras que estaba jugando con su novio

Los cirujanos que estaban trabajando con Marchand se asombraron cuando observaron hasta dónde había llegado el dispositivo. Había entrado en su cuerpo a través de la uretra y viajó a la vejiga, donde se volvió hacia los lados. "Me sorprendió mucho cuando estábamos viendo el abdomen y descubrimos que este dispositivo estaba realmente en la vejiga. Nunca he visto un caso como este en toda mi carrera", reconoce.

La historia, no obstante, acabó bien. La mujer fue operada y el vibrador fue retirado de su cuerpo.

Virales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios