Globos gigantes para hacer viajes de 6 horas a la estratosfera
  1. Tecnología
  2. Novaceno
Turismo espacial

Globos gigantes para hacer viajes de 6 horas a la estratosfera

Una compañía americana ofrece la posibilidad de pasar unas horas observando la Tierra por encima de la atmósfera en una nave espacial de lujo que se empujada por unos globos gigantes

placeholder Foto: El turismo espacial será ahora un poco más barato. (Space Perspective)
El turismo espacial será ahora un poco más barato. (Space Perspective)

Seis horas de viaje espacial por unos 100.000 euros. Esta es la propuesta de la compañía americana Space Perspective para que la gente de posibles, aunque sin varios millones en el banco, pueda gozar de la experiencia de ver la Tierra en medio de la inmensidad del espacio.

Foto: Una pieza de una nave desintegrándose en un túnel de plasma. (ESA)

El viaje se realizará a bordo del Space Neptune, un vehículo presurizado con capacidad para 8 personas más el piloto que tendrá todo tipo de comodidades. Cuenta con vistas de 360º, asientos reclinables, un bar con comida y bebida, wifi y, como dice la compañía: “el váter más exclusivo del mundo a 30km de altura”.

El Space Neptune va enganchado a un globo que le hará ascender por encima de la atmósfera terrestre y que tiene un volumen de 509.703 metros cúbicos cuando está completamente hinchado, más o menos el tamaño de un estadio de fútbol. Si se suma la altura del globo y la de la nave, el conjunto mide más de 210 m de altura. Mucho más alto, por ejemplo, que los 50 metros de altura que tiene el Starship de SpaceX.

"Realmente estamos reimaginando el espacio", comenta Jane Poynter, cofundadora de Space Perspective. "Cuando la mayoría de nosotros piensa en los vuelos espaciales, pensamos en la fuerza g y cohetes. Así que hemos adoptado un enfoque diferente para hacerlo mucho más accesible a la gente. Lo mejor de estos globos espaciales es que nos permiten llevar a la gente al espacio con mucha suavidad y comodidad. Tenemos un bar a bordo, que es algo icónico y emblemático del tipo de experiencia que podemos ofrecer a la gente. Así que esta es realmente la primera experiencia de vuelo espacial de lujo".

Cómo será el viaje en el Space Neptune

Según explica la compañía, el viaje comienza cuando el cielo esta todavía oscuro para que los turistas puedan ver bien las estrellas. La nave asciende lentamente a una velocidad de unos 20 km/h hasta que llega a unos 30 km de altura. En ese momento, los viajeros podrán ver la salida del Sol sobre la curvatura de la Tierra y como poco a poco se va iluminando el planeta entero. “Esta vista de la Tierra, en el vacío del espacio, ha fascinado a los astronautas desde los albores de la era espacial”, comentan desde Space Perspective.

Si no sucede nada raro, el Space Neptune acabará el viaje cayendo sobre el mar y un barco sacará la cápsula del agua para que los turistas espaciales puedan descender de la nave con comodidad. Si la cosa se complica, la nave cuenta con un paracaídas de emergencia que se desplegará para que pueda descender como si no hubiera pasado nada.

placeholder La nave dispone de todos los lujos. (Space Perspective)
La nave dispone de todos los lujos. (Space Perspective)

La compañía ya está aceptando reservas para estos vuelos dejando un depósito de 1.000 dólares por asiento, aunque los interesados tendrán que tener paciencia ya que el primer vuelo no se realizará hasta 2024. El Space Neptune completó hace unos días con éxito su primer vuelo de prueba desde el Space Coast Spaceport, junto al Centro Espacial Kennedy de la NASA, en Florida. La nave no llevaba tripulación y acabó su viaje zambulléndose en el golfo de México como estaba previsto.

El precio del billete espacial

Ahorrar 100.000 euros para un pasaje espacial no es algo que se pueda permitir todo el mundo, por mucho que la experiencia sea una de las más alucinantes que se pueden tener en la vida. Aun así, es la opción más barata que hay ahora mismo en el mercado. Además, el resto de compañías alcanzan alturas superiores lo que supone que los viajeros requieran un entrenamiento previo y cumplir una serie de requisitos físicos.

Hasta ahora el turismo espacial estaba reservado a multimillonarios. El primero fue Dennis Tito, que pagó 20 millones de dólares para conseguir un asiento en una nave Soyuz y pasar una semana en la Estación Espacial Internacional. Pero ahora compañías como Blue Origin o Virgin Galactic están empeñadas en convertir el turismo espacial suborbital en una industria.

placeholder El globo es tan grande como un estadio de fútbol. (Space Perspective)
El globo es tan grande como un estadio de fútbol. (Space Perspective)

SpaceX por ahora no parece estar muy interesada en el turismo espacial como modelo de negocio, pero no van a renunciar a los 55 millones de dólares que cobran a una tripulación civil por el viaje y la estancia en la Estación Espacial internacional. Así que ya tienen previstas dos misiones turísticas para 2021 y 2022.

Aunque Blue Origin ya acepta ofertas para sentarse junto a Jeff Bezos en su primer lanzamiento, aún no ha anunciado el precio del billete para futuros viajes. En este caso los pasajeros, además de un entrenamiento previo, sí que tendrán que cumplir con determinados requisitos físicos, como pesar entre 50 y 101 kilos o medir entre 1,5 y 1,9 metros de altura.

placeholder Seis horas de viaje por unos 100.000 euros. (Space Perspective)
Seis horas de viaje por unos 100.000 euros. (Space Perspective)

Virgin Galactic sigue probando la SpaceShipTwo y todavía no ha dejado claro cuando empezará a operar, pero se espera que sus billetes tengan un precio que ronde los 250.000 dólares. Según afrima la compañía ya hay más de 600 personas inscritas que han pagado los 1.000 dólares que cuesta la reserva.

Es de esperar que según vaya habiendo más frecuencia en los viajes espaciales y según se vayan reduciendo los costes de los lanzamientos los precios desciendan, pero no tiene pinta de que lo vayan a hacer de manera radical. El que quiera vivir la experiencia de ver con sus propios ojos la Tierra en medio del vacío espacial va a tener que seguir rascándose el bolsillo. Los que no tenemos bolsillos profundos de donde rascar vamos a tener que conformarnos con los videos y las fotos, por suerte algunas son realmente espectaculares.

Espacio Jeff Bezos SpaceX
El redactor recomienda