LA CIUDAD ELIGE HOY A SU NUEVO ALCALDE

Tras once años de Bloomberg, Nueva York se inclina hacia los demócratas

Los neoyorquinos acuden a las urnas para elegir un nuevo alcalde tras tres mandatos consecutivos del republicano Bloomberg. De Blasio lidera los sondeos

Foto: El candidato republicano John Lhota saluda a votantes junto al exalcalde Rudy Giuliani en Nueva York (Reuters).
El candidato republicano John Lhota saluda a votantes junto al exalcalde Rudy Giuliani en Nueva York (Reuters).

Los neoyorquinos acuden hoy a las urnas para elegir un nuevo alcalde tras tres mandatos consecutivos de Michael Bloomberg, en una contienda que lidera con amplia ventaja el demócrata Bill de Blasio frente al republicano John Lhota.

Los centros de votación repartidos por la ciudad, donde los electores podrán ejercer su derecho en máquinas electrónicas, abrieron sus puertas a las 06.00 horas (10.00 GMT) y cerrarán a las 21.00 (01.00 GMT). De Blasio, al frente de todas las encuestas, que le dan una amplia ventaja de más de cuarenta puntos frente a Lhota, acudió a votar en la biblioteca de Park Slope, en el barrio de Brooklyn.

"No me he quedado dormido. He recibido una visita sorpresa de mi hija", dijo un emocionado candidato demócrata. De Blasio, que acudió junto a su esposa y sus dos hijos, Dante y Chiara, explicó a los periodistas que su hija viajó desde California, donde estudia en la universidad, para estar a su lado durante la votación. "Ha hecho que el día sea maravilloso", añadió.

Lhota confía en sus posibilidades

El candidato republicano, por su parte, sigue "optimista" y confía en sus posibilidades. Lhota acudió a primera hora de la mañana a la zona del Upper East Side de Manhattan junto al exalcalde Rudolph Giuliani para saludar a sus simpatizantes y votó más tarde en la sinagoga de la Congregación Monte Sinaí, en el centro de Brooklyn. 

"Para nada me siento desalentado. Ahora estoy trabajando en mi discurso de la victoria", declaró Lhota a una radio local, tras lo cual volvió a cargar contra su contrincante por apoyar políticas que en el pasado llevaron a la ciudad a tener 2.000 asesinatos al año.

Neoyorquinos depositan su voto en el colegio electoral instalado en la Congregación Monte Sinaí (Reuters)
Neoyorquinos depositan su voto en el colegio electoral instalado en la Congregación Monte Sinaí (Reuters)

"Estoy muy contento y me siento optimista hoy. Todo lo que he hecho (durante la campaña) es lo que quería hacer", añadió el político republicano, quien subrayó que pudo votar en las máquinas electrónicas sin ningún contratiempo.

Uno de los primeros en votar fue el todavía alcalde de la ciudad, Michael Bloomberg, quien ejerció su derecho en la escuela PS 6 de la zona del Upper East Side de Manhattan. "Es realmente importante que salgan a votar. La gente se queja, pero si no votas no tienes derecho a quejarte", dijo Bloomberg, quien después de depositar su voto no quiso hacer público por qué candidato se decantó.

El último sondeo de intención de voto, divulgado ayer por el Wall Stret Journal y NBC, coloca a De Blasio con el 65%, mientras que Lhota se queda en el 24%, un margen que se ha mantenido prácticamente sin cambios en las últimas semanas. Ambos candidatos recorrieron este lunes diferentes puntos de la ciudad para llamar a los neoyorquinos a votar en una jornada en la que los analistas vaticinan que habrá una escasa participación por la gran distancia que separa De Blasio de Lhota.

Cuatro casinos al estilo Las Vegas

De ganar este martes las elecciones, De Blasio se convertiría en el primer alcalde del Partido Demócrata en Nueva York en casi dos décadas, después de tres mandatos consecutivos de Michael Bloomberg (2002-2013) y dos de Rudolph Giuliani (1994-2001). Al margen de la votación en la ciudad, los electores del estado de Nueva York acuden a las urnas para pronunciarse sobre seis propuestas, entre las que la más controvertida es autorizar el establecimiento de cuatro casinos al estilo de la ciudad de Las Vegas (Nevada).

Además, también se celebran elecciones a gobernador en Nueva Jersey y Virginia, una cita que suele ofrecer una medida de la intención de voto de los estadounidenses. No sólo marcan la incidencia del ala más radical dentro del Partido Republicano, sino también la deriva estratégica del Gran Viejo Partido de cara a los próximos comicios de 2014 y 2016.

Mundo
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios