"TIENE MENOS AZÚCAR UN MIGUELITO QUE UN TE DEL STARBUCKS"

El 'Pepito Grillo' español que triunfa en internet retratando el azúcar que te metes

El proyecto español SinAzucar.org ha engordado hasta convertirse en una comunidad de medio millón de usuarios. Ahora lanza un 'app' con escáner y algoritmo para saber lo que realmente comes

Foto: Antonio Estrada, creador de SinAzucar.org. (E. Torrico)
Antonio Estrada, creador de SinAzucar.org. (E. Torrico)

“¿Un café?”, pregunto. “Bien, vale”, responde mi interlocutor. “¿Con azúcar? ¿Sacarina?”, replico. “Con nada”. Obvio. Espabila. Se nota lo temprano del encuentro y la falta de cafeína. Tremendo error teniendo en cuenta que el que se va a tomar la taza es Antonio Estrada (Madrid, 1972), creador de SinAzucar.org, el proyecto español que ha triunfado en internet y redes sociales recordándonos el azúcar (y otros tantos ingredientes) que te estás metiendo con ese bollo que te sabe a gloria a media mañana. “La gente se suele llevar muchas sorpresas. Igual por pereza o desconocimiento, pero en general suele costar leer las etiquetas de información nutricional”.

Ha pasado año y medio desde que puso en marcha la web y las cuentas en Twitter, Facebook e Instagram. La idea ha engordado en este tiempo hasta convertirse en una comunidad digital que suma más de 500.000 fieles.

SinAzucar.org se convirtió en viral y ganó mucha popularidad gracias a las fotografías que publicaba en redes sociales en las que acompañaba, por ejemplo, un batido de chocolate con los terrones que “te metes entre pecho y espalda si te tomas toda la botella”. “Al poner los azucarillos y muestras el valor total, la gente comprende de manera mucho más fácil lo que está comiendo”.

Estrada sujeta varios azucarillos, junto a su aplicación. (E.Torrico)
Estrada sujeta varios azucarillos, junto a su aplicación. (E.Torrico)

"Yo no soy nutricionista. Soy fotógrafo e ingeniero informático. Me he formado en temas de dietética por afición, porque me gusta el deporte y la alimentación sana. Y por eso mismo decidí montar todo esto”, aclara sobre este proyecto sin ánimo de lucro (no gana ni un euro con él) y “meramente divulgativo”. “Yo utilizo la propia información de los fabricantes y de la Organización Mundial de la Salud e intento ser lo más neutral posible”.

Escáner nutricional

El siguiente paso de SinAzucar.org ha sido poner en juego una 'app'. Salió hace mes y medio en Android e iOS y ya acumula 40.000 descargas. “Se trataba de dar un nuevo aire a todo esto. No simplemente limitarme a las fotos. Quería darles una herramienta para que ellos puedan llegar a esas mismas conclusiones”, aclara.

Esa herramienta es una aplicación que a través de la cámara escanea el código de barras de cualquier producto y te da la información nutricional. “Ahora mismo contamos con unos 25.000 productos en nuestra base de datos”, comenta.

Captura de SinAzucar.org (AppStore)
Captura de SinAzucar.org (AppStore)

Un enorme directorio que ha levantado gracias a 'Open Food Facts' (un proyecto de 'open data') y la propia información de las webs y tiendas 'online' de supermercados. “Lo más difícil de conseguir suelen ser las marcas blancas de las cadenas más pequeñas. No porque oculten esa información, sino porque no lo tienen en un formato compatible para procesarlo e incorporarlo”, lamenta Estrada.

La app de SinAzucar.org incluye información nutricional sobre 25.000 productos

Si se trata de un alimento que no está registrado, te ofrece una calculadora para conocer el número de terrones de azúcar que ingerirás, algo que te muestra en una gráfica. El máximo por jornada recomendado es de 6. La plataforma permite llevar el control con un pequeño diario. “Pero no quería quedarme en el azúcar, queríamos tratar de dar una imagen más amplia”.

El algoritmo del 'BasicFood'

Uno de los resultados de la app de Sinazucar.org. (E.Torrico)
Uno de los resultados de la app de Sinazucar.org. (E.Torrico)

Para ello, en línea con el alza del movimiento #Realfood, han creado un algoritmo que clasifica en una escala del cero al cien las consultas según su calidad. “La fórmula cruza varios datos para el análisis. Tiene en cuenta si lleva aceite de palma, edulcorantes, harinas refinadas... Que un producto no tenga azúcares añadidos no es sinónimo siempre de que sea saludable”, resuelve.

Dile al que quiere desayunar galletas que su alternativa es untar el plátano, a ver qué te dice...

“Si abusas de productos procesados e industriales es difícil ceñirte a la norma de los seis azucarillos”, aclara. “Pero muchas veces no hay una alternativa real sin azúcar o edulcorantes. Es decir, si alguien desayuna galletas sin azúcar y quiere seguir haciéndolo con una opción más sana, dile que moje un plátano todas las mañanas en el café... pues te va a mandar a dónde ya sabes”, explica. “Es tener un poco de lógica y prudencia. Y fijarse en el volumen que consumes. Un miguelito tiene menos azúcar que un green tea late del Starbucks. Simplemente porque uno son unos 30 gramos y otro hasta medio litro”.

Los 'trolls' y 'haters' del azúcar

Entre la amplia comunidad que sigue las actualizaciones de Sinazucar.org “hay de todo”. “Por ejemplo en Facebook, los debates son más variados. Cualquiera tiene una cuenta ahí y, aunque te encuentras con gente informada, se te cuelan algunos cuñados”, reconoce en tono relajado. También tiene que lidiar con 'haters' y 'trolls', como "cualquiera que maneja una marca" en Internet. “Me dicen cosas como 'De algo hay que morir' o 'Déjame que me mate como yo quiera'”, recuerda. “Es normal, piensa que soy como un Pepito Grillo o una mosca cojonera que te estoy diciendo que ese donut tan cojonudo que te estás comiendo puede ser perjudicial para tí”.

¿Cómo se llevan los fabricantes de esos productos con el enémigo número uno del azúcar en Internet? Estrada reconoce que le contactan las diferentes marcas. “Lo hacen con bastante educación. Saben del poder de las redes sociales”, argumenta. Sólo en una ocasión recibió un burofax de un conocido fabricantes de zumos por una de sus publicaciones, amenazando con llevarle a juicio. “Lo publiqué en mis cuentas. Y aquello fue como el 'efecto Streisand'. Lo que iban a ver unos cientos de personas, lo vieron miles”.

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios