indispensables para tratar a pacientes graves

Italia busca respiradores: desde los usados para animales hasta los producidos en 3D

Italia busca aprovisionarse de estos aparatos -fundamentales para el tratamiento de los pacientes más graves afectados por el coronavirus- y no escatima en ideas originales e innovadoras

Foto: Hospital en Italia (EFE)
Hospital en Italia (EFE)
Autor
Tiempo de lectura2 min

Respiradores para animales reutilizados para los seres humanos; ventiladores fabricados por impresión 3D. Italia busca aprovisionarse de estos aparatos -fundamentales para el tratamiento de los pacientes más graves afectados por el coronavirus y que sufren dificultades respiratorias- y no escatima en ideas originales, innovadoras y de emergencia.

Como decía en este mismo periódico Alfredo Pascual, en Italia la saturación de los servicios sanitarios no viene tanto por la escasez de camas o recursos humanos, que se pueden escalar rápidamente, sino por la de respiradores artificiales. Son máquinas que ayudan a los pacientes a llevar oxígeno a la sangre cuando sus pulmones no son capaces de hacerlo. Son caras (en torno a 20.000 euros la unidad), complejas y multidisciplinares: tiene una parte mecánica, otra electrónica y una tercera variante química, de intercambio de gases, y todas han de ser supervisadas y homologadas por las autoridades médicas.

Por eso, ante la escasez de estos aparatos, en la región del Véneto, por ejemplo, se está comprobando si los respiradores utilizados para tratamientos veterinarios también podrían ser validos para los seres humanos. Incluso si solo sirven algunas paartes de los aparatos.

En una carta entre responsables sanitarios y veterinarios de la región a la que ha tenido acceso el medio italiano Adnkronos, se lee que se va a hacer un inventario urgente de los respiradores utilizados en las estructuras veterinarias del territorio para que, teniendo en cuenta la emergencia del coronavirus en Véneto, se pueda comprobar si es posible utilizarlo en humanos.

"Conscientes de la dificultad profesional que podría comportar esta petición a los colegas y que se justifica por el grave momento histórico que vive nuestro país, pedimos amablamente vuestra colaboración para comunicarnos la comprobación", añade la misiva.

Mientras, en el hospital de Chiari (cerca de Brescia, en el norte de Italia), al terminarse las válvulas venturi de los respiradores, los médicos encargaron a una empresa que fabricara a través de impresión 3D. En el diario italiano Il Corriere, Cristian Fracassi, ingeniero de la empresa Isinnova, que fue la encargada de fabricarlo, afirma que se emocionó cuando los médicos le dijeron que la válvula que habían creado por impresión 3D funcionaba.

A través de este proceso, pudieron fabricar unas 100 de estas piezas que conectan los ventiladores con las mascarillas y que permiten respirar a los pacientes cuando ellos no son capaz de hacerlo por sí mismos. Gracias a esta solución, salvaron vidas de los pacientes con dificultades respiratorias.

Ciencia

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios