LAS PRIMERAS ENTREGAS EN OTOÑO del serie 1

¿Tu primer coche? El nuevo BMW para jóvenes con menor poder adquisitivo

El BMW Serie 1 se comercializará con tres motores diésel y dos gasolina entre 116 y 306 CV con el M135i xDrive como versión tope de gama

Foto: El nuevo Serie 1 tiene un capó motor más corto y un habitáculo más amplio pese a ser igual de largo.
El nuevo Serie 1 tiene un capó motor más corto y un habitáculo más amplio pese a ser igual de largo.

BMW lanzará este otoño la tercera generación del Serie 1, su modelo de acceso a la marca. Un vehículo completamente nuevo, que incluso cambia la configuración tradicional de todos los modelos de BMW, de propulsión trasera, por la de tracción delantera estrenada en el Active Tourer, el innovador monovolumen compacto lanzado hace dos años.

Sin duda el Serie 1 es un modelo importante que ha permitido a la marca alemana acceder a un cliente más joven y con un menor poder adquisitivo, pero al mismo tiempo un fiel admirador de BMW. Las dos primeras generaciones han conseguido un gran éxito comercial, y con este nuevo modelo, cuyo lanzamiento a nivel mundial tendrá lugar el próximo 28 de septiembre, las expectativas son las mejores. El modelo va a ser desvelado oficialmente en el BMW Welt de Múnich del 25 al 27 de junio y posteriormente hará su debut para el gran público con motivo del salón de Fráncfort, en septiembre de este mismo año. Antes de acabar el mes de septiembre se iniciarán las ventas a nivel mundial.

Interior cuidado en el nuevo Serie 1.
Interior cuidado en el nuevo Serie 1.

Sin duda una de las claves de este modelo, como la de todos los vehículos de la marca bávara, será su agilidad de marcha, su dinamismo y deportividad. Para ello el vehículo dispone de un avanzado sistema de chasis con tecnologías innovadoras en el que se integrarán todos los sistemas dinámicos y de control del vehículo. El nuevo Serie 1 se ofrecerá tanto con tracción delantera en las versiones sDrive como con la tracción total inteligente de BMW, el sistema xDrive, que incorporan la mayor parte de los modelos de la marca.

Para el desarrollo de este nuevo modelo se han empleado cinco años y en este tiempo el objetivo ha sido trasladar la precisión dinámica de los vehículos tradicionales de BMW, de propulsión trasera, a esta nueva arquitectura que transmite la potencia a la ruedas delanteras. Fue en el año 2004 cuando la marca alemana lanzó al mercado la primera generación del vehículo, con lo que entraba por primera vez a competir en el segmento compacto premium. Entonces, el objetivo claro fue el de conseguir las cualidades dinámicas propias de la marca y un diseño muy deportivo también en este segmento.

La segunda generación llegó en 2011 con un frontal más llamativo y con un habitáculo en el que se solucionaron algunos problemas de juventud de la primera generación, como su acceso a las plazas traseras, o esas plazas posteriores estrechas. Desde su lanzamiento en 2004 hasta finales de 2018, del BMW Serie 1 se han vendido más de 1,3 millones de unidades, lo que le posiciona como uno de los más vendidos de la marca en su historia.

Para adaptarse al cambio de arquitectura y la llegada de la tracción delantera, el nuevo modelo ha debido adaptar sus proporciones. Para ello, el capó más corto se funde ahora con el parabrisas mientras que la larga línea del techo cae ligeramente hacia la parte trasera para ofrecer una zaga más dinámica. Ese carácter robusto y deportivo se consigue con una trasera ancha y una línea de hombros atlética sobre los pasos de rueda, lo que enfatiza la presencia deportiva de este modelo.

Asientos deportivos en las versiones más potentes.
Asientos deportivos en las versiones más potentes.

Más ancho

El nuevo Serie 1 es 5 mm más corto que su predecesor mientras que ha ganado 34 mm en anchura y su altura se ha incrementado en otros 13 mm. Los técnicos de la marca han conseguido, con unas dimensiones similares, un habitáculo más amplio sobre todo en lo que a las plazas traseras se refiere, donde la acceso es más fácil y donde hay 33 mm más despacio para las piernas. También ha mejorado el espacio hasta el techo. Y en cuanto al maletero, aumenta en 20 litros con respecto a su antecesor hasta llegar a los 380 litros, lo que le sitúa entre los mejores del segmento.

El puesto de conducción, uno de los aspectos clave de los modelos de BMW, ofrece una tecnología digital con una instrumentación de hasta 10,25 pulgadas de pantalla según el acabado. Además cuenta con una pantalla en la consola central del mismo tamaño, de otras 10,25 pulgadas, que va unida con el cuadro de instrumentos formando una gran pantalla que el conductor puede configurar. También dispone de un "head up display" de proyección de datos sobre el parabrisas en el lado del conductor, en color de 9,2 pulgadas, que permite recibir de manera segura toda la información necesaria para la conducción.

Por lo que se refiere a su gama de motores, la variante de acceso es el 118i, con un motor de tres cilindros y 1,5 litros que proporciona 140 caballos. En el otro lado de la gama, la versión M 135i un modelo asociado siempre con la tracción xDrive. El motor que emplea esta versión tope de gama es el cuatro cilindros más potente del grupo BMW. Con sus 2 litros de cilindrada alcanza 306 caballos gracias a la tecnología Twin Power turbo.

En cuanto a los diésel, el de acceso es el 116d de 116 caballos. Mientras que el 118d aumenta su potencia hasta los 150 caballos. En cuanto sus cajas de cambio, las variantes de acceso, los dos diésel y el 118i y de gasolina emplean un cambio manual de seis marchas de serie. La gran novedad en el nuevo Serie 1 es el cambio de doble embrague de siete marchas que es opcional en los 116d y 118i. Por su parte se ofrece un Steptronic, de convertidor de par con ocho marchas como opcional en el 118d y de serie en el 120d.

Motor

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios