Es noticia
Menú
Bezos y otros magnates invierten 3.000 millones para alargar la vida humana
  1. Tecnología
  2. Novaceno
Altos Labs arranca oficialmente

Bezos y otros magnates invierten 3.000 millones para alargar la vida humana

Arranca una nueva compañía de bioingeniería que promete fármacos capaces de revertir el envejecimiento y acabar con las enfermedades, las lesiones y las discapacidades

Foto: Jeff Bezos y otros millonarios quieren revertir el envejecimiento.
Jeff Bezos y otros millonarios quieren revertir el envejecimiento.

Hace unos días se lanzó oficialmente Altos Labs, una compañía que busca revertir los efectos de la edad mediante la ingeniería celular. Altos ha conseguido una inversión de 3.000 millones de dólares (unos 2.646 millones de euros) de megarricos como Jeff Bezos y cuenta con premios Nobel e investigadores de prestigio internacional como el español Juan Carlos Izpisua Belmonte.

Foto: Un contenedor sobre el sistema de transporte de Parallel Systems

Llevamos miles de años buscando la fuente de la juventud y ahora sabemos que existe. Pero no está en un estanque perdido en Etiopía, como escribió Heródoto, sino en las nuevas técnicas de ingeniería celular que nos permiten eliminar los efectos nocivos de las células senescentes. Estas células son responsables de las enfermedades relacionadas con la edad como el alzhéimer, la diabetes o algunos tipos de cáncer.

Crear medicamentos que acaben con este tipo de enfermedades y hacer que los humanos vivamos más años con una mejor salud será evidentemente un negocio muy provechoso. De ahí que tanto Bezos como otros multimillonarios como Larry Page, el fundador de Google, el infame Peter Thiel, exsocio de Elon Musk en Paypal, y muchos otros estén interesados en llevarse una porción de este goloso pastel. Así no es de extrañar que Altos haya sido capaz de levantar 3.000 millones de dólares antes de haber facturado un centavo ni haber descubierto nada todavía.

placeholder Shinya Yamanaka, premio Nobel de Medicina 2012. (EFE/Bertil Enevag Ericson)
Shinya Yamanaka, premio Nobel de Medicina 2012. (EFE/Bertil Enevag Ericson)

Y es que Altos Labs, de la que hablamos aquí hace unos meses, tiene todos los mimbres para convertirse en una compañía revolucionaria. Cuenta con una fuerte inversión, una de las mayores obtenidas por una ‘start up’; tiene a algunos de los mejores talentos a su disposición, entre ellos el premio Nobel de medicina en 2012, Shinya Yamanaka, padre de la reprogramación célular; y no tiene prisa para conseguir un objetivo que se antoja tan ambicioso como esperanzador: restablecer la salud y la capacidad de recuperación de las células para revertir las enfermedades, las lesiones y las discapacidades.

Aunque todavía no hay proyectos en desarrollo, ni calendarios, ni productos que sacar al mercado, Altos arrancará con sedes en tres lugares distintos del mundo: una en California, otra en Cambridge, en el Reino Unido, y en Japón. Aunque desde el país nipón solo habrá colaboraciones, no sedes físicas.

Foto: Jeff Bezos ha invertido en varias compañías que buscan ampliar la vida humana. (Reuters)

Tendrá dos Institutos principales. El Instituto Altos de la Ciencia que tendrá tres sedes y estará dirigido por el prestigioso biólogo español Juan Carlos Izpisua Belmonte y el doctor Wolf Reik, profesor honorario de la Universidad de Cambridge. El trabajo de los investigadores consistirá realizar descubrimientos en el campo de la regeneración celular que luego sirva al otro instituto, el Instituto de Medicina, para convertir esos descubrimientos en fármacos que se puedan lanzar al mercado.

El equipo también lo componen otros investigadores como el doctor Thore Graepel, antiguo jefe de investigación en Google DeepMind, que ocupará el cargo de jefe global de ciencia computacional, inteligencia artificial y aprendizaje automático.

placeholder El bioquímico Juan Carlos Izpisua Belmonte. (EFE/Ramón de la Rocha)
El bioquímico Juan Carlos Izpisua Belmonte. (EFE/Ramón de la Rocha)

El consejero delegado de Altos será Hal Baron que hasta hace unos días era el director científico del gigante farmacéutico GSK. Según él: “Los trabajos de Shinya Yamanaka, y de muchos otros desde sus descubrimientos iniciales, demuestran que las células tienen la capacidad de rejuvenecer, reajustando sus relojes epigenéticos y borrando los daños causados por un sinfín de factores de estrés. Estos conocimientos, combinados con los grandes avances en una serie de tecnologías transformadoras, inspiraron a Altos a reimaginar tratamientos médicos en los que es posible revertir la enfermedad en pacientes de cualquier edad".

Lo que cuenta Altos suena muy bien sobre el papel. Ahora falta ver cuánto tardarán en producir resultados científicos y convertirlos en medicamentos viables que pasen todos los filtros regulatorios. También habrá que ver, si es que lo consiguen, cuánto nos costará acceder a esta nueva fuente de la juventud. Afortunadamente no dependemos solo de Altos Lab, también hay otras compañías en esta carrera — como la española Grifols o las californianas Calico Lab y Unity Biotech — que competirán por sacar al mercado fármacos de rejuvenecimiento celular que acaben de una vez por todas con los achaques de la edad. Esperemos que se den prisa.

Hace unos días se lanzó oficialmente Altos Labs, una compañía que busca revertir los efectos de la edad mediante la ingeniería celular. Altos ha conseguido una inversión de 3.000 millones de dólares (unos 2.646 millones de euros) de megarricos como Jeff Bezos y cuenta con premios Nobel e investigadores de prestigio internacional como el español Juan Carlos Izpisua Belmonte.

Jeff Bezos Investigación
El redactor recomienda