sigue los pasos de naturinvest

Western Gate, dueño del 2% de DIA tampoco acudirá a la OPA de Fridman

La firma se suma a la postura que ha adoptado Naturinvest, la 'family-office' de Bontoux-Halley y ex socios de referencia de Carrefour y dueña del 3,261% de DIA

Foto: Supermercado DIA (Foto: iStock)
Supermercado DIA (Foto: iStock)

Western Gate, la división de inversión perteneciente al 'family office' de Luís Amaral y propietario de alrededor del 2% en el capital de DIA, ha confirmado que no acudirá a la oferta pública de adquisición (OPA) de LetterOne, sociedad controlada por el inversor ruso Mikhail Fridman, al considerar que el precio de 0,67 euros por acción no refleja adecuadamente el valor de la compañía.

De esta forma, la firma se suma a la postura que ha adoptado Naturinvest, la 'family-office' de Bontoux-Halley y ex socios de referencia de Carrefour y dueña del 3,261% de DIA, que también ha confirmado que no se desprenderá de sus acciones al precio ofrecido por LetterOne.

"Western Gate sigue creyendo en el valor de Dia y que el precio de 0,67 euros por acción no refleja adecuadamente el valor de la compañía y, por tanto, confirma que no venderá sus acciones", ha señalado la división de inversión perteneciente al 'family office' de Luís Amaral.

Asimismo, se ha referido a la reunión de LetterOne con analistas mantenida el 23 de abril, en la que, según Western Gate, la sociedad controlada por Fridman indicaba que el valor real de la compañía era de 0,22 euros por acción, lo que pone de manifiesto que este nivel representa un 70% menos del precio ofrecido.

"Este valor no fue indicado en el anuncio de la oferta, y a Western Gate le gustaría saber por qué LetterOne nunca ha mencionado esta cifra", señala la firma, que considera que solo podría haber tres explicaciones posibles: el mercado es "irracional" y cree erróneamente que el valor de la compañía es realmente superior; existe alguna nueva información que el mercado desconoce o la opinión de LetterOne no es correcta.

Asimismo, Western Gate ha afirmado que la falta de claridad de LetterOne sobre el futuro de la compañía está produciendo un efecto negativo en todas las partes interesadas y contribuye al deterioro de la compañía.

Respecto a las negociaciones con la banca acreedora, la sociedad ha señalado que, al contrario que el equipo directivo, LetterOne aún no ha logrado alcanzar un acuerdo, "lo que sigue dando alas a la incertidumbre tanto de los accionistas como de los acreedores".

Pese a ello, la división de inversión perteneciente al 'family office' de Luís Amaral ha afirmado ser consciente de que el éxito de la oferta y la consiguiente ampliación de capital constituyen una opción para que Dia recupere su "credibilidad y solidez" financiera, por lo que espera trabajar de forma constructiva con LetterOne para contribuir al cambio de rumbo de la compañía.

"En caso de que la oferta fracase, el equipo directivo estará obligado a encontrar una solución que fortalezca la marca, cuya presencia ya es internacional, y, lo que es más importante, proteja a los 44.000 empleados de la compañía", ha señalado.

Mercados
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios