Estalla un gran incendio en el puerto de Beirut, un mes después de la explosión
  1. Mundo
Se desconocen las causas

Estalla un gran incendio en el puerto de Beirut, un mes después de la explosión

Un gran incendio ha estallado en el desolado puerto de Beirut, apenas un mes después de la tremenda explosión que arrasó con la zona del puerto

placeholder Foto: Escena del incendio en el puerto de Beirut. (EFE)
Escena del incendio en el puerto de Beirut. (EFE)

Un gran incendio ha estallado en el desolado puerto de Beirut, apenas un mes después de la tremenda explosión que arrasó con la zona del puerto y dos barrios de la capital libanesa. Por el momento se desconoce el origen del nuevo incendio, que ha generado una gran columna de humo y escenas de miedo entre los habitantes de la ciudad, que han recordado los instantes previos a la explosión del 4 de agosto, cuando lo que parecía un incendio en un almacén del puerto se convirtió en una explosión que destrozó miles de hogares y se cobró las vidas de 191 personas e hirió a más de 6.500.

A mediodía del jueves, una gran columna de humo negro y llamas de color anaranjado, que se podían distinguir desde lejos del área, se han levantado desde la zona del puerto. El Ejército libanés ha declarado que el incendio se ha producido en un almacén de neumáticos y combustible. Soldados han cerrado las carreteras adyacentes al área del puerto.

El gran incendio ha producido escenas de pánico entre los libaneses, apenas un mes después de la explosión que devastó el puerto y cuya onda expansiva afectó varios cientos de metros a la redonda, destrozando casas en la zona más cercana al puerto y arrasando ventanas y cristales en barrios más alejados. Algunas compañías con edificios de oficinas cerca han pedido a sus empleados que abandonen la zona, según reporta la televisión local libanesa, que ha recomendado a los residentes abandonar la zona.

El 4 de agosto, un incendio inicial en uno de los almacenes del puerto de Beirut, que según las reconstrucciones del suceso almacenaba fuegos artificiales, terminó incendiando un almacén vecino que contenía una carga olvidada durante años de 2.500 toneladas de nitrato de amonio en mal estado y pobremente vigilado. La explosión del cargamento de nitrato de amonio arrasó el puerto de Beirut, dejando un cráter de unos 70 metros de radio en el epicentro de la explosión y dejando en ruinas miles de hogares en un radio de 500 metros. Dos barrios enteros quedaron especialmente afectados. Al menos 191 personas fallecieron fruto de la explosión o de sus heridas en los días siguientes, y más de 6.500 resultaron heridas.

De los escombros de la explosión surgió la rabia y la búsqueda de responsabilidades encontró culpables a los años de negligencias y corrupción endémica del Líbano. Tras dos intensas semanas de protestas, el gobierno libanés dimitió al completo.

Incendios Líbano