HASTA AGOSTO SE HAN REBAJADO UN 17%

La presión de la UE rebaja las emisiones de CO2 de los coches nuevos

Volvo es el fabricabnte mejor posicionado gracias al éxito comercial de su gama enchufable Recharge

Foto: El éxito comercial de la gama Recharge de Volvo le posiciona como el mejor fabricante en emisiones de CO2.
El éxito comercial de la gama Recharge de Volvo le posiciona como el mejor fabricante en emisiones de CO2.

La presión ejercida por la Unión Europea para que los fabricantes de automóviles reduzcan las emisiones de CO2 de sus vehículos está dando sus frutos, por primera vez en 2020. Y es que desde 2016, por primera vez en 2020 las emisiones de CO2 de los vehículos nuevos vendidos en la Unión Europea bajaron con respecto a las cifras del año anterior. Los 95 g/km de CO2 que de media tienen que cumplir todos los fabricantes de automóviles por sus ventas europeas han hecho una fuerte presión para conseguir este gran resultado.

De hecho, entre enero y agosto el valor medio de las emisiones de los coches nuevos vendidos fue de 102,2 g/km, mientras que el balance global de 2019 fue de 122 g/km. O lo que es lo mismo una rebaja superior al 16%. La causa sin duda es la electrificación en el automóvil, la llegada de muchas versiones eléctricas e híbridas enchufables que permiten rebajar estas emisiones. En este momento, la automoción está ya muy cerca de conseguir el resultado buscado, que con los ajustes por peso y las excepciones previstas por la UE es de 95,7 g/km. Entre enero y agosto la reducción ha sido de 19,8 g/km mientras que hasta final de año hay que conseguir una nueva rebaja de 6,5 g/km para conseguir el resultado buscado

Si se analiza la reducción de emisiones en función de los fabricantes, el mejor es Volvo. Gracias a la amplia gama de versiones híbridas enchufables que ofrece en el mercado y a su éxito de ventas, la marca sueca lidera este ranking y ya cumple la exigente normativa, por lo que no tendrá que pagar multas. Estas versiones enchufables incluidas en su gama Recharge han supuesto un 38 % de sus ventas en el periodo entre enero y agosto mientras que si se analizan solo las del mes de agosto, el 50 % de sus vehículos fueron electrificados.

Evolución de las emisiones de los coches nuevos matriculados cada año en Europa. Fuente JATO.
Evolución de las emisiones de los coches nuevos matriculados cada año en Europa. Fuente JATO.

También en muy buena posición se sitúa la alemana BMW que se encuentra a solo 0,6 g/km de cumplir su objetivo concreto, que es de 102,9 g/km por el mayor peso de sus vehículos. Hasta agosto, en el balance del año sus emisiones se sitúan en 103,5 g/km, mientras que, por el peso de sus vehículos y otras características su valor límite es de 102,9 g/km. Es decir, que si sigue la tendencia actual, BMW tampoco pagaría ningún tipo de sanción por sus emisiones de CO2. La clave de este éxito se centra en dos razones, por un lado la amplia gama de versiones híbridas enchufables y de modelos eléctricos, pero por otra las escasas emisiones de CO2 de su gama de vehículos diesel que todavía suponen una parte importante de sus ventas.

Por su parte Toyota se enfrenta a una situación un poco complicada como consecuencia de su estrategia de hibridación. Gracias a esta tecnología, ha sido de los fabricantes que menos emisiones ha tenido en estos últimos años. Pero también es cierto que la cifra no se ha reducido con las nuevas tecnologías. Acaba de lanzar al mercado su primer vehículo 100 % eléctrico, el Lexus UX 300e, pero sus entregas no comenzarán hasta el primer trimestre de 2021. En cuanto a sus variantes híbridas enchufables, están llegando ahora al mercado. Tanto el Prius Plug-in como el Toyota RAV4 enchufable no van a permitir al fabricante japonés reducir mucho sus emisiones.

Hyundai

El que si lo está logrando es el grupo coreano Hyundai, que ha apostado por una gama completa de vehículos híbridos enchufables y eléctricos que si le ha permitido reducir sus emisiones. Su gama de vehículos híbridos representó hasta agosto un 13 % de sus ventas totales, mientras que los vehículos eléctricos puros, el Hyundai Ionic y el Kona EV, representaron el 8 % de las matriculaciones.

Hay que destacar que mientras que los híbridos enchufables permiten una importante reducción de las emisiones, los que más suman en este sentido son los eléctricos. Por un lado porque su valor de emisiones es cero pero, sobre todo, porque este primer año de entrada en vigor de las limitaciones de CO2, cada vehículo cero emisiones vendido suma como si fueran dos coches cero emisiones. Es decir, que las ventas de coches eléctricos puros se multiplican por dos a la hora de calcular las emisiones totales del fabricante.

Otro dato importante a tener en cuenta es la evolución de las ventas a lo largo de un año tan turbulento como es el 2020. Dentro del mercado global europeo, cuyas ventas cayeron un 29 % entre enero y septiembre respecto a las cifras de 2019, las matriculaciones de automóviles electrificados crecieron un 67 % hasta alcanzar 1,54 millones de unidades. Esta es la razón fundamental por la que han bajado de una manera tan fuerte las emisiones de CO2 este año. Si entre enero y septiembre de 2019 la cuota de vehículos electrificados era del 7,8 %, esa cifra ha pasado a ser del 18,1 % en el mismo periodo de 2020.

Motor

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios